¿Qué quieres encontrar?

32
Don’t worry, be happy!

Don’t worry, be happy!

(malamadre jefa al habla)

Yo era mejor madre antes de ser madre, lo digo siempre, me visualizaba como Bree de Mujeres Desesperadas, aprendiendo, por arte de magia a hacer pasteles, coser… Con paciencia infinita y con niños repeinados, de celofán, vestidos a juego cada día de su existencia. Pero luego llega la realidad y te conviertes en una loca sin peinar, que pone salchichas de paquete por las noches y se deja morir en el sofá antes de la 1 de la madrugada, con suerte, mientras espera que acabe la lavadora nocturna.

Todavía recuerdo como si fuera ayer el pensamiento que me invadió en mi primer embarazo. Visualicen el contexto, en ese momento de mi existencia, mi vida era una locura o eso creía yo… porque tenía un trabajo que me apasionaba y me machacaba al mismo tiempo. Sin vida social, con proyectos que se acumulaban y en un ambiente tóxico. Visualizaba el momento “madre” como la panacea, la liberación… Liberación entendida no como el fin de mis días de estrés laboral, sino como el punto de inflexión para comenzar a priorizar lo realmente importante en la vida. Tenía tan idealizada la maternidad que pensaba que cuando fuera madre el trabajo me daría igual, crecer profesionalmente pasaría a un segundo plano, arrastrando con ello a mi propia persona, que sería la segundona en esta nueva película llamada “madre”.

La publicidad edulcorada, el entorno que se había guardado muchas cosas y sólo me había contado lo bonito que eran los bebés, su piel rosada y su olor a Nenuco me habían convertido en una madre perfecta, de sonrisa perpetua, que lo dejaría todo por amor, por el amor de madre, por la felicidad plena que sólo alcanzaría en ese momento.

Ja!

Imaginad mi cara, mi decepción cuando llegó el momento y la realidad empezó a hacer de las suyas. Dolores de parto para morir, postparto para troncharse y conciliación para huir. ¿Dónde estaba mi estado de embriaguez, de felicidad plena y de ensoñación infinita? Se esfumó. ¿Y con ello la felicidad? Eso sí que no. Vale que tuviera que adaptarme, recolocar los cimientos de mi existencia y repensar mi camino. Pero eso era lo último que estaba dispuesta a perder. Y entonces descubrí la verdadera felicidad. Cuando me despojé de la presión, de la culpa y la frustración…

Cuando la buenahija1 me sonríe desde lejos al verme aparecer en el colegio.
Cuando el buenpadre se va con las dos al parque.
Cuando la buenahija2 se ríe inconscientemente después de tomar el pecho.
Cuando salgo por la puerta sola, conmigo misma y un bolso de mano.

Cuando una malamadre me manda un selfie con su libro “soy buena malamadre”.
Cuando no tengo nada para la cena y encuentro un tupper de la buenaabuela en el congelador.
Cuando encuentro en el chino el disfraz de conejo que le han mandado en el cole.
Cuando me hago la dormida para que se levante el buenpadre.

Cuando alego mucho trabajo para tener un ratito de tranquilidad o twittear en soledad.
Cuando me encierro en el baño a respirar.
Cuando los buenosabuelos llegan desde tierrasanta dispuestos a darlo todo por sus nietas.
Cuando después de un día de locos, por fin, cierran los párpados.

Malasmadres-happymum

En esas pequeñas cosas de buenamadre y en esos grandes momentos de malamadre, reside la felicidad. Así que sí, yo encarno a esa Happy Mum, que pasa de preocuparse por chorradas, que intenta aparcar la culpa y mirar hacia delante. Por eso, en este día previo al día de la madre, mientras espero que me den el día libre, me uno a la campaña de Showroomprive a la que me han invitado, para que ninguna nos quedemos sin regalo, que ya sabéis que aquí nos gusta practicar el autorregalo. Y gritar: “BE HAPPY, DONT WORRY”.

