Side Area

Ellas opinan: mamá de un bebé prematuro

Ellas opinan: mamá de un bebé prematuro

La historia de hoy en nuestro blog es la historia de lucha y coraje de Joel, un bebé prematuro que no solo nació con fuerza sino que dio lugar a un precioso proyecto llamado Noupops. Davinia Prieto, que ha querido contarnos su historia como madre de un buenhijo prematuro, teje hilos de vida junto a 4 mujeres más que dan forma a unos preciosos pulpos de crochet que calman y dan tranquilidad a estos pequeños. ¡No dejes de leer su historia!

*Podéis seguir el proyecto de Noupops aquí.

La historia de Joel

Cuando te quedas embarazada de tu segundo hijo, lo primero que te viene a la cabeza es que vas a disfutarlo a tope, ya no eres primeriza y aunque tienes los típicos miedos de cualquier madre no te comes la tanto cabeza. Sin embargo, ahí está la vida recordándote una vez más, que las cosas no son como queremos.

La historia de lucha por la vida de mi hijo Joel, empezó a los 4 meses y medio de gestación. Un 9 de febrero empezaba lo que los médicos llaman trabajo de parto. A las 21 semanas perdí el tapón mucoso y empezó la lucha de mi hijo por aferrarse a la vida sin tan siquiera haber nacido. Él podía haber nacido en ese instante, pero el destino quiso que no fuera el momento.

Ingreso en la semana 23 de embarazo

Cuando estaba de 23 semanas rompí aguas y fue el momento de miedo y pánico más terrible que jamás había vivido. Me ingresaron en el Vall d’Hebron de Barcelona y muerta de miedo sin saber que sucedería iban pasando las horas. Tenía el brazo lleno de vías para la medicación, correas para ver como iba el peque, análisis pero nadie me dice nada. “Tú tranquila mami” era lo único que oía, nadie te decía nada más.

Interiorizé una canción de Chenoa: “Todo irá bien”. No paraba de cantarla mentalmente, creo que eso me salvó de no caer en una pequeña locura de pensamientos negativos.  Estuve ingresada dos interminables meses y de repente tu familia se amplía y las enfermeras, auxiliares, médicos, las limpiadoras y tu “compi” de habitación se convierten en tu segunda familia.

24 horas sin salir de esa habitación, sin levantarte de la cama, son muchas horas, muchos días, muchas noches y muchos momentos. No fue fácil, fue muy duro. Nadie entiende cuando lloras, nadie entiende tu tristeza, nadie entiende tu miedo, solo lo entiende quien pasa o está pasando por esa misma situación. Te sientes incomprendida, sola, incluso llegas a sentirte mala madre, por que piensas que esa situación la has provocado tú, haciendo algo que no debías. ¿Lo positivo de esos meses? Que fueron los mejores para mi bebé. Durante ese tiempo el fue madurando en mi barriga.

El momento del parto

Joel nació en la semana 30, y cuando realmente me di cuenta que ese día iba a nacer, me paralicé, entré como en shock. Había llegado el momento. ¿Nacería bien? ¿Respiraría por si solo? ¿Estaría bien formado? ¿Le latiría el corazón? ¿Cuánto pesaría? Un bombardeo de preguntas en mi cabeza.

Yo no quería que naciera aún, pero él tenía muchas ganas de nacer, y nació casi sin que yo empujara. Y cuando lo oí llorar para mi se paró mi mundo. Fue un instante maravilloso, un desahogo oírle. No me lo enseñaron hasta el cabo de unos 45 minutos y solo pude darle un beso. Después se lo llevaron y la siguiente vez que lo vería, sería a través de un cristal y poniendo mis manos por dos ventanitas para poder tocarlo. La primera vez que pude bajar a ver a mi peque recorrió por mi cuerpo un miedo indescriptible, las piernas me temblaban, estaba muy nervios. Su olor, su luz, los monitores, pitos…

Adquieres un nuevo vocabulario , desconocido para ti antes, bradicardias, saturación, desaturación, electrodos, sondas, parentenal… Y cuando lo vi ahí dentro, con tubos por todos lados, electrodos y sondas se me encogió el alma y no podía parar de llorar. Tardé dos días en abrir esas ventanitas para poder tocarlo. Y tres días para poder cogerlo porque no podía, me aterrorizaba cogerlo, tan pequeñito, tan frágil.

