¿Qué quieres encontrar?

24
Mi hija es escapista profesional

Mi hija es escapista profesional

fichas-laurabaena
Niña escapista: dícese de esa niña de entre 2 y 4 años que en el momento exacto que oses poner un ojo en otra cosa que no sea su cuerpecito menudo, huirá como alma que lleva el diablo o desaparecerá como si fuera David Copperfield.
Este post está dedicado a todas las Malasmadres que me hayan visto gritar “Carlaaaaaaaaaa” en algún parque, centro comercial, calle o cafetería cualquiera en los últimos meses. Y es que tener cerca a una niña o niño escapista puede resultar hasta divertido cuando no se trata del que lleva tu sangre. ¡Ay amiga! Qué bonito se ve todo desde la tranquilidad que da la barrera de una maternidad controlada con una niña trampa que en sus 6 años no se ha separado de ti más de 2 centímetros.
Chicas, yo no estoy entrenada para estos sobresaltos, os lo juro. Hace unos días, mi querida buenahija2, la niña intensa, terremoto por naturaleza, se encontraba un poquito revolucionada. Acabábamos de salir del cine, no había dormido y se había comido un par de chuches (no más, no vaya a ser que la boticaria me condene de por vida) y claro al salir de esa sala a oscuras que la tenía controlada, se desató, le dio un subidón de hiperactividad incontrolable que agudiza y multiplica por mil su ingenio.

Carla, por favor, deja de irte corriendo

Risas y un desesperado: No te muevas de aquí. El buenpadre pagando, la buenahija1 a mi lado eligiendo el regalo del primo y la buenahija2 tirando todos los zapatos del expositor hasta que… El corazón en la boca. La he perdido de mi campo de visión. ¿Cómo puede ser? Estaba aquí tirando todo y yo recogiendo hace un micronanosegundo. Y en ese momento no sé qué hacer. Empiezo a dar vueltas sobre mí misma en un radio de 5 metros gritando en su búsqueda.
Cuando me tenía rastreada la tienda, los percheros, los huecos donde su cuerpecito podía caber, los pelos se me erizan, la garganta se me seca… Y el buenpadre impasible me dice: “seguro que está”. Menos mal que alguien guarda la compostura en esta familia…

¿Dónde está? ¿Dónde está? Carlaaaaaa, Carlaaaaaaa…

La gente me miraba, no sé si me reconocieron y pensaron: “menudo carácter se gasta la Malamadre” o qué, pero yo no la veía y unas lágrimas me empezaron a llenar los ojos hasta que me dio por mirar por quinta vez en unos probadores solitarios tipo almacén y…
Allí estaba, con su sonrisa bonita jugando con la cortina del probador en silencio, hablando bajito, como si la cosa no fuera con ella, jugando con ella misma como si su madre no llevara 5 minutos, que me parecieron 2 horas, gritando desesperada, a grito pelado su nombre…
En esos momentos no sabía si regañarla o darle mil besos e hice las dos cosas, temblando mientras la abrazaba…
Ufffffffffffff!
Y entonces, en ese momento en mi cabeza resonaban unas palabras de mi santa madre: “algún día tendrás una Laurita”, que nunca he sabido si era un halago u otra cosa, mejor no pensar jaja. Hasta ahora, que empiezo a vivir en mis carnes las historias de lo que yo hacía de pequeña cuando me iba a dar un paseo con mi abuelo Salvador, cruzaba la calle, le soltaba la mano y me iba corriendo sin rumbo fijo. Pobrecito, qué mal lo pasaba. Y yo creía que jugaba.
Lejos de la nostalgia de aquellos maravillosos años y del humor con el que revivo estos momentos, el otro día traspasé la línea de la desesperación y os prometo que el buenpadre y yo ya estamos entrenados, pero necesito explicarle a esta querida pequeña que “esto no es un juego”, así que he optado por el “comodín de la experta”: preguntar a mi querida colaboradora Alejandra Melús cómo afrontar estas situaciones porque lo único que he conseguido es esto:

  • Cariño, no puedes esconderte o escaparte más.
  • “Ale mama, pedona, solo un poquito”, que traducido a su idioma es: “Vale mamá, perdona, solo a veces”.

escapismo
* Ilustración preciosa de Belén

Lo que nos recomienda Alejandra Melús

Como bien explica Laura, los buenoshijos no se escapan por transgredir las normas o retarnos, sino que lo hacen a modo de juego, disfrutando de probar y conocer el entorno y descubriendo dónde están los límites en cada momento.