En Showroomprive.es nos regalan 10€ con el código: HAPPYMUM1 en nuestra compra. Y además podéis participar en el concurso que han activado de un año de compras gratis y ganar una de las sudaderas #HAPPYMUM aquí. ¡Suerte!

IMG_0692

 

 

 

Han comentado...

  1. Yo coincido con algunos tuyos, no levantarme por la noche con alguna pesadilla, encerrarme en el baño o leer tweets en paz , que vengan sus amigas, o se vaya con alguien y por supuesto sus abrazos , sus sonrisas y sus regalos porque como dice tu libro una malamadre es una buena madre pero imperfecta, un besazo

  2. Cuando la buenahija de cuatro años me dice “eres la mamá del mundo” o los saltitos que da en la fila al recogerla del colegio.
    Cuándo el buenhijo de 20 meses me da besos que absorben toda la cara y acaban en pedorretas. Y cuando ve a su hermana salir del cole y grita “tataaaaa ”
    Cuando les veo caminar juntos de la mano , o reír, abrazarse..
    Cuando veo cómo juegan en la cama con el buenpadre.
    Cuando nos dejan un ratito al buenpadre y a mi para estar juntos…

  3. Totalmente cierto!! Lo de hacerme la dormida es mi Nirvana… Lo que no logro entender es como después de cuatro años el buen padre aún no se ha dado cuenta que es una trampa mortal…
    Otro de mis momentos Happy Mum es el trayecto hacia el trabajo, que podría coger el coche y estar en quince minutos si, PERO NO. Prefiero los 45 minutos en tren, eso maravillosos 45 minutos para MÍ SOLITA, en los que mi única preocupación es pasar las canciones del IPod e ir mirando por la ventana. 45 minutos de ponerme al día con el blog, cotillear con mis malasmadres y leerme hasta el periódico. Ahora con vuestro libro tendré que priorizar y en vez de pasar las canciones pasare vuestras páginas como las locas. SIIII ESE ES MI MOMENTO…<3

  4. Cuando despues de salir de mi cole y recogerle de la guarde nos vamos a casa y nos tiramos los dos en el sofa a ver un rato largo la tele,cuando el buenpadre se lo lleva en la bici y yo me quedo en casa SOLA disfrutando de un poquito de paz,cuando llega el buenpadre del trabajo y me toma el testigo es los juegos infantiles y me retiro al baño a leer tweets y desconectar del mundo.
    Y por encima de todas las cosas, cuando el buenhijo me besa y abraza gritando que me quiere, cuando sale corriendo a mis brazos despues de pasar un rato con los abuelos o cuando planeo algo chulo para él y mirándome dice: mami, gracias por traerme.

  5. Sin duda cuando me susurran al oído que soy la mejor madre del mundo, yo muero de amor y al instante me piden si pueden jugar a la consola o si pueden comer un helado antes de comer.

    #happy mum

  6. Os admiro con eso de haceros la dormida para que el. “buenpadre”? se levante…
    Si quiero que el se levante se lo tengo que pedir…y por favor! Así que…a la proxima a ver quien aguanta más el pulso de no levantarse… Me da que le he acostumbrado a ser yo la que pierda…y ya poco puedo hacer…:( Por lo demás, mil razones para ser feliz…: Solo con su mirada fija a mis ojos…su sonrisa y emoción al verme cada mañana. Sus abracitos incipientes y besos llenos de baba…Y cuando salgo sola, y puedo hacer deporte, o tomarme un vino con una amiga, o duermo sola en la otra habitación… (bebé de 6 meses)

  7. Coincido casi con todos los tuyos. Añadiría cuando el buenpadre se lleva a la buenahija de paseo para que yo pueda dormir un poco mas los domingos, es mi momento mas happy!!

  8. Mi momento es cuando nada mas despertarse (aunque es muy temprano) lo primero que dice es Maaaaamiiii con voz dulce… Me derrito. Feliz día de la madre para todas las malasmadres!!!

