¿Qué quieres encontrar?

59
Ellas Opinan: niños con altas capacidades

Ellas Opinan: niños con altas capacidades

Tener altas capacidades no significa sacar siempre muy buenas notas y llevar una vida fácil. Son muchos los esteréotipos erróneos acerca de este don que muchas veces acaba disfrazado. Estamos acostumbrados a movernos en la normalidad, y muchos de estos niños no son ayudados cómo deberían. La historia de Mario, es el relato de un niño con altas capacidades que sufre por ser distinto y que no sabe lo que le pasa. Hoy su malamadre, de manera anónima, nos cuenta cómo vive Mario su día a día. 

Mario está nervioso, son las once y media de la noche y lleva acostado ya dos horas. No puede dormir, lo intenta, lee, su mamá le hace masajes en la espalda, se levanta, toma un vaso de leche y se vuelve a acostar.

Tan sólo tiene 5 años y ya padece ansiedad e insomnio y problemas emocionales. No sabe por qué se siente así. A la mañana siguiente, al despertarse, no quiere ir al cole, le dice a su mamá que no le gusta, que se aburre. Su mamá si sabe por qué Mario se siente así, pero Mario es demasiado pequeño para comprenderlo. Desde que nació siempre ha sido de esos niños que todo el mundo llama “espabilado”. Además de un lenguaje muy precoz, Mario aprendía rápido, él solito, sin enseñarle.

Sus papás atónitos intentan asimilar esta situación nueva e intentan ayudarle en todo lo que les demanda y comienzan a ver que está situación les viene grande. Mario hace preguntas inusuales, preguntas muy difíciles de explicar a un niño de su edad.Con cinco años les pregunta a sus papás “¿por qué se mueren las personas?, ¿dónde se van esas personas cuando se mueren?”.

Mario con cinco añitos y medio ya sabe leer, escribir, sumar, restar y ahora quiere multiplicar. Tiene intereses que no son compatibles con los niños de su cole, sus compañeros no lo entienden, él se lo dice continuamente a sus papás mientras llora, llora porque no sabe lo que le ocurre, no sabe lo que le pasa.

En clase se aburre, pero se aburre de una manera desorbitada, tanto que esto le hace evadirse de la clase y trasladarse a su mundo

imaginario, allí es feliz. Pasa los recreos solo. A veces Mario intenta integrarse en el grupo pero ningún compañero quiere jugar a lo que a él le gusta, a veces se ríen de él, se ríen porque es diferente: “…pero, ¿qué dice éste? ¡No entiendo una palabra de lo que dices! Eres un poco raro, ¿no?…”.

A pesar de todo esto Mario mantiene la compostura, quiere dar la talla en el cole y toda esta tensión acumulada desgraciadamente la suelta en casa. Después de 3 años sin pañal Mario ha vuelto a hacerse pis en la cama. Sus papás están desbordados. Se han convertido en auténticas enciclopedias andantes acerca de niños de altas capacidades.

Sí, Mario tiene altas capacidades. Muy lejos de lo que todo el mundo tiene idealizado sobre cómo es un niño de altas capacidades, Mario tiene un problema. Nadie en la escuela lo ha detectado, nadie se ha dado cuenta de que hay que echarle una mano. Nadie tiene las herramientas para ayudarle. A veces Mario tiene que soportar como una losa etiquetas como “despistado”, “vago”, “llorón”, “rebelde”, “raro”, etiquetas que tapan lo que a Mario le sucede, porque necesita ayuda, y pronto.

AACC-1

El caso de Mario no es un caso aislado, las escuelas están llenas de niños en esta situación, pero no se detectan porque la mayoría de las veces esto que se considera un don se disfraza. Se disfraza a no ser que alguien los ayude, porque si no estos niños se ven abocados al fracaso, a secuelas emocionales y problemas de conducta e incluso a fatales desenlaces.

AACC-3

Los profesionales y los padres debemos concienciarnos y tenemos que ser capaces de saber qué hay detrás de ese disfraz. Es un don, eso está claro, pero si no se trabaja con ellos, si no se les comprende, si no les echamos un cable, ese don termina por perderse.

Para ayudar a estos niños se ha creado una ‘Plataforma de Apoyo a las Altas Capacidades’, para concienciar a los profesores, a los padres y a la sociedad en general de que estos niños necesitan ayuda, hay que atenderlos a tiempo y sobre todo, HAY QUE DETECTARLOS, muchos pasan desapercibidos. En ella podemos encontrar la ayuda, el apoyo y los interrogantes que se nos puedan plantear para detectarlo a tiempo y lograr impulsar ese talento para que no se pierda.

AACC-2

Os adjunto una serie de enlaces donde podéis acudir para cualquier duda o información, tanto para padres como para profesores.

plataforma.aacc@gmail.com

https://www.facebook.com/groups/plataformaacc/

http://apoyoac.blogspot.com.es

https://drive.google.com/file/d/0B-6qw9kEK12WYkM3SUdFS0RjSEk/view?pli=1

 

Han comentado...

  1. Muchas gracias, no sabéis lo que me habeis podido ayudar con mi caso. Darío se aburre en clase como una ostra y su profesora me ha llamado porque, a pesar que academicamente es un niño de sobresaliente (su nota más baja es un 9 en sociales), quiere hacerlo todo él y no deja participar a los demás, se levanta en medio de la clase para ver como han hecho los demas lo que él ya ha hecho, si les manda dibujar algo él lo llena de mil detalles más y eso a su profesora no le gusta. Tengo otra tutoria con ella antes de las vacaciones de navidad y no sé como plantearle que. darío le falata motivación y de aburre en clase, sin que le coja tirria. He de añadir que me dijo que le corrigieramos ya o el niño, previsiblemente, cogeria fama entre el profesorado (y yo pense: “la cogera porque se la vas a dar tú”) y sería etiquetado como niño problemático.

      1. Vero, ¿le han hecho las pruebas? Aunque sólo sean para que te digan lo que ya sabes, a menudo te dan argumentos de cara a los profesores. Otra cosa es que quieran actuar… Porque lo que dices de la profe de tu hijo es tremendo. Asesórate sobre cómo puedes pedir que el cole, como mínimo, no lo frustre ni lo desmotive…

  2. Muchas gracias, no sabéis lo que me habeis podido ayudar con mi caso. Darío se aburre en clase como una ostra y su profesora me ha llamado porque, a pesar que academicamente es un niño de sobresaliente (su nota más baja es un 9 en sociales), quiere hacerlo todo él y no deja participar a los demás, se levanta en medio de la clase para ver como han hecho los demas lo que él ya ha hecho, si les manda dibujar algo él lo llena de mil detalles más y eso a su profesora no le gusta. Tengo otra tutoria con ella antes de las vacaciones de navidad y no sé como plantearle que. darío le falata motivación y de aburre en clase, sin que le coja tirria. He de añadir que me dijo que le corrigieramos ya o el niño, previsiblemente, cogeria fama entre el profesorado (y yo pense: “la cogera porque se la vas a dar tú”) y sería etiquetado como niño problemático.

      1. Vero, ¿le han hecho las pruebas? Aunque sólo sean para que te digan lo que ya sabes, a menudo te dan argumentos de cara a los profesores. Otra cosa es que quieran actuar… Porque lo que dices de la profe de tu hijo es tremendo. Asesórate sobre cómo puedes pedir que el cole, como mínimo, no lo frustre ni lo desmotive…

  3. En la Plataforma de Altas Capacidades estamos muchos padres y madres, además de diversos profesionales (maestros, orientadores, psicólogos etc), que deseamos un cambio en cuanto a la atención educativa a este alumnado. Un día nos cansamos de quejarnos y decidimos pasar a la acción. Si tenéis interés en la Plataforma, os animamos a entrar a nuestro grupo de Facebook: https://www.facebook.com/groups/plataformaacc/

  4. En la Plataforma de Altas Capacidades estamos muchos padres y madres, además de diversos profesionales (maestros, orientadores, psicólogos etc), que deseamos un cambio en cuanto a la atención educativa a este alumnado. Un día nos cansamos de quejarnos y decidimos pasar a la acción. Si tenéis interés en la Plataforma, os animamos a entrar a nuestro grupo de Facebook: https://www.facebook.com/groups/plataformaacc/

  5. Buenos días. Parece que hayas descrito a mis hijas. La mayor tuvo suerte y está en la universidad ya. La pequeña de 12 años ha sufrido tanto que hasta hemos tenido que optar por cambio de centro. Qué difícil son las niñas. Pero la experiencia me dice que los papás no podemos flaquear.
    Ánimo a todos porque se puede conseguir.

  6. Buenos días. Parece que hayas descrito a mis hijas. La mayor tuvo suerte y está en la universidad ya. La pequeña de 12 años ha sufrido tanto que hasta hemos tenido que optar por cambio de centro. Qué difícil son las niñas. Pero la experiencia me dice que los papás no podemos flaquear.
    Ánimo a todos porque se puede conseguir.

