¿Qué quieres encontrar?

8
Hijo, quiérete bien adentro

Hijo, quiérete bien adentro

Tener amor propio, quererse a uno mismo, en definitiva tener autoestima es una de las enseñanzas que debemos dejar a nuestros buenoshijos. El último post de nuestra colaboradora Sonia López nos animaba a ello (podéis leerlo aquí), pero muchas Malasmadres nos pedisteis que profundizáramos en ello ofreciendo estrategias para transmitirlo. Hoy Sonia nos trae un post cargado de estos consejos. ¡Esperamos que os sirva de ayuda!

* Podéis seguirla en Facebook, Twitter y en su BLOG.

¿Por qué hay días que no nos vemos guapos cuando nos miramos al espejo?

– Porque olvidamos de mirarnos con ternura.

¿Y qué podemos hacer para sonreírnos siempre?

– Debemos aceptarnos sin peros ni pros.

¿Aunque hayan cosas que no nos gusten de nosotros?

– ¿Alguien ha dicho que debemos ser perfectos?

La autoestima y el bienestar emocional de los pequeños

La autoestima es uno de los factores claves en el bienestar emocional de nuestros pequeños, pilar  fundamental en su desarrollo personal y social. De ella dependerá la creación de un buen autoconcepto y una adecuada respuesta emocional.

La clave de una buena autoestima radica en que nuestros hijos se sientan queridos, respetados y valorados. Somos el espejo en el que se miran a diario y por esta razón es imprescindible que les retornemos una imagen positiva, sin matices ni distorsiones. Debemos conseguir que nuestros hijos se sientan únicos, valiosos, capaces de todo.

Una adecuada autoestima será fundamental para conseguir un apropiado desarrollo personal, una buena adquisición de los aprendizajes, el establecimiento de relaciones positivas con el entorno y sobretodo la construcción de la propia felicidad.

La autoestima se construye día a día a partir de las experiencias y las relaciones personales de confianza y estima. Un niño con buena autoestima es seguro, valiente y tiene una buena tolerancia a la frustración. Se siente especial, útil, responsable, orgulloso de sí mismo y feliz.

Un tesoro muy frágil

La autoestima es un tesoro muy frágil, ¿cómo podemos ayudar a nuestros hijos a construirla?

1- Creemos un buen vínculo, una base afectiva segura

Seamos una fuente de confort, seguridad y protección para nuestros pequeños. Consigamos que sientan que les acompañamos sin condición y les queremos sin sobreprotegerlos. Demostrémosles amor y afecto a diario, dedicándoles tiempo de calidad. No nos cansemos de decirles lo mucho que les queremos y lo importante que son para nosotros

2. Ajustemos nuestras expectativas a los hijos que tenemos y no a los que nos gustaría tener

Aceptémosles de forma incondicional sin excusas ni reproches. No les ahoguemos con nuestro excesivo nivel de exigencia, no deseemos hijos perfectos sino felices.

3. Felicitémosles por todo los que son capaces de conseguir a diario

Utilizando un lenguaje positivo, hagámosles conscientes de todas las fortalezas y capacidades que poseen. confiemos en ellos, respetemos sus intereses, necesidades y ritmos para aprender

4. Trabajemos a diario la tolerancia a la frustración

la aceptación del error como parte esencial del aprendizaje. Enseñémosles a relativizar los fracasos, animémosles a tomar decisiones y resolver problemas asumiendo las consecuencias de sus decisiones. Establezcamos límites claros y cumplamos nuestras promesas.

5. Eliminemos las etiquetas, las comparaciones, los mensajes en negativo y las frases condenatorias

Pongamos atención no sólo a lo que les decimos sino al cómo lo decimos. Realicemos críticas constructivas siempre referidas a las acciones y no a la personalidad.

6. Eduquémosles en la cultura del agradecimiento

Enseñémosles a valorar todo lo que tienen en sus vidas, a dar las gracias. Hagámosles conscientes de sus conversaciones interiores.

7. Animémosles a iniciar nuevos retos, a tomar la iniciativa en sus vidas, a asumir riesgos

También a apostar por ellos a fuego, a que vivan fuera de su zona de confort.

8. Seamos el mejor espejo, un ejemplo positivo que arrastre a soñar grande, a sonreírle a la vida

Recordemos que nuestros hijos no siempre nos escuchan pero si nos observan. Aceptemos nuestras propias imperfecciones, pidamos perdón cuando sea necesario, crezcamos de la mano junto a ellos.

9. Seamos capaces de conseguir que nuestros hijos se quieran con avaricia

Que se miren con valentía al espejo, que se hablen con palabras bonitas. Que pisen sin miedo, que se sientan inmensos.

Y vosotras Malasmadres, ¿qué añadiríais? ¿cómo fomentáis la autoestima en los buenoshijos?

¿Están implicados los buenoshijos en el reciclaje de vidrio?