El alta, uno de los momentos más duros

Cuando me dieron el alta, fue otro de los momentos más duros. Yo me iba a casa y el se quedaba ahí, sin mí. Me fui vacía por dentro, con el miedo en el cuerpo, haciéndome todo el rato la misma pregunta: ¿estará bien?. Y cuando vuelves al día siguiente antes de entrar, entras con miedo, miedo por lo que te puedas encontrar, miedo por lo que te digan los médicos, miedo por saber como ha pasado la noche…

Tu vida se reduce a una pantalla, esa pantalla donde está tu bebé conectado, donde puedes ver si está bien o no. No me importaba nada más, solo existía esa pantalla y mi bebé, quería saberlo todo.  No todo fue negativo, hubo un día muy especial, el día que mi hija Lucía fue a conocerlo por primera vez. No fue fácil explicarle donde estaba su hermanito, pero fue precioso. Esa mirada que le dedicó a su hermano, esa delicadeza al tocarlo y Joel debió notarla porque levantó su manita como para poder tocarla, simplemente felicidad extrema.

En nuestra estancia en la UCIN, creé lazos de amistad con otras mamis, donde te apoyas, lloras, ríes, te comprenden, donde un logro o una derrota es el de todas, te abrazas, te consuelas, yo las llamo mi familia “del Valle”, mi mamis guerreras. Nuestras conversaciones eran siempre las mismas, pero nos consolaba tanto. Cuánto ha engordado, si ha desaturado o si le han hecho la eco craneal, nuestro lenguaje pasó de normal a lenguaje médico.

Ser mamá de un bebé prematuro es muy duro, pero me ha enseñado muchísimo. Me ha enseñado a luchar, a confiar, a caer, a levantar, a valorar, a gritar de rabia… Pero también me ha enseñado a que una personita tan pequeñita es capaz de darte una grandísima lección de vida y coraje y sobretodo te enseña que aunque todo esté negro hay que seguir y no decaer jamás.

Con Joel también nace el precioso proyecto Noupops

Noupops nació por la motivación de 5 personas a querer ayudar. Unas con lo que mejor saben hacer, el ganchillo Silvia y Gemma, otras porque somos mamas de bebes prematuros como Sandra y yo misma, y otras por querer ayudarnos a difundir y trabajar en nuestro proyecto, Noupops y esa es Montse.

Noupops nace a través de las redes sociales. Noupops no es simplemente tejer un pulpo a crochet, es tejer un poquito de esperanza para estos pequeños guerreros que están en las incubadoras en nuestras UCIS españolas.

Este proyecto viene de Dinamarca del grupo pionero “Spruttegruppen”, un papá le pidió a una conocida, que le tejiera un pulpo para su pequeña que estaba en incubadora, observaron que desde que tuvo este muñeco, estaba más tranquila y había mejorado su frecuencia cardiaca. La chica que tejió el pulpo lo publicó en su blog a modo de anécdota y la respuesta que recibió fue lo que es hoy “Spruttegruppen”, se cordinaron y así nació este proyecto en Dinamarca.

Hicieron estudios y observaron también que, los tentáculos era para ellos como el cordón umbilical. A través de ecografías, vieron que los bebés en muchos momentos tocaban y se agarraban el cordón umbilical y al nacer prematuramente les crea estrés y nerviosismo  no poder tocarlo. Al tener el pulpo se agarran y esto les da tranquilidad y confort, algo muy importante en estos bebés.

Además con este pulpo evitan que se agarren al respirador, se quiten sondas y vías con lo perjudicial que podría ser para ellos.