  7. Hace años que familiares y amigos nos preguntan por qué no le hacemos pruebas a la niña. Estábamos más o menos tranquilos pensando que si se trata de un caso de AACC ya lo detectarían en el cole y nos dirían que hacer, y en el fondo creo que no queremos saberlo. Pero recientemente he leído varios post sobre el tema, y está empezando a preocuparme que realmente la estemos perjudicando por el miedo a que sí tenga AACC y etiquetarla.
    ¿Qué es lo primero que deberíamos hacer?¿Pedir una valoración por la psicóloga del cole?

  8. Hoy es la primera vez que me atrevo a escribiros algo. Este tema para mi es muy muy doloroso porque por desgracia, si por desgracia, yo fuí una niña con altas capacidades a la que nadie se lo detectó. Solitaria, inmersa en mi propio universo de libros . No tenía amigos , me sentía distinta al resto y eso me hizo pasarlo muy mal. Fracasé en el instituto, nunca tuve interes en estudiar nada, nada me llamaba la atención o mejor dicho lo que me gustaba no era valorado por nadie. Ahora después de tantos años todo vuelve a empezar con mi hijo de 6 años. Al que ya hace algún tiempo le noté características similares a las mias y después de varias psicólogas por fin dí con una que está trabajando en el tema y que parece nos puede ayudar. Solo deciros a todos los padres y madres que vivis esta situación , que es algo muy duro para vosotros , pero aun mas para los niños. Teneis que infundarles desde pequeños que hay que esforzarse para conseguir lo que se desea y sobretodo sed sinceros con ellos y habladles no como niños pequeños, sino como pequeños adultos que necesitan tener respuestas para entender el mundo y la sociedad que les rodea.

    1. Graciassss por contarnos además tan de primera mano, seguro que sirven a muchos padres con niños como la que fuiste tú. Un beso enorme.

  9. Hoy es la primera vez que me atrevo a escribiros algo. Este tema para mi es muy muy doloroso porque por desgracia, si por desgracia, yo fuí una niña con altas capacidades a la que nadie se lo detectó. Solitaria, inmersa en mi propio universo de libros . No tenía amigos , me sentía distinta al resto y eso me hizo pasarlo muy mal. Fracasé en el instituto, nunca tuve interes en estudiar nada, nada me llamaba la atención o mejor dicho lo que me gustaba no era valorado por nadie. Ahora después de tantos años todo vuelve a empezar con mi hijo de 6 años. Al que ya hace algún tiempo le noté características similares a las mias y después de varias psicólogas por fin dí con una que está trabajando en el tema y que parece nos puede ayudar. Solo deciros a todos los padres y madres que vivis esta situación , que es algo muy duro para vosotros , pero aun mas para los niños. Teneis que infundarles desde pequeños que hay que esforzarse para conseguir lo que se desea y sobretodo sed sinceros con ellos y habladles no como niños pequeños, sino como pequeños adultos que necesitan tener respuestas para entender el mundo y la sociedad que les rodea.

    1. Graciassss por contarnos además tan de primera mano, seguro que sirven a muchos padres con niños como la que fuiste tú. Un beso enorme.

  10. Es verdad que se destinan más recursos a niños con dificultades de aprendizaje que a los que tien en altas capacidades, pues estos últimos tienden a dar menos problemas en el aula. Confiemos en que todo llegue y los recursos aumenten. Hace falta además una tarea de concienciación y apoyo a la familia, que es la que recoge al niño y puede estimular las áreas que más quiera explorar su hijo. Buen tema y muchas veces “olvidado”.

  11. Es verdad que se destinan más recursos a niños con dificultades de aprendizaje que a los que tien en altas capacidades, pues estos últimos tienden a dar menos problemas en el aula. Confiemos en que todo llegue y los recursos aumenten. Hace falta además una tarea de concienciación y apoyo a la familia, que es la que recoge al niño y puede estimular las áreas que más quiera explorar su hijo. Buen tema y muchas veces “olvidado”.

  12. Aquí con una mami con un niño AACC diagnosticado en mayo. Tiene sobredotación, una imaginación increíble y una facilitadad para las Matemáticas que da hasta miedo. Nosotros tenemos el caso contrario. Un niño bien atendido en el cole, super motivado y feliz. La semana pasada nos propusieron que empezara a dar el 25% de las asignaturas en el siguiente curso, es decir, que en Matemáticas y Lengua se va a la clase de tercero de Primaria y, el resto, de momento, las da en segundo. Para saber cómo se va adaptando… Él está encantado. Es un niño muy curioso, con un vocabulario impresionante, con cero interés por dormir, sociable y con una madurez emocional impropia de su edad. Para nosotros, un regalo la verdad… Es independiente, tiene un sentido del humor buenísimo, le encanta leer y le fascinan las matemáticas, exactamente igual que su padre. Y también igual que su padre le encanta jugar al fútbol, lo cual agradezco mucho, no por el deporte en sí que a mí el fútbol no me gusta, pero sí es verdad que es un deporte muy integrador… En su colegio tanto la directora como su tutora lejos de verlo como un problema, lo han visto como una oportunidad y están muy volcados con él. Trabajan por proyectos, no con libros, lo cual le permite profundizar en las materias y no aburrirse. Ojalá todos los centros siguieran el ejemplo de su cole. Un saludo y ánimo en esta batalla!

  13. Aquí con una mami con un niño AACC diagnosticado en mayo. Tiene sobredotación, una imaginación increíble y una facilitadad para las Matemáticas que da hasta miedo. Nosotros tenemos el caso contrario. Un niño bien atendido en el cole, super motivado y feliz. La semana pasada nos propusieron que empezara a dar el 25% de las asignaturas en el siguiente curso, es decir, que en Matemáticas y Lengua se va a la clase de tercero de Primaria y, el resto, de momento, las da en segundo. Para saber cómo se va adaptando… Él está encantado. Es un niño muy curioso, con un vocabulario impresionante, con cero interés por dormir, sociable y con una madurez emocional impropia de su edad. Para nosotros, un regalo la verdad… Es independiente, tiene un sentido del humor buenísimo, le encanta leer y le fascinan las matemáticas, exactamente igual que su padre. Y también igual que su padre le encanta jugar al fútbol, lo cual agradezco mucho, no por el deporte en sí que a mí el fútbol no me gusta, pero sí es verdad que es un deporte muy integrador… En su colegio tanto la directora como su tutora lejos de verlo como un problema, lo han visto como una oportunidad y están muy volcados con él. Trabajan por proyectos, no con libros, lo cual le permite profundizar en las materias y no aburrirse. Ojalá todos los centros siguieran el ejemplo de su cole. Un saludo y ánimo en esta batalla!

  14. Ufff… Acabas de describir a mi enano (de 12 años): De 2o. a 4o. de primaria, el cole fue una tortura: lloraba cada mañana, era el rarito de la clase, se pasaba los ratos de patio solo, no le gustaba el futbol…
    Después de 2 años de mucho esfuerzo y trabajo con un psicólogo, hemos conseguido que se integre en la clase, que se sienta uno más y que los demás también lo acepten como tal… además de empezar a disfrutar del futbol, un rollo pero “gran elemento integrador” entre los chicos.
    Ahora que hemos superado el tema social y psicológico, vamos a atacar el académico, porque saca unas notas de espanto, no conseguimos que se motive con nada, todo le da palo. Lo único que hacían en el cole como “especial” para él, era encargarle trabajo extra de temas que le interesaban (como las tormentas solares, por ejemplo). Pero claro, después de hacer los deberes normales, ya no tenía ganas de hacer los suyos y se limitaba a hacer un “copy-paste” del wikipedia y andando, y eso no sirve de nada. Básicamente, no sabe lo que es esforzarse para estudiar y no sabemos cómo motivarle: ya lo hemos intentado sin éxito de todas las maneras que se nos han ocurrido.
    Ahora hemos empezado a llevarlo a un gabinete especializado en AACC para ver como enfocamos el tema. Y seguimos!!

    Con la mayor (15 años y también AACC) es muy distinto. Le cuesta un imperio memorizar en plan loro y lo cuestiona todo (porqué tengo que estudiar esto, para qué sirve lo otro…), pero al menos tiene el sentido de la responsabilidad y la madurez “bien puestas” y sabe que lo tiene que hacer sí o sí para llegar a lo que quiere o para ser alguien en la vida. Tiene sus comidas de coco habituales, dolores de estómago, contracturas, dolores de cabeza, etc, pero al menos no tenemos que luchar a brazo partido para que acabe los estudios.

    Yo también soy AACC (lo descubrí a raíz del diagnóstico de mis hijos), pero he descubierto que no di problemas porque para mí era tan importante que mis padres, profes, amigas… estuvieran contentas conmigo, que siempre hacía lo que se esperaba de mí. Así que aparentemente todo perfecto y niña feliz.
    Eso sí, de adulta resulta que tengo ansiedad crónica, gastritis casi perpetua, contracturas constantes, migrañas habituales… Es el precio de estarse negando continuamente, aunque sea de modo inconsciente!