Responde nuestra encuesta y entra en el sorteo de 10 miniglús personalizados

Queremos conocer cómo recicla la familia de una Malamadre en el reciclaje de vidrio:

s3/3509727/MalasmadresEco

  • Puedes hacerlo hasta el lunes 15 de mayo a las 23.59 horas.

Han comentado...

  1. Hola,

    Mi peque siempre ha sido ella de muy “yo sola”, cuando lo hace bien la aplaudimos y la besamos y le decimos lo orgullosos que estamos de ella (la beso y abrazo todo lo que puedo y le digo lo mucho que la quiero unas veinte veces al día jajajaja), cuando no lo consigue ves como se frustra y yo le digo “a ver, estate tranquila, ya lo conseguirás, no pasa nada. Unas veces sale y otras no” y se queda como mas tranquila. Y si yo creo que se quiere mucho, a veces le preguntamos a quien quiere mucho y dice que a ella jajajajaa. El otro día sacando al perro, se me abrazó a las piernas y me dijo: mamiti, estoy muy contenta y muy orgullosa de ti. Te quiero mucho.
    Así que sí, creo que algo estoy haciendo bien = )

    1. Tienes una peque genial, que guay que sea capaz de expresar sus sentimientos!!
      Un abrazo

  2. Hola,

    Yo intento hacerlo lo mejor que sé siempre, y nunca hacer comparaciones con otros niños, eso es contraproducente.
    Le crea inseguridad y frustración, no exigir pero tampoco que haga lo que ella quiera, eso es lo realmente difícil en muchas ocasiones.
    Muchas veces me repito lo estás haciendo bien, y es a mi manera como lo hago, y siempre con un amor infinito, aunque es verdad que a veces no lo veo así, quizás no he tenido un buen día, pero luego recapacito y vuelvo a pensar lo estás haciendo bien.
    Beatriz.

    1. Es importantísimo que sean conscientes del amor incondicional que sentimos por ellos pero no siempre es fácil acordarnos de repetírselo.
      Un abrazo

  3. Yo le digo mil veces que es lo más importante de mi vida y le pregunto de vez en cuando si sabe cuanto le quiero, para estar segura de que lo va “pillando”, tiene dos años.
    Pero creo que una cosa que hago buena por él, es pedirle ayuda. Le pido que me ayude guardando cosas mías, poner la mesa (servilletas, pan…), pero también que me ayude emocionalmente, es decir, cuando pasa algo malo y estoy triste o cabreada.. no se lo oculto y le pido que me ayude a volver a estar contenta “lo siento pero mami está triste hoy porque le ha pasado una cosa mala, ¿me das un abrazo para quitarme la pena?” “Lo siento, pero estoy muy nerviosa, aunque no es tu culpa, ¿me ayudas a respirar hondo y jugamos para que se me olvide?”…. Quiero que sepa que él puede influir en sus sentimientos y en los de los demás.

    1. Que genial Sandra, que importante es que nos oigan expresar nuestras emociones!!
      Un abrazo

  4. Ola Sonia, gracias por el articulo maravilloso, me ha permitido hacer una reflexión sobre como nos comunicamos con nuestra pequeña. Aprovecho tu disponibilidad para hacerte una consulta 🙂 Soy madre de una buenahija de 3 anos. En mi infancia, mi madre siempre me comparaba con otros niños. He crecido con plena consciencia del impacto negativo que eso tuvo en mi por tanto esto es una cosa que yo no hago/ procuro hacer NUNCA.
    Con mi buena hija hace unos meses atras, tuve el desafio de que dejase el chupete, no comer con las manos, no utilizar el pañal, etc… y comenzamos a explicarle que estas cosas eran de “pequeñajos” y que ella ya era mayor. La verdad es que ésto nos ha funcionado de maravilla y la niña ha roto con costumbres con esa idea de ella sentirse mayor…
    Después de leer tu articulo me ha surgido la duda si al hacer esto estaré comparándola y optando por la estrategia correcta… Ella siempre que hace cosas bien i.e: retirar la mesa, me dice ” mama, los pequeñajos no retiran la mesa, verdad que no?” como para darse importancia y recibir el reconocimiento nuestro. A nosotros nos da la risa, pero quiero saber tu opinión ya que no creo que se trate de una comparación directa sino hacerle comprender que hay actitudes que están justificadas en bebes y no en niñas como ella.

    1. Hola Laura,
      Me aelgro mucho que te haya gustado mi artículo. Quizás es el momento de cambiar “pequeñajos” por “yo lo hago sola porque soy capaz”. Deben entender que las cosas las hacen por su capacidad y esfuerzo.
      Espero que te ayude, cualquier duda aquí estamos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X

La web del Club utiliza cookies para mejorar tu experiencia y hacerte ganar unos segunditos. Haz click en aceptar si estás de acuerdo. Aceptar Leer más