Es habitual que los niños desde que comienzan a desplazarse por sí mismos hasta que comprenden las consecuencias inmediatas de sus actos, hacia los 4 años, actúen por impulsos ya que no son conscientes de los perjuicios o las consecuencias que puede tener no hacer caso a las normas.
Esto se debe únicamente a la etapa del desarrollo evolutivo en la que están. Su inmadurez no les permite procesar las consecuencias de sus actos y se mueven por impulsos, necesitando descubrir el mundo a través de su cuerpo, de los sentidos, y es por eso que desde que comienzan a desplazarse solos hasta los 4-6 años, su juego es mayormente motor, donde la exploración, el movimiento y la actividad son protagonistas incesantes y necesarios.
Y aunque pueda parecernos que esto sólo nos pasa a nosotros, es un patrón totalmente natural, propio de esta etapa, donde podemos consolarnos sabiendo que pronto pasará, pero mientras tanto os dejo algunas ideas que pueden ayudar a sobrellevarlo mejor:
  1. Debemos tratar de poner límites sin perder la paciencia, insistiendo en las mismas normas, dando un modelo adecuado y comprendiendo que no es nada personal, sino involuntario y evolutivo.
  2. Puede ayudarnos el hecho de empatizar con nuestros buenoshijos y sus necesidades. Es complicado, pero quizás no sea el momento de ir a sitios muy concurridos si nos da miedo perderle de vista o que salga corriendo, o donde reine el silencio y sepamos que no va a aguantar tranquilo. Quizás es mejor elegir espacios más adaptados a las necesidades y el momento de nuestros hijos, donde pueda correr, saltar y desfogar su energía sin tanto límite, como dentro de una casa, en un jardín cerrado o en un espacio preparado.
Y sobre todo paciencia, porque todo pasará y aunque el momento presente es muy complicado de gestionar y sobrellevar, pronto pasará y estos hechos se habrán quedado en anécdotas o “bonitos recuerdos”.
Y vosotras Malasmadres, ¿os ha pasado esto con los buenoshijos? Espero vuestras anécdotas.

banner-blog-suscripcion-newsletter-1

Han comentado...

  1. Mi buenahija, el verano que cumplió cuatro años nos hizo una bastante gordita…Nos levantamos y no estaba en casa. Hechabamos las llaves pero las dejabamos puestas. La encontramos en la calle, no se como… Yo estaba muerta de miedo y ella, tan tranquila, nos dijo que sólo quería comprobar si el cole estaba cerrado. Había llegado hasta el colegio!! Eso eran unos veinte minutos andando, y con sus 4 años recién cumplidos!! Cuando se me fue el miedo, y conseguí hablar, no sabía si castigarla o que decirle. Creo que me vio tan mal que ella sola asumió que había hecho algo muy grave y me dijo que no se iría nunca más sin mí.

  2. Yo estaba con la buenahija1 en una tienda grande, ella atada en su carrito, juro que me giré unos segundos a mirar ropita para ella, y al volver a mirarla, ???? había desaparecido del carrito. Entre nervios e histeria comencé a buscarla y a pensar en lo peor. Ante mis gritos de desesperación, la dependienta me pregunta qué que me pasaba, a lo que le digo, que he perdido a la buenahija1, y la chica me mira con cara de vaya malamadre y me describe a una niña como la mía, y yo en plan, si si es la mía, pues la buenahija había decidido salir del carrito para probarse zapatos ???? Imaginaos mi cara, no sabía si reírme o reñirla. Me la comí a besos.

  3. Qué alegría me da ver q no soy la única con una buenahija escapista!
    Cuando Elsa tenía dos años se nos perdió en el monte del pueblo de mi madte delante de 10 personas!!!! Aquello fue una batida en toda regla y yo con el teléfono a punto de llamar a la Guardia Civil, pero es q ese mismo verano se puso a buscar la sombrilla en la playa de Matalascañas es un giro de mi cabeza para hablar con mi hijo mayor y poco más y la encuentro en Portugal, como dan de sí esas dos piernecitas!!! Creía que me daba algo!! Con regañina de turista abuela incluida.
    Ahora tiene 8 años y es un crack jugando al escondite, yo creo q deja de respirar y todo. Pero lo de salir corriendo y el don de desaparecer no lo ha perdido. Siempre hay un donde está Elsa??? Cuando salimos a algún sitio.
    Perdón por el testamento, pero me siento tan identificada!!! Un beso ????????