  15. Ufff… Acabas de describir a mi enano (de 12 años): De 2o. a 4o. de primaria, el cole fue una tortura: lloraba cada mañana, era el rarito de la clase, se pasaba los ratos de patio solo, no le gustaba el futbol…
    Después de 2 años de mucho esfuerzo y trabajo con un psicólogo, hemos conseguido que se integre en la clase, que se sienta uno más y que los demás también lo acepten como tal… además de empezar a disfrutar del futbol, un rollo pero “gran elemento integrador” entre los chicos.
    Ahora que hemos superado el tema social y psicológico, vamos a atacar el académico, porque saca unas notas de espanto, no conseguimos que se motive con nada, todo le da palo. Lo único que hacían en el cole como “especial” para él, era encargarle trabajo extra de temas que le interesaban (como las tormentas solares, por ejemplo). Pero claro, después de hacer los deberes normales, ya no tenía ganas de hacer los suyos y se limitaba a hacer un “copy-paste” del wikipedia y andando, y eso no sirve de nada. Básicamente, no sabe lo que es esforzarse para estudiar y no sabemos cómo motivarle: ya lo hemos intentado sin éxito de todas las maneras que se nos han ocurrido.
    Ahora hemos empezado a llevarlo a un gabinete especializado en AACC para ver como enfocamos el tema. Y seguimos!!

    Con la mayor (15 años y también AACC) es muy distinto. Le cuesta un imperio memorizar en plan loro y lo cuestiona todo (porqué tengo que estudiar esto, para qué sirve lo otro…), pero al menos tiene el sentido de la responsabilidad y la madurez “bien puestas” y sabe que lo tiene que hacer sí o sí para llegar a lo que quiere o para ser alguien en la vida. Tiene sus comidas de coco habituales, dolores de estómago, contracturas, dolores de cabeza, etc, pero al menos no tenemos que luchar a brazo partido para que acabe los estudios.

    Yo también soy AACC (lo descubrí a raíz del diagnóstico de mis hijos), pero he descubierto que no di problemas porque para mí era tan importante que mis padres, profes, amigas… estuvieran contentas conmigo, que siempre hacía lo que se esperaba de mí. Así que aparentemente todo perfecto y niña feliz.
    Eso sí, de adulta resulta que tengo ansiedad crónica, gastritis casi perpetua, contracturas constantes, migrañas habituales… Es el precio de estarse negando continuamente, aunque sea de modo inconsciente!

  16. Buenas tardes,

    Mi pareja y yo entramos de lleno en el mundo de las AACC cuando empezamos a tener atisbos de que podía ser el verdadero problema que estábamos teniendo con nuestra hija, en lugar de todas las supuestas patologías que se fueron inventando sus maestras, tutores, etc., desde la temprana edad de 5 años. TDAH, negativismo desafiante, bipolaridad, mala conducta generalizada… cualquier cosa con tal de que la medicáramos para no tener que atenderla de manera especial en clase.

    No voy a destapar la sala de los horrores por la que ha pasado tanto ella como nosotros, porque como no estábamos de acuerdo con que ese fuera el problema, terminaron atacándonos a nosotros como padres. Si diré que hoy por hoy la situación no es ideal pero al menos ha mejorado, principalmente desde que tenemos el diagnóstico clínico que confirma su AACC, aparte de la confirmación del equipo EOEP del colegio en el que está actualmente, si bien este último en la realidad no sirve para nada ni tampoco hacen realmente nada al respecto. Simplemente hemos pasado a un estado en el que la niña es ‘soportada’ en lugar de demonizada, pero ya es un logro.

    Hay una escalofriante desinformación sobre este tema. No digo falta de información, digo desinformación y se puede constatar perdiendo tan solo unas cuantas horas navegando por la red. Para filtrar toda la paja, las asociaciones con fines ‘interesados’ que intentan desprestigiar a otras por cualquier medio, los estudios desactualizados e incluso algunas Ordenes de determinadas comunidades que intentan quitarnos los privilegios que legalmente tenemos en el tema de la educación de nuestros hijos, entre muchas otras cosa, se requieren varios días o incluso semanas.

    Cualquier iniciativa que surja para aportar algo de luz sobre este tema es bienvenida pero se termina convirtiendo en una pequeña gota en el océano entre todo lo que comentaba en el anterior párrafo. Digo esto porque el tratamiento que deben dar los colegios a los niños con AACC está perfectamente definido desde la LOE y ahora con la LONCE, pero lo aplican exactamente en la misma medida en que se han movido todos estos años para hacer la escuela ‘inclusiva’, esto es nada en absoluto.

    Las mismas personas que en su momento se movieron para que en la LOE se recogieran las necesidades específicas de este colectivo y pusieron sobre la mesa los aspectos clínicos no patológicos de las AACC, creando una serie de asociaciones sin ánimo de lucro, promoviendo cursos subvencionados por el ministerio de educación para el profesorado que tiene niños con AACC diagnosticados en sus clases, resultan ser unos grandes desconocidos perdidos en el mar de la desinformación y constantemente atacados para conseguir su desprestigio.

    Pongo como ejemplo la web del defensor del estudiante, una institución que se encarga de defender los derechos legales de aquellos estudiantes diagnosticados de AACC, gratis (http://defensorestudiante.org/) donde se puede comenzar a ver un atisbo de lo que realmente está pasando con este tema. Actualmente, sin ir más lejos, ha presentado denuncia en el Tribunal Superior de Justicia de Madrid para la ilegalización de la Orden 1493 (que ha salido este mismo año) de la Comunidad de Madrid, que como ya ha pasado con otras ya ilegalizadas intenta quitarnos privilegios que tenemos como padres para dejarlos en manos de profesores, tutores y equipos EOEP.
    Otro ejemplo lo pone la asociación sepij (Sociedad Española de Psiquiatría Infantil y Juvenil) exponiendo los gravísimos problemas actuales de los niños con AACC en el siguiente documento (http://infantojuvenil.eu/sepij/archivos/pdfs/Los_Mas_Graves_Problemas.pdf).

    Esto solo para empezar, porque habría mucho que contar. Espero haber aportado algo de luz sobre el tema.

    Un saludo y mis mejores deseos.

  17. Buenos días,

    Mi pareja y yo entramos de lleno en el mundo de las AACC cuando empezamos a tener atisbos de que podía ser el verdadero problema que estábamos teniendo con nuestra hija, en lugar de todas las supuestas patologías que se fueron inventando sus maestras, tutores, etc., desde la temprana edad de 5 años. TDAH, negativismo desafiante, bipolaridad, mala conducta generalizada… cualquier cosa con tal de que la medicáramos para no tener que atenderla de manera especial en clase.

    No voy a destapar la sala de los horrores por la que ha pasado tanto ella como nosotros, porque como no estábamos de acuerdo con que ese fuera el problema, terminaron atacándonos a nosotros como padres. Si diré que hoy por hoy la situación no es ideal pero al menos ha mejorado susceptiblemente, principalmente desde que tenemos el diagnóstico clínico que confirma su AACC, aparte de la confirmación del equipo EOEP del colegio en el que está actualmente, si bien este último en la realidad no sirve para nada ni tampoco hacen realmente nada al respecto. Simplemente hemos pasado a un estado en el que la niña es ‘soportada’ en lugar de demonizada, pero ya es un logro.

    Hay una escalofriante desinformación sobre este tema. No digo falta de información, digo desinformación y se puede constatar perdiendo tan solo unas cuantas horas navegando por la red. Para filtrar toda la paja, las asociaciones con fines ‘interesados’ que intentan desprestigiar a otras por cualquier medio, los estudios desactualizados e incluso algunas Ordenes de determinadas comunidades que intentan quitarnos los privilegios que legalmente tenemos en el tema de la educación de nuestros hijos, entre muchas otras cosas, se requiere bastante tiempo.

    Cualquier iniciativa que surja para aportar algo de luz sobre este tema es bienvenida pero se termina convirtiendo en una pequeña gota en el océano entre todo lo que comentaba en el anterior párrafo. Digo esto porque el tratamiento que deben dar los colegios a los niños con AACC está perfectamente definido desde la LOE y ahora con la LONCE, pero lo aplican exactamente en la misma medida en que se han movido todos estos años para hacer la escuela ‘inclusiva’, esto es nada en absoluto.

    Las mismas personas que en su momento se movieron para que en la LOE se recogieran las necesidades específicas de este colectivo y pusieron sobre la mesa los aspectos clínicos no patológicos de las AACC, creando una serie de asociaciones sin ánimo de lucro, promoviendo cursos subvencionados por el ministerio de educación para el profesorado que tiene niños con AACC diagnosticados en sus clases, resultan ser unos grandes desconocidos perdidos en el mar de la desinformación y constantemente atacados para conseguir su desprestigio.

