¿Qué quieres encontrar?

7
Ellas opinan: tratando de conciliar con la faceta personal

Ellas opinan: tratando de conciliar con la faceta personal

Ana Pardo es abogada y bimalamadre de mellizas que se encuentra en estos momentos opositando. Por temas de horarios laborales del buenpadre se encuentra la mayor parte del día sola y para ella la conciliación su vida personal es más que complicada. Hace poco quiso apuntarse a hacer algo de deporte pero no ha encontrado un centro donde puedan sus buenashijas y ellas tener un rato de desconexión deportiva. Hoy habla de lo que supone para ella la no conciliación y de lo poco preparada que está la sociedad para que esto sea una realidad.

Soy Ana Pardo Celdrán, bimalamadre de dos mellizas de casi 5 años, que, tras diez años de ejercicio de la abogacía, primero por cuenta ajena y después por cuenta propia, ante la falta conciliación y la gran dificultad del ejercicio de la abogacía, con la maternidad, la cual daría para escribir un libro, me planteé estudiar oposiciones y en ello ando desde hace 10 meses.

Como decía, la preparación de una oposición genera una tensión, posturas continuadas, sedentarismo y estrés. Pero, claro ¿cómo encajar 8 horas de estudio diario, y el resto del tiempo, cuidado de las buenashijas y de la casa, limpiar, comprar, dormir etc.? Porque además en mi caso por razones laborales el buenpadre está doce horas fuera de casa, por lo que no podemos turnarnos. Ante esta situación empecé a buscar soluciones, y pensé en, ¿por qué no aprovechar las horas de actividades extraescolares de mis hijas para hacer yoga o pilates, en ese mismo tiempo? Es decir, mientras mis hijas bailan, porque es la actividad que les gusta, yo estoy en la sala de al lado haciendo una actividad. De tal manera que las tres hacemos deporte y estamos en el mismo sitio, ¿parece simple verdad? Pues NO EXISTE, en Jerez NO EXISTE, los gimnasios ofrecen un sinfín de actividades, pero lo que yo necesito, no lo ofrecen ni los grandes ni los pequeños. Si hay ludotecas, pero es que no quiero una ludoteca, entre otras cosas porque las ludotecas son casi más caras, que una clase de cualquier disciplina.

El hecho de que no exista esta posibilidad, solo se traduce en que por mucho que queramos, la sociedad no esta preparada para nosotras, seguimos con un modelo noventero en donde la mamá que empezaba hacer deporte iba al gimnasio por la mañana mientras los niños estábamos en el cole, porque la gran mayoría no trabajaba y por la tarde actuaban de taxistas y llave en mano te llevaban a natación, a gimnasia rítmica y esperaban estoicamente una hora en las gradas de la piscina o en el coche dejando el tiempo pasar. Pero hoy día el modelo ha cambiado, las que hacíamos natación estudiamos una carrera y tenemos otras inquietudes, trabajamos o estudiamos una oposicion (para poder conciliar) y no tenemos horas muertas, o, mejor dicho, no queremos horas muertas.

conciliacion-personal

Tras recorrer unos cuantos gimnasios, Clubs etc.…sigo sin encontrar ninguno que me permita cuidar mi cuerpo mientras que mis hijas cuidan del suyo. Se nos machaca con la idea de una vida activa, una vida saludable, la importancia del deporte en nuestras vidas etc.… Pero luego, intentas conciliar tu deporte con su deporte, y ¿qué tienes? NADA, Lo de siempre yoga y pilates a las ocho de la noche o a las diez de la mañana, vamos quiere decir, que o te vas tu cuando los niños están en el cole, y no trabajas, o estudias, o te vas a las ocho de la noche. ¡Que esa es otra hora que también tiene tela! Vamos a ver, las que tenemos hijos pequeños esa hora es demencial, ¡es la hora del baño y la cena! Seamos coherentes, las Malasmadres que nos damos patadas para llegar a todo necesitamos hacer REALIDAD en toda su extensión la palabra CONCILIACIÓN, que para quien no se haya enterado aún, abarca tres ámbitos: FAMILIAR (la progenie y pareja), (ámbito laboral) y PERSONAL  (tú misma y tus necesidades vitales).

Bien pues la última se nos ha caído por el camino, y llevamos 30 años buscándola, porque a la vista está que no puedo cubrir mi necesidad de practicar un deporte, porque no puedo compatibilizarlo con el de mis hijas.

Así que creo que salvo alguna emprendedora profesional del deporte se le ocurra crear un gimnasio de actividades paralelas de niños y padres, donde todos hagan sus actividades al mismo tiempo, en el mismo lugar, no podré hacer ningún deporte ni ninguna disciplina, y seguiré conformándome con los tutoriales de YouTube, para buscar mis momentos, para estar en forma.

Y tú, ¿cómo concilias con tu vida personal?, ¿tienes problemas para encontrar tu momento?

ellas-opinan

Han comentado...