  4. Buenos días. La verdad que es uno de esos momentos que deseas que no pase nunca…
    Incluso piensas que a ti no te va a pasar porque eres de las que no le quitas ojo de encima. Jajajja. Pues me pasó en unas vacaciones, dentro de un supermercado, el buenhijo de 3 años, casi 4… Como bien dice Laura, yo colocando los quesos de la estantería, porque los había cambiado de posición y desparramado por todas partes, cuando de pronto no le veo! Pero si estaba aquí, a mi lado!
    Perdiendo toda compostura, me fui gritando como nunca pensé que saliera de mi aquellos gritos : Sergioooooo, Sergioooooo, a la vez que preguntaba a todo el mundo si alguien había visto un mico de 3 años.
    Un señor me dijo que si, que estaba corriendo pasillo abajo, pero de que forma corría, que yo no le veía! Cuando le divise a lo lejos, el estómago me bajo de golpe del gaznate. Puffffff, te deshinchas como un globo. Le cogí en mis brazos, y después de abrazarle, le eche la regañina del siglo, mientras el me miraba y se reía!
    Lo pase fatal, fatal, fatal durante esos minutos, que seguramente fueron 3 pero se convirtieron en 30.
    Gracias a Dios no me ha vuelto a pasar, pero hasta tuve pesadillas relacionadas con ese suceso.. Jajaj
    Gracias por los consejos Alejandra.

  5. Mi buenhijo 1 con dos aňitos, plaza con gente porque jugaba un partido Espaňa y habían puesto una pantalla grande , la mayoría de la gente con camiseta roja, que se me fue a ocurrir a mi ….poner al niňo una camiseta roja….
    Había musica, gente con trompetas…en fin mucho bullicio….
    el buenhijo 1 jugando allí pegado a nosotros, en esto que pasa un grupo de gente…y veo que ya no está!!!….como loca que lleva el viento mirando por todos lados pero sólo veía a gente con camisetas rojas pero no a mi niňo…gritaba su nombre pero con la música nada de nada….el buenpadre por un lado,yo por otro pero sin querer irme lejos de donde estábamos por si regresaba….y al fin aparece tan tranquilo jugando con otro niňo …..
    Fueron los instantes peores de mi vida…del sofocon a casa directos sin ver partido ni nada!!.
    Un beso malasmadres.

  6. Aayyssss! A mi me lo hizo Pablo, pero no por esconderse, si no para ver como funcionaban las escaleras mecánicas. Creo que aguanté las ganas de gritar casi bien. ! Pero qué mal se pasa!!!

  7. Mi BH2 Nicolas con solo dos años y medio un día jugó al escondite en casa, en casa!!!! Se había metido en un trastero que tenemos en el patio de casa, bajando una escalera y abriendo la puerta el solito. Su hermano Daniel, el BH1 de 4 años y yo buscándolo como locos. Le dije a Dani “Cariño, sé que tiene que estar en casa pero me estoy asustando” a lo que me contestó ” y yo también mamá!” hasta el BH1 estaba asustado!!!! Lo llamamos a gritos un buen rato, sal de dónde estés Nicolás!!!!! salí hasta a la calle por si había cogido la puerta y se había ido pero no…ni siquiera había salido de casa y yo estaba acojonada pensando que no salía por que algo le había pasado… pero nada, estaba en el trastero agazapado detrás de una silla de oficina del despacho que desmontamos cuando nació el primero…riéndose satisfecho de lo bueno que era jugando al escondite. La madre que lo parió….le dije que se acabó jugar al escondite…. unos días después me la volvió a hacer pero ya fui directa al “escondite” y allí volvía a estar… No tienen enmienda pero que ricos que son

  8. Hola ! A mi hija le diagnosticaron celiaquia y con sus recién cumplidos 16 meses fuimos a un gran supermercado buscando alimentos adaptados para ella….. estábamos cerca de los yogures y había una columna …. No se como paso …. fue un nano segundo cuando desapareció y se metió por la columna … donde no se veía…. Mi corazón dio un vuelco … Y sólo quería coger unos yogures … la encontré saliendo a los 2 minutos de la columna con las manos llena de yogures … más bien … ella me encontró a mi … jajajajaja