    Pongo como ejemplo la web del defensor del estudiante, una institución que se encarga de defender los derechos legales de aquellos estudiantes diagnosticados de AACC, de manera totalmente gratuita http://defensorestudiante.org/ y donde se puede comenzar a ver un atisbo de lo que realmente está pasando con este tema. Actualmente, sin ir más lejos, ha presentado denuncia en el Tribunal Superior de Justicia de Madrid para la ilegalización de la Orden 1493 (que ha salido este mismo año) de la Comunidad de Madrid, que como ya ha pasado con otras ya ilegalizadas intenta quitarnos privilegios que tenemos como padres para dejarlos en manos de profesores, tutores y equipos EOEP.

    Otro ejemplo lo pone la asociación sepij, ‘Sociedad Española de Psiquiatría Infantil y Juvenil’, exponiendo los gravísimos problemas actuales de los niños con AACC en el siguiente documento ‘http://infantojuvenil.eu/sepij/archivos/pdfs/Los_Mas_Graves_Problemas.pdf’.

    Esto solo para empezar, porque habría mucho que contar.

    Un saludo y mis mejores deseos.

  18. Buenos días,

    Mi pareja y yo entramos de lleno en el mundo de las AACC cuando empezamos a tener atisbos de que podía ser el verdadero problema que estábamos teniendo con nuestra hija, en lugar de todas las supuestas patologías que se fueron inventando sus maestras, tutores, etc., desde la temprana edad de 5 años. TDAH, negativismo desafiante, bipolaridad, mala conducta generalizada… cualquier cosa con tal de que la medicáramos para no tener que atenderla de manera especial en clase.

    No voy a destapar la sala de los horrores por la que ha pasado tanto ella como nosotros, porque como no estábamos de acuerdo con que ese fuera el problema, terminaron atacándonos a nosotros como padres. Si diré que hoy por hoy la situación no es ideal pero al menos ha mejorado susceptiblemente, principalmente desde que tenemos el diagnóstico clínico que confirma su AACC, aparte de la confirmación del equipo EOEP del colegio en el que está actualmente, si bien este último en la realidad no sirve para nada ni tampoco hacen realmente nada al respecto. Simplemente hemos pasado a un estado en el que la niña es ‘soportada’ en lugar de demonizada, pero ya es un logro.

    Hay una escalofriante desinformación sobre este tema. No digo falta de información, digo desinformación y se puede constatar perdiendo tan solo unas cuantas horas navegando por la red. Para filtrar toda la paja, las asociaciones con fines ‘interesados’ que intentan desprestigiar a otras por cualquier medio, los estudios desactualizados e incluso algunas Ordenes de determinadas comunidades que intentan quitarnos los privilegios que legalmente tenemos en el tema de la educación de nuestros hijos, entre muchas otras cosas, se requiere bastante tiempo.

    Cualquier iniciativa que surja para aportar algo de luz sobre este tema es bienvenida pero se termina convirtiendo en una pequeña gota en el océano entre todo lo que comentaba en el anterior párrafo. Digo esto porque el tratamiento que deben dar los colegios a los niños con AACC está perfectamente definido desde la LOE y ahora con la LONCE, pero lo aplican exactamente en la misma medida en que se han movido todos estos años para hacer la escuela ‘inclusiva’, esto es nada en absoluto.

    Las mismas personas que en su momento se movieron para que en la LOE se recogieran las necesidades específicas de este colectivo y pusieron sobre la mesa los aspectos clínicos no patológicos de las AACC, creando una serie de asociaciones sin ánimo de lucro, promoviendo cursos subvencionados por el ministerio de educación para el profesorado que tiene niños con AACC diagnosticados en sus clases, resultan ser unos grandes desconocidos perdidos en el mar de la desinformación y constantemente atacados para conseguir su desprestigio.

    Pongo como ejemplo la web del defensor del estudiante, una institución que se encarga de defender los derechos legales de aquellos estudiantes diagnosticados de AACC, de manera totalmente gratuita http://defensorestudiante.org/ y donde se puede comenzar a ver un atisbo de lo que realmente está pasando con este tema. Actualmente, sin ir más lejos, ha presentado denuncia en el Tribunal Superior de Justicia de Madrid para la ilegalización de la Orden 1493 (que ha salido este mismo año) de la Comunidad de Madrid, que como ya ha pasado con otras ya ilegalizadas intenta quitarnos privilegios que tenemos como padres para dejarlos en manos de profesores, tutores y equipos EOEP.

    Otro ejemplo lo pone la asociación sepij, ‘Sociedad Española de Psiquiatría Infantil y Juvenil’, exponiendo los gravísimos problemas actuales de los niños con AACC en el siguiente documento ‘http://infantojuvenil.eu/sepij/archivos/pdfs/Los_Mas_Graves_Problemas.pdf’.

    Esto solo para empezar, porque habría mucho que contar.

    Un saludo y mis mejores deseos.

  19. Buenos días,

    He intentado comentar en la ‘Plataforma de Altas Capacidades’ y tras el primer comentario me ha sido imposible volver a entrar. Por desgracia me imagino el motivo y teniéndolo en cuenta aprovecho para comentar aquí lo que considero el verdadero problema hoy por hoy en el tema de las AACC.

    He pasado muchas, pero muchas, horas de dedicación para informarme convenientemente para determinar la mejor manera de proceder en el caso de mi hija, hace ya más de un año. Rápidamente pude ver muchas inconsistencias y lo que era ‘aparentemente’ una guerra entre diferentes posiciones con innumerables intentos de desacreditación entre ellos. Me costó bastante tiempo, angustia y algún que otro susto hasta que filtré lo que considero la realidad.

    Hay actualmente dos posicionamientos bien diferenciados:

    Por un lado el del propio ‘Ministerio de Educación’ y asociaciones como ‘la Confederación Española de Asociaciones de Altas Capacidades (CEAAC)’, ‘el Defensor del Estudiante’, ‘El Consejo Superior de Expertos en Altas Capacidades’, el ‘Instituto Internacional de Altas Capacidades’ y sus ‘Centros de Diagnóstico’ y ‘la Sociedad Española de Psiquiatría Infantil y Juvenil (SIPIJ)’. Todos ellos concuerdan con el ‘Nuevo Paradigma Multidimensional de las AACC’ y sostienen, por lo tanto, la indiscutible necesidad de un diagnóstico clínico realizado por profesionales especializados para determinar si un alumno se halla en los ámbitos de excepcionalidad intelectual, tal y como publica el Ministerio de Educación en su guía de Atención a la Diversidad y que ya comentó inicialmente en el 2002 en el’ PRIMER ENCUENTRO NACIONAL SOBRE LA ATENCIÓN EDUCATIVA A LOS ALUMNOS CON ALTAS CAPACIDADES’ donde se expusieron los factores clínicos NO patológicos de las AACC.

    Por otro lado el de determinadas ‘Consejerías de Educación’, algunas grandes asociaciones de padres de AACC (como CONFINES) y diversas plataformas que incluyen profesores, equipos de orientación, etc. Todos ellos anclados en paradigmas, hoy en día obsoletos, basados bien en el rendimiento y en la medición psicométrica (paradigma cuantitativo-psicométrico) o bien en las teorías cognoscitivas (paradigma cognitivo) y que, en contraposición al propio ‘Ministerio de Educación’, niegan por completo la necesidad del diagnóstico clínico. Negativa que incluye una constante cruzada ocultadora, desinformadora y de intento de prestigio del resto de asociaciones que abalan el ‘Nuevo Paradigma Multidimensional de las AACC’.

    Resulta curioso observar el contraste que existe entre, por una parte, los posicionamientos del Ministerio de Educación que dan a conocer los criterios científicos, y, por otra parte, las actuaciones de algunas Consejerías de Educación, de manipulación, tergiversación, apropiación y estatalización de estos perfiles intelectuales multidisciplinares de las altas capacidades o de la Confederación Confines y otras asociaciones ancladas en el obsoleto y dañino paradigma monolítico: cuantitativo y psicométrico, huyendo de los avances de las Neurociencias.

    La ley también es muy clara y abala la postura del Ministerio de Educación que se basa en Leyes Básicas del Estado de tal manera que hay sentada jurisprudencia. Sin ir más lejos El Tribunal Supremo, ilegalizó íntegramente la Orden de 22 de julio de 2005 de la Consejería de Educación de Canarias por la que se regulaba la atención educativa al alumnado con altas capacidades intelectuales. El ‘Defensor del Estudiante’ ha presentado denuncia en el Tribunal Superior de Justicia de Madrid para la ilegalización de La Orden 1493/2015, de 22 de mayo, de la Consejería de Educación, Juventud y Deporte de la Comunidad de Madrid que incurre en los mismo errores, e incluso mucho peores, que la anterior Orden mencionada.