  9. Coincido con muchos,pero el que más es cuando me dice que me quiere más que a nadie en el mundo,que le dure mucho tiempo,jiji!feliz día malasmadres!!

  10. Tengo varios…
    Cuando la buenahija me dice “mamá eres muy guapa” y me aparta algún mechón de la cara y yo pienso que tan mal no lo debo estar haciendo.
    Cuando el buenhijo, que está tan feliz en brazos de alguien, me ve y se me tira intentando alcanzarme con sus manos.
    O cuando me levanta la camiseta y busca diciedo con su media lengua “te-ta”.

    Hay momentos en los que los regalaría en plan 2×1, pero son lo mejor del mundo mundial.

  11. Mis momentos felices son esos pequeños momentos en los que sientes que lo eres todo para ellos:
    – se quedan dormidos en tus brazos mientras les cantas o acaricias
    – sonrien entre lagrimas cuando les coges del suelo tras haberse tropezado,aspado la rodilla o caido del columpio
    – cuando llegas a recogerles a casa de los buenosabuelos tras una laaaarga jornada laboral.
    Y que duda cabe que los momentos malamadres:
    Cenita con las amigas
    Cine con el buen padre
    Noche durmiendo a pierna suelta gracias al servicio de canguro de la buena tia
    Momento lunes a las nueve cuando llegas al trabajo y tienes por delante ocho horas para estar sentada solo con ojos para el ordenador… uf!
    Feliz dia de las malasmadres!!!

  12. Mis momentos felices son esos pequeños momentos en los que sientes que lo eres todo para ellos:
    – se quedan dormidos en tus brazos mientras les cantas o acaricias
    – sonrien entre lagrimas cuando les coges del suelo tras haberse tropezado,aspado la rodilla o caido del columpio
    – cuando llegas a recogerles a casa de los buenosabuelos tras una laaaarga jornada laboral.
    Y que duda cabe que los momentos malamadres:
    Cenita con las amigas
    Cine con el buen padre
    Noche durmiendo a pierna suelta gracias al servicio de canguro de la buena tia
    Momento lunes a las nueve cuando llegas al trabajo y tienes por delante ocho horas para estar sentada solo con ojos para el ordenador… uf!
    Feliz dia de las malasmadres!!!

  13. Cuando los domingos mi chico se va temprano a trabajar y nuestra pequeña loca se mete en nuestra cama y me dice al oído y canturreando: “hoy es día de chicaaaassss”

  14. jajajaja voy a parecer muy malamadre, pero mi momento happy mum preferido del día es cuando los veo los dos juntitos durmiendo en mi cama que parecen que no hayan roto un plato… y los dejo allí unas horas para asegurarme que no se despiertan cuando los llevo a su cama y su cuna mientras yo puedo tomarme un té tranquilamente y leer un poco algún libro!

  15. Convencer al buenhijo de que ir a cenar y dormir con los buenosabuelos la víspera de un día de fiesta (mío, no del buenpadre) es lo MÁS para poder dormir hasta las 10 cruzada en la cama.
    Cuando el buenhijo me dice que los Reyes Magos no me traerán nada porque le he gritado pero que él me quiere mucho y le da igual y me hace un camino de besos desde la mano hasta la mejilla.

  16. Por partes, pareces Rafaella Carra en una de sus actuaciones (sin amantes….quien se puede consolar…)
    Yo también coincido con tus pequeños momentos de felicidad, sobretodo el que estén los buenos abuelos y den de comer, cambien, bañen y entretengan al buenhijo mientras yo me dedico a la vida contemplativa.
    Y otro que me gusta mucho es cuando esta tranquilo tomando su tetica (cuando esta nervioso no, que muerde como perro presa) y si llora no se calma con nadie salvo conmigo. Bueno, esta llorando, voy a cogerlo.