  9. BH2 … 3 años … plaza de San Antonio en Cádiz llena de niños … “papá, voy a tirar este papel en esa papelera” … 25m … parpadeo … desaparece!!!!! Y ahí nos tienes a grito pelado, porque en esta familia no hay buenpadre que guarde la compostura sino dos madres (una BM y una MM) hasta que tras otro parpadeo un minuto que parece un mes después aparece y te explica que como estaba llena había ido a buscar otra y ya no sabía volver (BH2 es igual que yo pero sin GPS)
    Y sí, no sabes si matarla o castigarla y optas por estrujarla con un abrazote lleno de lágrimas

  10. Creo que es la situación que más temo, que se escape, se esconda y alguien pueda llevárselo o que haya puertas automáticas, salga a la calle y le ocurra algo, le atropelle un coche, no sé…es aterrador y él que no tiene más de 3 y medio no puede entenderlo y mucho menos me hace caso…a veces parezco una loca, me pasó todo el rato llamándolo al orden, repito Gabo mil millones de veces, si no responde subo el tono y pasó un malísimo rato cada vez que me lo llevo a comprar, creo que si no fuera ilegal lo llevaría con una de esas correas con tirantes…perdonadme pero mi buen hijo no inventa ni una buena y te monta un pollo por menos de nada.

  11. jajajajajajaja….por fortuna el mayor no me perdía de vista, siempre estuvo más apegado, por lo que cuando se iba, con hacer un recorrido con ojos láser lo localizaba y él a mí, siempre fue un nano segundo de susto menos que un suspiro.
    Pero el pequeño…..parecía que tenía que compensar por la falta de sustos de su hermano.
    El peor con diferencia, fue en El Corte Inglés planta de juguetes buscando un regalo para un cumple, el mayor y yo estamos en modo búsqueda y le pido al padre que vigile al enano, pues no puedo estar mirando y recogiendo lo que agarra el peque, así no avanzamos. Diez minutos más tarde ya con la selección busco con la mirada al padre y lo veo en los Lego tan tranquilo, y pienso ¡Genial, ha consigo enredarlo con algo! sonrío y le muestro el juguete para indicarle que voy a la caja a pagar. Allá nos vamos el mayor y yo y veo llegar al padre muy relajado mirando alrededor y me pregunta ¿Y Pablo?. En ese momento soy consciente de que él estaba relajado con los Lego porque NO tenía al enano, y que….nadie sabía donde estaba. Iniciamos el equipo de búsqueda, zona juguetes, zona ropa, vuelta para aquí para allá, al cabo de 20 minutos pedimos la colaboración de una dependiente y empezamos de nuevo a buscar y preguntar. Y….veo pasar un coche de pedales por el pasillo. SI, el enano se había montado en un coche de pedales y estaba dando vueltas por los pasillos tan tranquilo y sonriente. Acaba de decidir que quería pedirle a los Reyes Magos.
    Fue uno de los peores momentos de mi vida, se me venían a la cabeza todas las imágenes de sucesos, películas…..
    Conseguí evitar matar el buenhijo2 y el buenpadre, pero estuve muy muy muy enfadada ese día, y POR SUPUESTO los Reyes no trajeron el coche de pedales; cada vez con lo veía cuando iba al Corte lo miraba con inquina me recordaba al Chucky
    Afortunadamente la etapa pasó, pero puff cuando recuerdo los sustos que me ha dado han me tiembla el cuerpo y entiendo perfectamente a las madres con las veo en modo pánico y automáticamente empiezo a buscar cuerpecitos ocultos y cuando los ves dices, en vos muy alta, aquello de “Hola, no es aquella tu mamá”, suele funcionar para que el oído sensible de la madre gire y te localice :))))

  12. Mes de agosto, Terra Mítica, una buenahija de 4 y un buenhijo de 2….. estábamos comiendo, le tenía sentado al lado, nos pusimos a recoger y de pronto ya no estaba….. el corazón se sitúa en la garganta, no sé como puede cambiar de sitio, pero cambio, te es imposible ver, oír, gritar, yo solo pensaba en que cerraran el parque, que lo cerraran para que no se lo llevarán… lo ojos llorosos, y el corazón allí arriba, apretando, el desierto en la boca, los temblores del miedo… después de unos largísimos minutos alguien dice… lleva una gorra verde??? SIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIIII, es aquel al lado del lago? aaaaaaaaaaahhhhhhhhhhhhhhhhhh, yo solo pude abrazarle y llorar, que sensación me quede traumatizada…..