    Resumiendo, lo preocupante hoy en día y desde mi punto de vista, no es ya la concienciación de la realidad del problema de desatención de los niños con AACC en nuestras escuelas, pues esta labor ya viene haciéndose desde que salió la LOE e incluso antes por multitud de organizaciones. El verdadero problema es que nuestro sistema educativo ha ido desarrollando y ampliando cada vez más competencias en aspectos que, aunque relacionados con la enseñanza, no pertenecen a este ámbito competencial para, de esta manera, poder ejercer un control estatal sobre la inteligencia, la educación y las altas capacidades. Pocos conceptos han quedado más tergiversados, manipulados, “apropiados” y, en definitiva, “estatalizados” por los mismos políticos y funcionarios de los sistemas educativos que el de las AACC. Pero no es la única razón ni la más problemática:

    A – Hay un determinado sector de docentes, orientadores, funcionarios o políticos de la educación, que saben que sólo el diagnóstico clínico realizado por profesionales especializados permite conocer si existe o no la Superdotación o alta capacidad y deducir las verdaderas necesidades educativas del niño. No quieren que se conozcan las necesidades educativas de los niños por cuanto a que su conocimiento les implica su necesaria formación específica y una superior dedicación.

    B – Padres de ciertas asociaciones denominadas: “de Superdotación” o “de altas capacidades” a las que se pertenece pagando una cuota, pero sin tener que acreditar la Superdotación o Alta Capacidad con el correspondiente diagnóstico. Son niños que en realidad no son superdotados. Los padres de estas asociaciones, y especialmente los directivos, odian el diagnóstico clínico y a los profesionales que lo realizan y quieren evitarlo a toda costa, ya que es lo que les pone en evidencia.

    C – Profesionales que estaban considerados expertos más o menos prestigiosos, en tiempos anteriores a los avances de las Neurociencias, cuando se desconocía la multidimensionalidad de la inteligencia humana y de las altas capacidades, y dentro de ella la existencia fundamental de los factores clínicos inherentes, y no quieren renunciar a ser el centro de la cuestión.

    Total, que cada día me desespero viendo como el camino está perfectamente claro pero hay gente que se entretiene obstinadamente en poner piedras para su propio beneficio y a costa de todos esos niños que aun no han sido diagnosticados o aun estándolo no se les ha realizado su adaptación curricular y cambio metodológico de enseñanza tan necesarias para evitarles el sufriendo y la rotura que les provocan en las aulas.

    Un saludo.

  20. Buenos días,

    He intentado comentar en la ‘Plataforma de Altas Capacidades’ y tras el primer comentario me ha sido imposible volver a entrar. Por desgracia me imagino el motivo y teniéndolo en cuenta aprovecho para comentar aquí lo que considero el verdadero problema hoy por hoy en el tema de las AACC.

    He pasado muchas, pero muchas, horas de dedicación para informarme convenientemente para determinar la mejor manera de proceder en el caso de mi hija, hace ya más de un año. Rápidamente pude ver muchas inconsistencias y lo que era ‘aparentemente’ una guerra entre diferentes posiciones con innumerables intentos de desacreditación entre ellos. Me costó bastante tiempo, angustia y algún que otro susto hasta que filtré lo que considero la realidad.

    Hay actualmente dos posicionamientos bien diferenciados:

    Por un lado el del propio ‘Ministerio de Educación’ y asociaciones como ‘la Confederación Española de Asociaciones de Altas Capacidades (CEAAC)’, ‘el Defensor del Estudiante’, ‘El Consejo Superior de Expertos en Altas Capacidades’, el ‘Instituto Internacional de Altas Capacidades’ y sus ‘Centros de Diagnóstico’ y ‘la Sociedad Española de Psiquiatría Infantil y Juvenil (SIPIJ)’. Todos ellos concuerdan con el ‘Nuevo Paradigma Multidimensional de las AACC’ y sostienen, por lo tanto, la indiscutible necesidad de un diagnóstico clínico realizado por profesionales especializados para determinar si un alumno se halla en los ámbitos de excepcionalidad intelectual, tal y como publica el Ministerio de Educación en su guía de Atención a la Diversidad y que ya comentó inicialmente en el 2002 en el’ PRIMER ENCUENTRO NACIONAL SOBRE LA ATENCIÓN EDUCATIVA A LOS ALUMNOS CON ALTAS CAPACIDADES’ donde se expusieron los factores clínicos NO patológicos de las AACC.

    Por otro lado el de determinadas ‘Consejerías de Educación’, algunas grandes asociaciones de padres de AACC (como CONFINES) y diversas plataformas que incluyen profesores, equipos de orientación, etc. Todos ellos anclados en paradigmas, hoy en día obsoletos, basados bien en el rendimiento y en la medición psicométrica (paradigma cuantitativo-psicométrico) o bien en las teorías cognoscitivas (paradigma cognitivo) y que, en contraposición al propio ‘Ministerio de Educación’, niegan por completo la necesidad del diagnóstico clínico. Negativa que incluye una constante cruzada ocultadora, desinformadora y de intento de prestigio del resto de asociaciones que abalan el ‘Nuevo Paradigma Multidimensional de las AACC’.

    Resulta curioso observar el contraste que existe entre, por una parte, los posicionamientos del Ministerio de Educación que dan a conocer los criterios científicos, y, por otra parte, las actuaciones de algunas Consejerías de Educación, de manipulación, tergiversación, apropiación y estatalización de estos perfiles intelectuales multidisciplinares de las altas capacidades o de la Confederación Confines y otras asociaciones ancladas en el obsoleto y dañino paradigma monolítico: cuantitativo y psicométrico, huyendo de los avances de las Neurociencias.

    La ley también es muy clara y abala la postura del Ministerio de Educación que se basa en Leyes Básicas del Estado de tal manera que hay sentada jurisprudencia. Sin ir más lejos El Tribunal Supremo, ilegalizó íntegramente la Orden de 22 de julio de 2005 de la Consejería de Educación de Canarias por la que se regulaba la atención educativa al alumnado con altas capacidades intelectuales. El ‘Defensor del Estudiante’ ha presentado denuncia en el Tribunal Superior de Justicia de Madrid para la ilegalización de La Orden 1493/2015, de 22 de mayo, de la Consejería de Educación, Juventud y Deporte de la Comunidad de Madrid que incurre en los mismo errores, e incluso mucho peores, que la anterior Orden mencionada.

    Resumiendo, lo preocupante hoy en día y desde mi punto de vista, no es ya la concienciación de la realidad del problema de desatención de los niños con AACC en nuestras escuelas, pues esta labor ya viene haciéndose desde que salió la LOE e incluso antes por multitud de organizaciones. El verdadero problema es que nuestro sistema educativo ha ido desarrollando y ampliando cada vez más competencias en aspectos que, aunque relacionados con la enseñanza, no pertenecen a este ámbito competencial para, de esta manera, poder ejercer un control estatal sobre la inteligencia, la educación y las altas capacidades. Pocos conceptos han quedado más tergiversados, manipulados, “apropiados” y, en definitiva, “estatalizados” por los mismos políticos y funcionarios de los sistemas educativos que el de las AACC. Pero no es la única razón ni la más problemática:

    A – Hay un determinado sector de docentes, orientadores, funcionarios o políticos de la educación, que saben que sólo el diagnóstico clínico realizado por profesionales especializados permite conocer si existe o no la Superdotación o alta capacidad y deducir las verdaderas necesidades educativas del niño. No quieren que se conozcan las necesidades educativas de los niños por cuanto a que su conocimiento les implica su necesaria formación específica y una superior dedicación.

    B – Padres de ciertas asociaciones denominadas: “de Superdotación” o “de altas capacidades” a las que se pertenece pagando una cuota, pero sin tener que acreditar la Superdotación o Alta Capacidad con el correspondiente diagnóstico. Son niños que en realidad no son superdotados. Los padres de estas asociaciones, y especialmente los directivos, odian el diagnóstico clínico y a los profesionales que lo realizan y quieren evitarlo a toda costa, ya que es lo que les pone en evidencia.

    C – Profesionales que estaban considerados expertos más o menos prestigiosos, en tiempos anteriores a los avances de las Neurociencias, cuando se desconocía la multidimensionalidad de la inteligencia humana y de las altas capacidades, y dentro de ella la existencia fundamental de los factores clínicos inherentes, y no quieren renunciar a ser el centro de la cuestión.

    Total, que cada día me desespero viendo como el camino está perfectamente claro pero hay gente que se entretiene obstinadamente en poner piedras para su propio beneficio y a costa de todos esos niños que aun no han sido diagnosticados o aun estándolo no se les ha realizado su adaptación curricular y cambio metodológico de enseñanza tan necesarias para evitarles el sufriendo y la rotura que les provocan en las aulas.

    Un saludo.