  17. Pero cómo me has hecho reír! Y es que esta malamadre ha sufrido hoy en hacer dormir al pequeño y pues si, absolutamente todo lo que escribes, nos pasa!
    Y cómo nos vendieron el rol de madre no? ja ja ja! pero ni aún engañada lo cambio, yo también soy una happy mum, ojo, happy no crazy… 😉

  18. Tengo dos momentos:
    1-Cuando e el buen hijo encuentra un cuento y viene a sentarse en mis rodillas…me lo comería…
    2-Cuando el buenpadre se va al parque con el buenhijo y el buenperro…y yo me quedo SOLA!!!

  19. Pues, obviamente, hay muchos momentos, pero me quedo con cuando la buena hija me da uno de sus abrazos que parecen como si el mundo se acabase. Porque ahí se me para el tiempo. Porque ahí es cuando todo merece la pena

  20. Esta mañana cuando mi “moco” de 4 años se ha sentado conmigo mi me ha dejado darle besos hasta que se me han “arrugao” los labios y ya no me salian ruidos. Qué gozada!

  21. Soy #malamadre y #HAPPYMUM cuando buenpadre se va con buenhijo y con buenaperra a jugar al parque y yo puedo vaguear o tener una tarde de chicas con malasmadres o con mi buenasobrina. Pero muero de amor cuando buenhijo me come a besos, me hace la pelotilla antes de pedirme jugar a la consola….y por supuesto cuando me dice que estoy super guapa (así tenga pintas de “marialaguarra”). Feliz día de la malasmadres!!!!

  22. Mi momento #HappyMum cuando me toca trabajar de tarde y libro la mañana para ir al gym,de compras o hacer otras cosas, sin niños, sin buenpadre….jeje….
    Aunque confieso que otro momento happymum es junto al buenpadre cuando una vez al año dejamos a los piratas con los abuelos y nos perdemos del mundo durante un fin de semana sólo para los dos

  23. Mi momento #happymum es cuando mi peque m da esos achuchones espontáneos! Aishhhh!
    Q llego!

  24. Mi momento happy mum, cuando los buenoshijos están en su cama, yo tirada en el sofá y el buenpadre preparándome algo rico para cenar. Sí, somos malospadres y casi nunca cenamos con los buenoshijos. Los acompañamos en la cena, pero cenan demasiado temprano para nosotros.
    Otro momento happy mum: cuando uno o los dos buenoshijos están conmigo en la cama por la mañana (fin de semana)y el buenpadre está preparando el desayuno para todos.
    Y el momento estrella de la happy mum!: Cuando el buenpadre y los buenoshijos salen juntos por la puerta y me quedo SOLA sin hacer nada que no me apetezca!

  25. Cuando me dice que la encanta que la vaya a buscar a la parada del bus,y eso que la voy a buscar todos los días

  26. ‪#‎HAPPYMUM‬ cuando me despierto por mis propios medios sin un lloro, grito o salto repentino mañanero.

  27. Cuando a la hora de recoger al buenhijo en la guardería me dicen: “todo bien con Miguelito señora”, eso quiere decir que hemos pasado un buen día, ha comido bien, no hizo berrinches de más, trabajó bien sus actividades y yo pude cumplir con mi jornada laboral, sin que me llamaran a media mañana para pasar por él pues tiene fiebre o algo más…
    Saber que pasó un buen día y que juntos podremos terminarlo igual, esperar al buenpadre y poder cenar juntos (con toda la locura que eso implica), dormir a la hora que se pueda, como se pueda, pasar un rutinario día, que de rutina no tiene nada, jajaja. Sobrevivir a una día más de malamadre… eso me hace una #happymum.

  28. Soy una #HappyMum cuando mi buenhijo me hace sentir como si la buenahija soy yo, tiene 4 años y una manía de tratarnos a buenpadre y a mí como si fuésemos unos bebés, me dice mamacitica linda con carita cuchi y todo! ahora embarazada me derrite cuando besa y le habla a la pancita y le dice: bebé te quiero muchooooo, son momentos en los que me siento amada y que mi labor de malamadre da sus frutos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X

La web del Club utiliza cookies para mejorar tu experiencia y hacerte ganar unos segunditos. Haz click en aceptar si estás de acuerdo. Aceptar Leer más