  13. Yo me perdí una vez cuando era pequeña, en la plaza de un pueblo, en una fiesta. Y unos vecinos me llevaron a casa. Mis padres la pasaron tan mal, que mi niño tiene cinco años y nunca lo he llevado a sitios muy concurridos…

  14. A mi se me han perdido ya los dos niños.., jajajajaja… me puedo coronar de malamadre!!! jajaja… El buenhijo1 con 4 años se me perdió en un centro comercial cuando ibamos por los pasillos de tienda en tienda, fue un microsegundo en que se me soltó de la mano y no dábamos con él, después de gritar por todo lugar por casi 10 minutos por fin lo encontramos enfrente de una maquinita de bolas de juguetes.. obvio donde más podría estar!!… ufff, menudo susto. La buenahija2 con 3 años ya rompió el récord. Se me soltó de la mano en el Supermercado e iba por los pasillos y siempre en mi campo de visión hasta que fui a coger el arroz creo y zas!, ya no hay niña… buscamos por todo el supermercado y no había niña!!.. ojo que estábamos en la segunda planta del supermercado hasta que una buena mujer me oyó gritar y me dijo, “creo que vi una niña bajando en el ascensor”.. y casi se me paralizó el corazón!!.. buscamos en la primera planta y nada!!!… de repente sonó mi móvil y era la buena abuela. -“Hija donde estás??.. la niña esta aquí conmigo en casa”- … queeeé????!!!!!… La bendita niña había bajado por el ascensor, se había salido del supermercado, cruzado la calzada, caminado 5 minutos y llegó a casa SOLA!!!… Desde ese día decidí que nunca jamas la dejaría andar sola por el supermercado, siempre dentro del carrito. Hoy tiene 5 años pero sigue dentro del carrito. No pienso pasar por ese mal rato nunca más.

  15. Mi niño mediano (tengo tres), que tiene 2 añitos recién cumplidos, hace mes y medio se nos escapó en Ikea. Como lo conocemos, lo llevamos bien atadito en la silla, pero cuando fuimos a comer nos pareció bien dejarlo correr en un mini-parque que tienen dentro del restaurante, junto a las mesas. El mayor, de casi 4 años, es muy responsable y jugaba cerca de nosotros, la pequeña estaba en su trona y el buenpadre y yo estábamos vigilando al mediano. Se metió debajo de un tobogán y no salía, así que fuimos a ver, pero no estaba. Resulta que se había salido por el otro lado y se había ido. Estuvimos 2 minutos in verlo, pero casi me muero del susto. Fui corriendo a las escaleras y al ascensor, temiéndome lo peor. El padre se quedó vigilando a los otros dos conteniéndose como podía. Al final vi que otra madre estaba sujetando a un niño junto a una mesa. Simplemente, le había parecido muy divertido correr entre las mesas. En fin…

  16. A mí me pasó con la intensa y un amiguito (4 y 5 años), desapareció el amiguito y fueron 5 minutos interminables en los que se iba llenando la plaza a la vez que anochecía porque empezaba un espectáculo de luces…. a partir de ahí hablé con ella, la expliqué que si se perdía y no me veía acudiera a alguien con uniforme o algún papá o mamá con niño y le dijera mi número de teléfono. Durante la siguiente semana fuimos haciendo juegos para que memorizara mi número pintando, cantando y probando desde otro teléfono… aunque espero que no tenga que llamarme nunca!

  17. Yo tengo uno escapista y escalador. El horror por partida doble. Ya se empieza a tranquilizar un poco, el cole ha ayudado mucho y mi mano izquierda para desviar su atención y fomentar sus “cosas de mayor” me parece que van funcionando.
    Se pasa mal, si…

  18. Sí! Ayer mismo en Primark. La tenía a mi lado mirando una camiseta, ella decía ” mira mami…”nini”, que así es como mi bh de 23 meses llama a Minnie, y un segundo después ya no estaba. Recorrí cada centímetro de la tienda gritando su nombre y cuando ya había pasado tiempp suficiente para ella apareció detrás de un espositor de pintalabios pintada como una mona y con más de 10 collares colgados. No sé si llegó a 5minutos pero prometo q fuero los más largos de mi vida.