  21. Estimado Jorge.
    Siento comunicarle que no existe ningún nuevo paradigma multidimensional de las altas capacidades y que se informe bien de todas las entidades que cita, ya que veo información muy parcial en estos comentarios.
    Creer un círculo cerrado de entidades, les invito todos que visiten estas páginas que enlazan entre si es muy instructivo, y asegurando que están en colaboración con el Ministerio son las que tienen la única verdad sobre las altas capacidades ignorando a profesionales de la talla del propio Renzulli, el que está trabajando de forma activa con esas ‘otras malas entidades’, creo eso sí que es desinformación.
    Un saludo.

  22. Estimado Jorge.
    Siento comunicarle que no existe ningún nuevo paradigma multidimensional de las altas capacidades y que se informe bien de todas las entidades que cita, ya que veo información muy parcial en estos comentarios.
    Creer un círculo cerrado de entidades, les invito todos que visiten estas páginas que enlazan entre si es muy instructivo, y asegurando que están en colaboración con el Ministerio son las que tienen la única verdad sobre las altas capacidades ignorando a profesionales de la talla del propio Renzulli, el que está trabajando de forma activa con esas ‘otras malas entidades’, creo eso sí que es desinformación.
    Un saludo.

  23. Buenos días,

    Precisamente, estoy perfectamente informado porque le he dedicado tiempo, algo que mucha gente no tiene y se cree sin más comentarios como el que usted hace.

    Lo que usted ‘vea’ en mis comentarios es irrelevante pues se trata de una apreciación subjetiva que no incluye datos, solo intenta crear una duda sin exponer información contrastable. Un recurso muy usado hoy en día en las redes sociales para desprestigiar sin tener que aportar nada.

    ¿Un circulo de entidades? ¿Cuando una nueva entidad o asociación se une a otras en un intento de hacer fuerza para un bien social común en un determinado tema es motivo de sospecha?

    Quien quiera informase en detalle sobre la génesis del propio paradigma que está usted negando lo puede hacer en el siguiente link (http://defensorestudiante.org/Genesis_de_Nuevo_Paradigma.pdf)

    Indicar que ignoran a Renzulli cuando su teoría resulta ser el fundamento de dicho Paradigma implica total desconocimiento, por no suponer algo peor, de lo que está diciendo. ¿Seguimos hablando de desinformación?

    ¿Malas entidades? ¿Por exponer con hechos contrastables la desidia y/o malas intenciones de otras asociaciones, por basarse en la actualizad científica y aportar ayuda legal gratuita a quienes se la solicitan, por emprender procesos legales contra las ordenanzas que merman nuestros derechos como padres? Perdone usted, pero definitivamente no entiendo su concepto del mal.

    Lo cierto es que me parece estupendo que invite a todos a que visiten las páginas de estas asociaciones, ojalá que lo hagan y puedan decidir por sí mismos. Podrán además apreciar lo ‘equivocado’, que está en todas y cada una de sus palabras y preguntarse por el motivo de semejantes afirmaciones y comenzar a entender lo que con tanta desesperación indicaba en mi anterior intervención.

    Un saludo.

  24. Buenos días,

    Precisamente, estoy perfectamente informado porque le he dedicado tiempo, algo que mucha gente no tiene y se cree sin más comentarios como el que usted hace.

    Lo que usted ‘vea’ en mis comentarios es irrelevante pues se trata de una apreciación subjetiva que no incluye datos, solo intenta crear una duda sin exponer información contrastable. Un recurso muy usado hoy en día en las redes sociales para desprestigiar sin tener que aportar nada.

    ¿Un circulo de entidades? ¿Cuando una nueva entidad o asociación se une a otras en un intento de hacer fuerza para un bien social común en un determinado tema es motivo de sospecha?

    Quien quiera informase en detalle sobre la génesis del propio paradigma que está usted negando lo puede hacer en el siguiente link (http://defensorestudiante.org/Genesis_de_Nuevo_Paradigma.pdf)

    Indicar que ignoran a Renzulli cuando su teoría resulta ser el fundamento de dicho Paradigma implica total desconocimiento, por no suponer algo peor, de lo que está diciendo. ¿Seguimos hablando de desinformación?

    ¿Malas entidades? ¿Por exponer con hechos contrastables la desidia y/o malas intenciones de otras asociaciones, por basarse en la actualizad científica y aportar ayuda legal gratuita a quienes se la solicitan, por emprender procesos legales contra las ordenanzas que merman nuestros derechos como padres? Perdone usted, pero definitivamente no entiendo su concepto del mal.

    Lo cierto es que me parece estupendo que invite a todos a que visiten las páginas de estas asociaciones, ojalá que lo hagan y puedan decidir por sí mismos. Podrán además apreciar lo ‘equivocado’, que está en todas y cada una de sus palabras y preguntarse por el motivo de semejantes afirmaciones y comenzar a entender lo que con tanta desesperación indicaba en mi anterior intervención.

    Un saludo.

  25. Buenos días,

    Siguiendo con mi intervención anterior y puesto que como ya decía estoy acostumbrado a buscar información en la red, ahora estoy casi seguro de que es usted un miembro de APADAC (ASOCIACIÓN DE PADRES DE ALUMNOS DE ALTAS CAPACIDADES DE ASTURIAS) que precisamente forma parte de CONFINES. Si no es así y estoy equivocado le ruego me perdone.

    Si fuera así, entiendo que hubiera podido sentirse atacado por algunos de mis comentarios, teniendo en cuenta que COFINES es una asociación que he comentado vive anclada en preceptos obsoletos, que además quiere monopolizar las altas capacidades y convertirse en centro de referencia. Entiendo la egoísta postura de esta asociación pero, como comprenderá, no puedo compartir sus lesivos fines.

    Cuando digo que vive anclada en conceptos obsoletos queda patente en el siguiente video (https://www.youtube.com/watch?v=AZTdyLx7gAg) del día 2 de octubre de 2014 en el que CONFINES celebró una reunión en Málaga, en la que publicitaron un viejo test, como si se tratara de una novedad y diciendo que sirve para saber si un niño es o no superdotado. Un test que discrimina a los niños según si en un momento determinado alcanzan o no el cociente intelectual en un determinado punto de corte, haciéndoles creer a los niños, a sus padres y a sus maestros y profesores que unos son superdotados y a otros que no lo son.

    Evento en el que por cierto se hallaba presente el Dr. Javier Tourón, Catedrático de Métodos de Investigación y Diagnóstico en Educación, en el Departamento de Teoría y Métodos de Investigación Educativa y Psicológica de la Facultad de Educación y Piscología de la Universidad de Navarra, Doctor en Ciencias Biológicas, Past-President del European Council for High Ability (2000-2004), que ante tamaño despropósito se apresuró a señalar, textualmente:

    «En la actualidad no es posible encontrar, en la investigación científica internacional, a un solo autor mínimamente relevante que admita el Cociente Intelectual, ni encontrar a nadie que admita ningún punto de corte como medida para determinar quien es o quien no es superdotado. Lo que tenemos que conocer es el perfil intelectual diferencial de la persona. El mayor favor que podemos hacer a los niños, a las familias y a las escuelas es olvidarnos de los puntos de corte y olvidarnos de las clasificaciones de las Administraciones Educativas. Evaluemos las capacidades que cada uno tiene y planifiquemos una intervención educativa acorde a esta capacidad. Todo lo demás es marear la perdiz, porque mientras tanto el talento de los niños no se desarrolla, muchos fracasan y acaban donde todos sabemos».
    L
    a condena científica del Dr.Tourón: se encuentra desde el minuto 43:50 al 46.

    Un saludo.

    1. Me alegra que dedique tanto tiempo a las altas capacidades. Podemos ver como usted mismo es víctima de su propia sobre información parcial y poco científica.
      Yo invito a la gente a que navegue en las páginas que usted ha dicho y ver lo poco coherente de su discurso, aunque muy bien redactado. Las de las asociaciones ya son de sobra conocidas gracias a su impacto en las redes sociales.
      Y gracias por citar a Touron, persona que como usted mismo cita, está al margen de los diagnósticos clínicos y los ‘paradigmas’.
      Si todo el mundo ve el vídeo que cita, se dará cuenta que después de la intervención de Touron hay otras intervenciones que ayudan a aclarar las dudas que usted hace resaltar.
      Amigos y amigas naveguen e informense, en Internet, asociaciones, psicólogos, etc y comparen métodos y costes a la hora de evaluar a sus hijos, no vayan a caer en manos de algún vendedor de humo.

  26. Buenos días,

    Siguiendo con mi intervención anterior y puesto que como ya decía estoy acostumbrado a buscar información en la red, ahora estoy casi seguro de que es usted un miembro de APADAC (ASOCIACIÓN DE PADRES DE ALUMNOS DE ALTAS CAPACIDADES DE ASTURIAS) que precisamente forma parte de CONFINES. Si no es así y estoy equivocado le ruego me perdone.

    Si fuera así, entiendo que hubiera podido sentirse atacado por algunos de mis comentarios, teniendo en cuenta que COFINES es una asociación que he comentado vive anclada en preceptos obsoletos, que además quiere monopolizar las altas capacidades y convertirse en centro de referencia. Entiendo la egoísta postura de esta asociación pero, como comprenderá, no puedo compartir sus lesivos fines.