Dinamarca lleva, desde el 2013, entregados más de 21.000 pulpos y nosotras con Noupops queremos no duplicarla, sinó cuadruplicarla… Queremos llenar todas las UCIS de pulpos, queremos tocar con nuestra aguja mágica de crochet y crear un pequeño hilo de vida, que todos nuestros luchadores tengan su pulpo de confort y de la tranquilidad.

Tenemos nuestras pulperas solidarias repartidas por cada rincón, por cada provincia pero buscamos más, buscamos que quieran tejer estos pulpos, colaborar con nosotras, porque sin ellas todo esto no sería posible. Son las hadas madrinas de este proyecto, ellas junto con todas nosotras somos NOUPOPS.

Y vosotras Malasmadres, ¿habéis pasado por la misma experiencia que Davinia? Os esperamos en los comentarios.

Antes de irnos…

Envíos gratis para celebrar el ‘Día del Padre’

Se acerca el 19 de marzo y para celebrar que llega el ‘Día del Padre’ tenemos envíos gratis en todos los pedidos que incluyan un producto de buenpadre.

  • Podréis disfrutar de ellos hasta mañana martes a las 23.59 horas.
  • Entra en nuestra nueva tienda online aquí.
  • Si tienes alguna duda escríbenos a latienda@clubdemalasmadres.com.

18 Comentarios
  • Ana Martínez Cano

    12 Marzo, 2017 a 10:08 am Responder

    Prematuro de 28 semanas con 730gramos. La peor experiencia del mundo que le puede tocar a una madre. El mundo se reduce a entrar en la UCI y ver los avances que hace el pequeño. Gracias a esos equipos maravillosos que hay en los hospitales hoy tenemos en nene super sano de 20 meses que es lo mejor del mundo. Animo a todos los que estén en esa situación.

    • Montse Artigas

      12 Marzo, 2017 a 11:46 am Responder

      ¡Muchas felicidades Ana! Muy dura la experiencia que nos cuentas. Nos alegramos mucho de que tu bebé esté sano y feliz. ¡Un abrazo pulpero!.

      Montse
      NOUPOPS

  • Raquel Pérez

    12 Marzo, 2017 a 10:15 am Responder

    Hola, no se por dónde empezar. Me llamo Raquel y soy de Madrid. Hasta la semana 20 de embarazo todo iba genial, pero justo en la eco de alta resolución nos dicen que el bebe tiene un bloqueo cardíaco completo y su corazón late a 50 latidos por minutos. Desde ese momento puedes hacerte una idea de la cantidad de emociones que nos invaden, pero también la angustia dos días por semana de visitar el hospital para confirmar si sigue o no latiendo ese pequeño corazón. Hoy estamos en la semana 27 y el enano sigue adelante, pero ha perdido más pulsaciones y empieza a tener insuficiencia pulmonar. Están valorando sacarle YA para intentar que sobreviva fuera. Por lo que, además de prematuro, será un bebé con problemas añadidos. He sentido cada palabra de tu post como si fuera mi experiencia. Me gustaría saber más acerca de vuestro proyecto. Gracias¡!

    • Montse Artigas

      12 Marzo, 2017 a 11:40 am Responder

      Hola Raquel! Soy Montse de Noupops. He leído con atención y mucha emoción la experiencia por la que estás pasando. Eres una valiente y tu bebé también. Esperamos de todo corazón que podáis superar esta dura prueba que os pone la vida. Nuestro proyecto está formado por más de mil “pulperas solidarias” que tejen a mano con hilo 100% algodón un pulpo que ayuda al bebé prematuro a estar tranquilo en la incubadora y evita que tire de las sondas, tubos a los que está conectado. Tienes toda la historia en https://www.facebook.com/noupopss/. Si quieres de forma más privada, escríbenos a noupops@gmail.com, estaremos encantadas de saber de ti. Un beso enorme.