  19. Buenos días!, ahora me río contándolo pero mi buenhijo1, me hizo batir el record mundial de subir escaleras, si ése que hacen los bomberos, estábamos en el hall de unos apartamentos turísticos, en Tierra Santa de la Jefa, las puertas del ascensor estaban abiertas y de repente el niño se suelta de la mano se mete en el ascensor y por arte de magia las puertas se cierran, con él dentro, claro y sin saber a que planta se dirigía, horror que hacemos… yo en un alarde de deportista, comienzo a subir escaleras planta por planta, como si fuera más rápida que el ascensor y en cada planta las puertas cerradas, 4 plantas y me encuentro al niño en brazos de una pareja inglesa con el niño en brazos, tan contento. Reían los 3 y yo me quería morir. Ellos se encontraron a un simpático niño al abrirse las puertas y a una madre loca al darse la vuelta, No sé que les pareció más divertido a contarles lo que había pasado. Fueron amigos los tres durante todas las vacaciones….

  20. Gracias a Dios mi hija no es escapista pero mi sobrino con 2 años desapareció con su vecina, todos peinando el pueblo desesperados hasta que mi cuñado los encontro, iban de la mano a “tomar una tapa de ensaladilla”….. pa matarlos!!! Aunque ahora nos reímos un montón al recordarlo, ya tiene 17 años y ojalá fuera pequeño otra vez!

  21. Yo me escapé varias veces de casa de pequeña, aunque algo de culpa hay que reconocerle a mi madre que no echaba la llave para que me fuera jugar con la vecina y, claro, a veces iba con la vecina y otras se me ocurría ir al cole, al parque o a ver a la abuela, jajaja! Me devolvieron los vecinos y así ya sí que la empezó a echar…
    Con mi hija me ha pasado alguna vez que ha salido corriendo, pero en esas siempre he corrido detrás y la he alcanzado. Lo malo fue una vez que se me perdió en la piscina y me llevé un susto de muerte, pero en realidad la pobre no había ido a ningún lado y solo se había agachado a hablar con una señora de una toalla. Y mamá mirando por encima y gritando como una loca y corriendo por el césped. Menos mal que no fueron ni 5 minutos, pero vaya sustazo!

  22. Laura, la Princesa ya nos ha dado varios sustos. Pero el peor le toco a la Sta Tia (mi hermana): se le desapareció en Saks Fifh Avenue (El Corte Ingles local). Y dale correr por toda la tienda (pero sin gritos porque la Sta Tia es una lady), cuando se le ocurrio mirar abajo de las mesas expositoras….charan. Allí estaba ella La Princesa-Huracan con cara de felicidad total jugando al escondite. Mi hermana dice que se le pasaron todas las peliculas por la cabeza y se sudo mas que en una clase de spining.
    Yo gracias a Dios todavía no he pasado por ningun susto tan grande…..pero debe ser porque soy de las que si la Princesa-Huracán corre en el supermercado me verán corriendo detrás, lo se soy loca 😉

  23. Uf que valientes que son, me encanta que no Le temen a nada ni a nadie.
    En unas fiestas de mi ciudad, un día con cohetes, nos dirijiamos con toda la gente hacia el sitio. Gire un segundo a tirar algo a la papelera #quedate con papa# vuelvo.. Papa.. Y el niño? @no estaba contigo? @…. Lo que decís 30 segundos eternos.. Gire y menos mal que no se había movido al momento vernos se quedó quieto… Y entre el mogollón de gente bajando veías a un niño quieto..
    Regañina y pregunta *que hubieras hecho si papa y mama no aparecen*
    #llorar hasta que alguien me lleve a la policia#
    Gracias a dios que sabe latín jajajaja
    Ahora Le tengo vamos.. Me falta ponerle gps

  24. yo fui la malamadrebh escapista, no lo recuerdo pero dicen…mu malas lenguas eso si que os lo digo , que de pequeña la menda era de pronostico catastrófico. Paseando por un parque de la ciudad de Barcelona , con mis buenos padres me escapé y hora y media después me encontraron dando vueltas en el tiovivo, subida a un unicornio.Se movilizo a la policía,a la guardia urbana a los jardineros…cielos a todos !!! .El susto que llevaba mi pobre madre y la cara de descompuesto de mi pobre padre me hicieron ponerme a llorar antes de que el buen policía me bajara y le dijera al señor del tiovivo que mi padre vendría a pagar las vueltas y la piruleta que me estaba zampando. Después de este episodio me pase años pillada de una correa de pasear niños cuando salíamos.Quede claro que yo era un angelito y todo son “exageraciones” de los buenos abuelos y resto de la familia. Jajajajajajajaja.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X

La web del Club utiliza cookies para mejorar tu experiencia y hacerte ganar unos segunditos. Haz click en aceptar si estás de acuerdo. Aceptar Leer más