    Cuando digo que vive anclada en conceptos obsoletos queda patente en el siguiente video (https://www.youtube.com/watch?v=AZTdyLx7gAg) del día 2 de octubre de 2014 en el que CONFINES celebró una reunión en Málaga, en la que publicitaron un viejo test, como si se tratara de una novedad y diciendo que sirve para saber si un niño es o no superdotado. Un test que discrimina a los niños según si en un momento determinado alcanzan o no el cociente intelectual en un determinado punto de corte, haciéndoles creer a los niños, a sus padres y a sus maestros y profesores que unos son superdotados y a otros que no lo son.

    Evento en el que por cierto se hallaba presente el Dr. Javier Tourón, Catedrático de Métodos de Investigación y Diagnóstico en Educación, en el Departamento de Teoría y Métodos de Investigación Educativa y Psicológica de la Facultad de Educación y Piscología de la Universidad de Navarra, Doctor en Ciencias Biológicas, Past-President del European Council for High Ability (2000-2004), que ante tamaño despropósito se apresuró a señalar, textualmente:

    «En la actualidad no es posible encontrar, en la investigación científica internacional, a un solo autor mínimamente relevante que admita el Cociente Intelectual, ni encontrar a nadie que admita ningún punto de corte como medida para determinar quien es o quien no es superdotado. Lo que tenemos que conocer es el perfil intelectual diferencial de la persona. El mayor favor que podemos hacer a los niños, a las familias y a las escuelas es olvidarnos de los puntos de corte y olvidarnos de las clasificaciones de las Administraciones Educativas. Evaluemos las capacidades que cada uno tiene y planifiquemos una intervención educativa acorde a esta capacidad. Todo lo demás es marear la perdiz, porque mientras tanto el talento de los niños no se desarrolla, muchos fracasan y acaban donde todos sabemos».
    L
    a condena científica del Dr.Tourón: se encuentra desde el minuto 43:50 al 46.

    Un saludo.

    1. Me alegra que dedique tanto tiempo a las altas capacidades. Podemos ver como usted mismo es víctima de su propia sobre información parcial y poco científica.
      Yo invito a la gente a que navegue en las páginas que usted ha dicho y ver lo poco coherente de su discurso, aunque muy bien redactado. Las de las asociaciones ya son de sobra conocidas gracias a su impacto en las redes sociales.
      Y gracias por citar a Touron, persona que como usted mismo cita, está al margen de los diagnósticos clínicos y los ‘paradigmas’.
      Si todo el mundo ve el vídeo que cita, se dará cuenta que después de la intervención de Touron hay otras intervenciones que ayudan a aclarar las dudas que usted hace resaltar.
      Amigos y amigas naveguen e informense, en Internet, asociaciones, psicólogos, etc y comparen métodos y costes a la hora de evaluar a sus hijos, no vayan a caer en manos de algún vendedor de humo.

  27. Me parece perfecto, que naveguen y que se informen, sin duda.

    Al margen de eso y entrando a sus apreciaciones. La información no es parcial o científica porque lo diga usted, para eso se tienen que dar argumentos e información contrastables, que es lo que echo en falta es sus intervenciones.

    Un discurso puede ser más o menos coherente independientemente de la información que contiene, que en este caso es lo importante por mucho que intente desprestigiarla, en este caso alabando falsamente la forma.

    Si un catedrático, doctor en ciencias entre otras cosas, está donde usted indica está claro que no le va a resultar valida ninguna referencia, sea de quien sea. La ignorancia al poder.

    Naturalmente que estas asociaciones son bien conocidas, sobre todo por ustedes pues su constante ataque e intento de desprestigio de las mismas es impresionante con vistas a poder captar a todos los padres que puedan. Pues resulta que el número no modifica la realidad, dos más dos son cuatro por mucho que un gran número de personas diga que es cinco. Esa realidad tarde o temprano se va a venir abajo, el problema es a cuanta gente se habrá llevado por delante.

    Pero lo más gráfico de todo es que al final deja usted perfectamente retratado su verdadero interés: «comparen métodos y costes a la hora de evaluar a sus hijos, no vayan a caer en manos de algún vendedor de humo». Al final es el dinero el que está detrás de todo esto, como siempre pasa. Ignorando entrar a un posible debate sobre la necesidad o no de evaluar clínicamente, que sería lo esperado y que sí tiene un trasfondo científico, ha aparecido el monstruo tras la cortina.

    Pues resulta que un diagnóstico clínico de las AACC, aparte de en muchos otros sitios, también se puede solicitar en cualquier unidad de psicología o de psiquiatría de cualquier hospital clínico de la seguridad social. Otra cosa es que se dé o no con gente preparada para hacerlo. En mi caso incluso nos lo propusieron ellos tras la evaluación psicopedagógica del colegio. Naturalmente nuestra confianza en un equipo que llevaba varios años tratando a muestra hija y que puso ojos como platos cuando se dieron cuenta de que el origen de sus problemas podía ser que derivara de sus AACC, pues como que dejaba ya mucho que desear y al final optamos por un gabinete privado.

    Y es que ese es el ‘kid’ del tema. Si quedara claro en todos los ámbitos la necesidad del diagnóstico clínico y la actual batalla desinformadora se trasformara en una propuesta conjunta para facilitar que la detección de las altas capacidades de realizara de manera gratuita y esta comenzara a quedar acreditada oficialmente en todos los casos ¿dónde quedarían asociaciones como la suya?

    Y lo peor es que todo esto es solo uno de los escollos, luego quedaría el sistema educativo en sí, que no se ha movido en aplicar la LOE – LONCE, en el caso de las AACC, desde que salió y está claro que a estas alturas ya no es por falta de concienciación.

    Lo dicho, desesperante.

    Un saludo.

    1. Estimado Jorge.

      Es una pena que su discurso haya caído ya en la incoherencia y la contradicción. Hasta ahora lo estaba haciendo usted muy bien.

      No entiendo que interés económico tiene unas asociaciones que están financiadas por las cuotas de sus familias asociadas y no por gabinetes, como hacen otras entidades.

      La identificación temprana del talento no necesita diagnósticos, sino identificación. Y de esa manera se evitarán otros problemas, que si los hubiese, yo soy el primero en recomendar la búsqueda de tratamiento bien por la seguridad social, centro escolar o en el psicólogo que cada uno estime conveniente.

      Ha sido un placer, conversar con usted.
      Un saludo.

  28. Me parece perfecto, que naveguen y que se informen, sin duda.

    Al margen de eso y entrando a sus apreciaciones. La información no es parcial o científica porque lo diga usted, para eso se tienen que dar argumentos e información contrastables, que es lo que echo en falta es sus intervenciones.

    Un discurso puede ser más o menos coherente independientemente de la información que contiene, que en este caso es lo importante por mucho que intente desprestigiarla, en este caso alabando falsamente la forma.

    Si un catedrático, doctor en ciencias entre otras cosas, está donde usted indica está claro que no le va a resultar valida ninguna referencia, sea de quien sea. La ignorancia al poder.

    Naturalmente que estas asociaciones son bien conocidas, sobre todo por ustedes pues su constante ataque e intento de desprestigio de las mismas es impresionante con vistas a poder captar a todos los padres que puedan. Pues resulta que el número no modifica la realidad, dos más dos son cuatro por mucho que un gran número de personas diga que es cinco. Esa realidad tarde o temprano se va a venir abajo, el problema es a cuanta gente se habrá llevado por delante.

    Pero lo más gráfico de todo es que al final deja usted perfectamente retratado su verdadero interés: «comparen métodos y costes a la hora de evaluar a sus hijos, no vayan a caer en manos de algún vendedor de humo». Al final es el dinero el que está detrás de todo esto, como siempre pasa. Ignorando entrar a un posible debate sobre la necesidad o no de evaluar clínicamente, que sería lo esperado y que sí tiene un trasfondo científico, ha aparecido el monstruo tras la cortina.

    Pues resulta que un diagnóstico clínico de las AACC, aparte de en muchos otros sitios, también se puede solicitar en cualquier unidad de psicología o de psiquiatría de cualquier hospital clínico de la seguridad social. Otra cosa es que se dé o no con gente preparada para hacerlo. En mi caso incluso nos lo propusieron ellos tras la evaluación psicopedagógica del colegio. Naturalmente nuestra confianza en un equipo que llevaba varios años tratando a muestra hija y que puso ojos como platos cuando se dieron cuenta de que el origen de sus problemas podía ser que derivara de sus AACC, pues como que dejaba ya mucho que desear y al final optamos por un gabinete privado.

    Y es que ese es el ‘kid’ del tema. Si quedara claro en todos los ámbitos la necesidad del diagnóstico clínico y la actual batalla desinformadora se trasformara en una propuesta conjunta para facilitar que la detección de las altas capacidades de realizara de manera gratuita y esta comenzara a quedar acreditada oficialmente en todos los casos ¿dónde quedarían asociaciones como la suya?