    • Patri Galera

      14 Marzo, 2017 a 8:58 pm Responder

      Espero y deseo que todo os vaya de maravilla, con tu fuerza y la de él todo irá genial seguro!! Mucho ánimo!!

  • Conso Ramos

    12 Marzo, 2017 a 10:40 am Responder

    Soy mamá de un prematuro de 28 semanas, 1, 370kg. Durísima experiencia, pero también una gran lección de nuestro campeón, que hoy es un precioso niño sano de 15 meses que nos llena de alegría. Me parece una iniciativa estupenda, ojalá él hubiera tenido un pulpito. Me encantaría participar. Gracias por la iniciativa.

  • Montse Artigas

    12 Marzo, 2017 a 11:44 am Responder

    Hola Conso! Soy Montse, parte del equipo que formamos la gran familia de NOUPOPS. Serás muy bienvenida y estaremos encantadas de tenerte entre nosotras. ¡Síguenos en https://www.facebook.com/noupopss/ ! y escríbenos un mail a noupops@gmail.com con tus datos. Tanto a ti como a Raquel, os enviaremos una pequeña sorpresa por ser las mejores madres del mundo. ¡Un beso muy fuerte!.

  • M Elena González Navarro

    12 Marzo, 2017 a 1:25 pm Responder

    Mama de una niña que nació a las 25 semanas, peso 535 g, ese mismo día nacieron dos mas con ella que no sobrevivieron. Una experiencia dura no creo que lo siguiente. En ese caso si te sientes mala madre pero de verdad.

    • Montse Artigas

      12 Marzo, 2017 a 9:33 pm Responder

      M Elena, qué triste experiencia. Es muy duro y doloroso. Desde aquí todo nuestro ánimo y apoyo.

      Gracias por contarnos tu historia.

      Un abrazo,

      Montse
      NOUPOPS

  • Isabel (mamá de un prematuro)

    12 Marzo, 2017 a 2:33 pm Responder

    Hola! Yo también soy mamá de un bebé prematuro. 970 grs de peso, nacido a las 31 semanas de gestación… sus tres primeras semanas de vida fueron continuos altibajos… pero ahora tenemos un bebé de 8 meses que nos sonríe cada vez que nos ve. Aunque no es nuestro primer hijo, yo digo que somos padres primerizos de un bebé prematuro, porque hay muchas ocsas y circunstancias diferentes a tener un hijo nacido a término. En mi blog, cuento nuestra experiencia y nuestro día a día con un bebé prematuro.
    El proyecto de los pulpitos lo he conocido a raíz de entrar en este mundo de la prematuridad… ojalá lo hubiese conocido cuando estuvimos en la UCIN

    • Montse Artigas

      12 Marzo, 2017 a 9:30 pm Responder

      ¡Nos alegramos mucho Isabel! y felicidades por tu blog.
      Un abrazo,
      Montse
      NOUPOPS

  • Beatriz

    12 Marzo, 2017 a 7:07 pm Responder

    Hola!!!cuando te quedas embarazada buscas todo lo perfecto,lo imaginas todo de una manera especial,única..pero la vida te enseña que no debes avanzar 9meses sino ir viviendo cada día..”Cada dia es un gran paso,”esa es la frase que ahora esta grabada en mi cabeza..soy mami de un prematuro de 25semanas y 560gr,aun esta en la UCIN pero nos ha demostrado sin duda que tal cuál nació se convirtió en un gran luchador como su nombre indica..antes de entrar a quirófano nadie apostaba por el,pero ahora vemos que la inmensa energia y las enormes ganas de vivir y luchar que tiene son su mejor medicina..tiene un equipo médico alrededor admirable,forman parte de nuestra vida,y son una pequeña familia que en el futuro cuando le expliquemos como fue de duro todo,nos saldrá una sonrisa al recordar cada palabra de ánimo que ahora nos dan..Nadie nos explicó que fuera fácil ser padres de un prematuro,la vida te enseña de golpe a ser fuerte ante la adversidad,pero simplemente le miras y dices..juntos podemos!!!!
    Empiezas a estudiar una nueva carrera cuando ocurre esto,todo de lo que te hablan y no sabes lo que es,lo estudias,hasta el último detalle,para preguntar dudas,para conocer que ventajas y desventajas puede causar cada paso que se da..porque como me enseñó una pediatra..nada es regalado..tienen que ir con pies de plomo y cuestionar muy bien cada plan de tratamiento..pero son los verdaderos angeles de esta pelicula..y los prematuros los superheroes!!!!!