    Y lo peor es que todo esto es solo uno de los escollos, luego quedaría el sistema educativo en sí, que no se ha movido en aplicar la LOE – LONCE, en el caso de las AACC, desde que salió y está claro que a estas alturas ya no es por falta de concienciación.

    Lo dicho, desesperante.

    Un saludo.

    1. Estimado Jorge.

      Es una pena que su discurso haya caído ya en la incoherencia y la contradicción. Hasta ahora lo estaba haciendo usted muy bien.

      No entiendo que interés económico tiene unas asociaciones que están financiadas por las cuotas de sus familias asociadas y no por gabinetes, como hacen otras entidades.

      La identificación temprana del talento no necesita diagnósticos, sino identificación. Y de esa manera se evitarán otros problemas, que si los hubiese, yo soy el primero en recomendar la búsqueda de tratamiento bien por la seguridad social, centro escolar o en el psicólogo que cada uno estime conveniente.

      Ha sido un placer, conversar con usted.
      Un saludo.

  29. Estimado tocayo,

    ¿Qué quiere que le diga?, a estas alturas y aun solo se ha dedicado a lanzar burdos intentos de desprestigio indemostrables y sin fundamento.

    No ve interés económico en unas asociaciones ‘financiadas’ que intentan vender un escreeming obsoleto e inmediatamente asocia una financiación a muchas otras, así a bocajarro, que no comulgan con sus preceptos.

    ¿En que momento hemos pasado de comentar la necesidad de un diagnóstico a la fase de identificación sobre la cual no he dicho nada? Cuando no se tienen argumentos, los saltos en el vacio son comunes.

    Lo cierto y perdóneme, es que con gran pesar no puedo considerar un placer haber conversado con quien ni escucha, ni informa, ni comparte y solo se dedica a dar palos de ciego porque no puede aportar nada. Y siento ser tan duro pero no me ha dado más opciones.

    Un saludo.

    1. Estimado Jorge.

      Que la gente lea y decida por si misma.
      No por que usted lo diga.
      Yo tampoco he visto fundamento científico ni en sus palabras ni en lo que promociona.
      Ni prueba alguna de lo que dice.

      Finalizó aquí mi intervención

      Un saludo.

      1. Estimado tocayo,

        Como si lo que yo pueda decir le fuera a convencer a usted de algo…, permita que me ría ya a estas alturas, por no llorar de impotencia ante tan descomunal falta de sentido y contexto de cada palabra con que me ha respondido.

        Si con todo este monólogo, porque no le puedo otorgar el nivel de diálogo, he conseguido despertar el sentido crítico y el interés de alguien para que busque respuestas más allá de ustedes, a título personal consideraré este tiempo bien invertido.

        Sí, por favor, no me conteste más. Ya me he cansado de hablar para las paredes.

        Un saludo.

  30. Estimado tocayo,

    ¿Qué quiere que le diga?, a estas alturas y aun solo se ha dedicado a lanzar burdos intentos de desprestigio indemostrables y sin fundamento.

    No ve interés económico en unas asociaciones ‘financiadas’ que intentan vender un escreeming obsoleto e inmediatamente asocia una financiación a muchas otras, así a bocajarro, que no comulgan con sus preceptos.

    ¿En que momento hemos pasado de comentar la necesidad de un diagnóstico a la fase de identificación sobre la cual no he dicho nada? Cuando no se tienen argumentos, los saltos en el vacio son comunes.

    Lo cierto y perdóneme, es que con gran pesar no puedo considerar un placer haber conversado con quien ni escucha, ni informa, ni comparte y solo se dedica a dar palos de ciego porque no puede aportar nada. Y siento ser tan duro pero no me ha dado más opciones.

    Un saludo.

    1. Estimado Jorge.

      Que la gente lea y decida por si misma.
      No por que usted lo diga.
      Yo tampoco he visto fundamento científico ni en sus palabras ni en lo que promociona.
      Ni prueba alguna de lo que dice.

      Finalizó aquí mi intervención

      Un saludo.

      1. Estimado tocayo,

        Como si lo que yo pueda decir le fuera a convencer a usted de algo…, permita que me ría ya a estas alturas, por no llorar de impotencia ante tan descomunal falta de sentido y contexto de cada palabra con que me ha respondido.

        Si con todo este monólogo, porque no le puedo otorgar el nivel de diálogo, he conseguido despertar el sentido crítico y el interés de alguien para que busque respuestas más allá de ustedes, a título personal consideraré este tiempo bien invertido.

        Sí, por favor, no me conteste más. Ya me he cansado de hablar para las paredes.

        Un saludo.

  31. Buenos días,

    Quería compartir el siguiente enlace, dentro de la página de AA.CC., LA REBELION DEL TALENTO, que me parece puede ser muy interesante:

    ENLACE A LA EMISIÓN POR STREAMING de las jornadas del 28 Enero, 17:00 h. a cargo del profesor Tourón y Stephen Pfeiffer.

    http://aacclarebeliondeltalento.com/2016/01/

    <>

    Contenido detallado de las jornadas:

    Lección 1. Las tres grandes preguntas sobre los alumnos de alta capacidad hoy. Steven I. Pfeiffer

    1.- ¿Quiénes con realmente los alumnos de alta capacidad?
    2.- ¿Qué deberíamos hacer para identificarlos del modo adecuado?
    3.- Y una vez que lo hayamos hecho ¿qué deberían hacer las escuelas y los padres para atenderlos?
    Lección 2. Los centros educativos como ámbitos de aprendizaje y desarrollo del talento de todos los escolares. Javier Tourón

    Nota: la página de AA.CC., LA REBELION DEL TALENTO se creó hace pocos meses por una serie de madres con niños de Altas Capacidades Intelectuales (ACIs), con la sana intención de movilizar este tema en base a la más inmediata actualidad. Aun están empezando pero cuentan con el apoyo de grandes profesionales en este terreno, sus comentarios son de gran interés y por eso quería compartirlo con vosotros.

    Espero os sea de interés.
    Un saludo y mis mejores deseos.

  32. Buenos días,

    Quería compartir el siguiente enlace, dentro de la página de AA.CC., LA REBELION DEL TALENTO, que me parece puede ser muy interesante:

    ENLACE A LA EMISIÓN POR STREAMING de las jornadas del 28 Enero, 17:00 h. a cargo del profesor Tourón y Stephen Pfeiffer.

    http://aacclarebeliondeltalento.com/2016/01/

    <>

    Contenido detallado de las jornadas:

    Lección 1. Las tres grandes preguntas sobre los alumnos de alta capacidad hoy. Steven I. Pfeiffer

    1.- ¿Quiénes con realmente los alumnos de alta capacidad?
    2.- ¿Qué deberíamos hacer para identificarlos del modo adecuado?
    3.- Y una vez que lo hayamos hecho ¿qué deberían hacer las escuelas y los padres para atenderlos?
    Lección 2. Los centros educativos como ámbitos de aprendizaje y desarrollo del talento de todos los escolares. Javier Tourón

    Nota: la página de AA.CC., LA REBELION DEL TALENTO se creó hace pocos meses por una serie de madres con niños de Altas Capacidades Intelectuales (ACIs), con la sana intención de movilizar este tema en base a la más inmediata actualidad. Aun están empezando pero cuentan con el apoyo de grandes profesionales en este terreno, sus comentarios son de gran interés y por eso quería compartirlo con vosotros.

    Espero os sea de interés.
    Un saludo y mis mejores deseos.

  33. Os comento mi caso por si podeis orientarme en si deberia iniciar las pruebas, siempre de bebe iba por delante, si habia que decir una palabra, el decía 3, si tenía que decir 3 el hacia frases, siempre tuvo un lenguaje como de persona mayor. Con 2 años cantaba en un puerto italiano y la de solo tu y tu. Con 4 años, aprendió a leer solo, la profesora les enseño que la m con la a era ma, y con esas cosas el niño aprendió sin ninguna ayuda, no me di cuenta hasta que en un restaurante me leyó la carta. Academicamente, tiene buenas calificaciones, pero siempre los profesores me dicen que es disperso, que tiene mucho mundo interior, que se despista con una mosca, pero cuando le quieren pillar, contesta a lo que le preguntan. Tengo peleas porque le aburre hacer los deberes, se sienta 5 min cuando se sienta, me dice ya me lo se, yo le digo no y el que si, y luego saca un 10, pero luego no paran de castigarle porque en clase no para de hablar. Se lleva mejor con los niños mayores que él, si le castigan y es injusto, se enfada. No se si es imaginación mía, o debería hacerle las pruebas, alguien que me pueda decir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X

La web del Club utiliza cookies para mejorar tu experiencia y hacerte ganar unos segunditos. Haz click en aceptar si estás de acuerdo. Aceptar Leer más