  • Sandra recio delgado

    12 Marzo, 2017 a 9:28 pm Responder

    Mama de prematuro por partida doble,mellizos,niño y niña,28 semanas.
    Hasta ese dia nunca habia oido hablar de la palabra prematuro,hoy dia, despues de seis años y muchas batallas ganadas de especialidades que no sabia que existian,puedo decir que mis niños estan bien y que todo lo pasado,pasado está,y que necesitaria escribir un libro para expresar todo lo que una mama de prematuro piensa en esos meses de incubadora,por cierto los mios llegaron a los 900gramos,eran unos campeones de 28 semanas

  • Sonia Castro

    13 Marzo, 2017 a 12:19 am Responder

    Mamá de Anna, 24 semanas de gestación, 495 grs…un pequeño milagro. Ahora tiene 3 años y medio, va a un ritmo distinto pero es feliz y eso es con lo que me quedo. Yo aún me busco, me perdí en los 5 meses de hospital pero aunque no volveré a ser la misma intento ser la mejor malamadre que pueda para mi niña y recuperar parte de mi poco a poco.

  • VGS

    13 Marzo, 2017 a 7:12 am Responder

    En mi caso la prematura fui yo. Medio kilo de peso. Nací unos 3 meses antes de que me tocará, esos que luego me pasé en la incubadora… Imaginaos lo que era esto hace 35 años… A mi padre le dijeron que no contara con ambas, que era difícil que saliéramos adelante mi madre y yo. Y aquí estamos hoy, las dos, 35 años después. Yo malasmadre de un hijo de 3 años (que no fue prematuro) y ella, buenabuela feliz y orgullosa.
    Mucho ánimo a todas las mamás que pasan por esa situación.

  • Montse Artigas

    13 Marzo, 2017 a 6:59 pm Responder

    Gracias a todas por explicarnos abiertamente vuestra experiencia, dolorosa en algunos casos y esperanzadora para otras madres que están pasando por lo mismo.

    Sois unas valientes!

  • cuna bebe

    13 Marzo, 2017 a 7:43 pm Responder

    Mi nena nació solo con un par de semanas de antelación, pero tengo una amiga que tuvo su primer hijo a las 26 semanas. El pequeñín tuvo que estar tres meses en la UCI pero al final salió adelante todo perfecto. Eso sí, ahora que tiene 3 años se nota un poco más pequeño que el resto de sus amiguitos de la misma edad, pero de salud está perfecto.
    Un saludito
    Pilar

  • Patri Galera

    14 Marzo, 2017 a 9:10 pm Responder

    Yo soy malamadre de un niño que nació a las 32 semanas, he sentido cada palabra como propia… Nadie está preparado para algo así, yo me imaginaba en el paritorio con mis contracciones teniendo un parto natural y marchándome con mi pequeño para casa a los 3 días… En la ecografía del tercer trimestre escucharon que su corazón latía demasiado rápido y me hicieron cesárea, pensé que se había muerto porque se lo llevaron muy deprisa y no me dejaron verlo, pasaron horas sin tener noticias, al llegar la noche nos dijeron que estaba grave y que podia ser que no sobreviviera, sin duda el peor día de mi vida, encima no me dejaron verle hasta el día siguiente… Hoy mi pequeño héroe tiene 6 años recién cumplidos, calza un 35 de pie y es el más grande de P5!! Mucho ánimo para todas las familias que están en esta situación. Y que decir de Noupops… Me encanta!!

Comentar

X