  1. Lo de la conciliación es un término utópico! yo hago maravillas para llegar a todo, casa, trabajo, buenoshijos, y casi nunca llego, tiempo para mí??? qué es eso? hace cinco años que no sé qué es tener tiempo para una misma!!
    Lo dicho, no evolucionamos!!!
    Ánimo Ana, algo encontraremos!!!

  2. Yo estoy de baja desde hace un mes por un accidente de coche. El médico me ha puesto en un informe que debo nadar una hora al día y andar otra… cuando lo leí me entró la risa.
    Soy madre de dos, autónoma y me estoy formando en marketing y cursillos para poder avanzar más laboralmente… de donde me saco dos horas completas para mí? Qué hago con los enanos mientras tanto? Me pasa lo que a ti, si no hay opción que no sea un parking de niños (ludoteca economica) no hay forma de compaginarlo sin arruinarte y sin sentirte la peor madre del mundo… lo sabía antes de tener hijos, es cierto, pero no por ello deja de mosquearme el hecho de que por ser madre y trabajadora, todo lo demás queda relegado a pesar de sentir que ni siquiera das el 100% como madre ni como trabajadora… una constante frustración…

  3. Me dedico al sector sanitario, desde que nació mi segundo Buenhijo decidí reducir jornada; estando únicamente, por decisión unilateral de mi empleador, en el turno de la tarde. Gracias a ello, estoy con el buenhijo por la mañana, puedo seguir dando el pecho y ocuparme un poco (muy poco) de las labores en casa, el buen padre que afortunadamente trabaja en casa, aunque 24/7; por la tarde los peques se quedan un rato con la abuela que siempre nos hecha una mano. El BuenPadre Lleva a la BuenaHija a las extra escolares y al BuenHijo al parque, de esta manera, me siento aún más culpable. No veo a la BuenaHija, cuando regreso de mi horario laboral (20:30h) ya el BuenPadre ha hecho la cena y les está durmiendo y recogiendo el huracán que crean a su paso y esperando mi regreso a ver si llego a la cena y ver un poco a la BuenaHija, el BuenHijo que ya está demandando la toma de la noche antes de irse a dormir espera con desespero. De esta manera el BuenPadre no va al gimnasio, debe trabajar intensamente para cuando ya esté con los BuenosHijos, no hacerlo con el móvil en la oreja. Debe coordinar baños y cenas y alguna vez plantearse ir a por esta MalaMadre y así poder ver a la BuenaHija para darle aunque sea el beso de Buenas noches. Tampoco voy al gimnasio, mi vida consiste en correr de un lado a otro para intentar estar más tiempo con los BuenosHijos, pero sinceramente sin éxito y con frustración, sentimiento de culpabilidad y dando gracias al BuenPadre por estar cuando yo no estoy.

  4. Te entiendo perfectamente Ana! Soy buena mala madre de dos buenos hijos mellizos que , como tú van a hacer 5 años, y el buen padre trabaja fuera toda la semana. Yo trabajando, solo de mañanas claro, todo lo demás sería imposible, casa, niños, …. y estudiando oposición. Horror no puedes hacer nada de nada, ni siquiera planes. Yoga y pilates a horas imposibles, buenos abuelos dispuestos pero no para esos menesteres creo yo. Aún estamos lejos de l conciliación real, pero pasito a pasito esperemos para nuestro buenoshijos que algo haya mejorado, y empezar por la mentalidad e igualdad!!
    Ahora en verano he conseguido salir a caminar!!! Gracias a los buenos abuelos que ayudan a conciliar el verano y me sienta fenomenal ese rato.
    Y a seguir luchando

  5. Buenos días malasmadres !!

    Más de lo mismo y en vuestra misma situación. Aquí, ésta malamadre discutió con el buenpadre por lo mismo la semana pasada. Tengo 45 años a punto de cumplir 46. Quiero avanzar profesionalmente porque mi trabajo actual no me motiva para nada pero de momento no me han salido las cosas. Yo tenía un puesto alto en una multinacional donde si era posible conciliar. Cuando cerró, yo estaba embarazada. Me ha costado un triunfo volver a encontrar trabajo y el que tengo, no tiene nada que ver con lo que hacía antes, ni profesionalmente ni económicamente porque el sueldo no me da ni para pipas. Trabajo a jornada reducida 6 horas al día porque el buenpadre trabaja 12 horas. Los buenos abuelos ayudan, pero no es la solución porque ellos están perfectos de salud y tienen su vida.
    En éstos momentos estoy opositando también, me levanto a las 5 y hay veces que a las 16.30 de la mañana para estudiar antes de irme al trabajo. A mediodía salgo del trabajo, estudio otro ratillo y luego voy a buscar a mi hijo de 4 años que no para en toda la tarde. A ésto le añado las tareas varias del hogar, que por descontado son todas para mí solita….. . No me puedo permitir poner a mi hijo en una ludoteca por las tardes porque ya me arruiné con el campamento de verano de las mañanas.
    Cuando me dijo el buenpadre que hiciera deporte porque estaba muy estresada fue cuando monté en cólera !. Qué deporte ni que nada??. Pero aquí estoy, haciendo un esfuerzo inmenso porque si saco la oposición, sé que será la única forma que tengo de poder conciliar.
    Y por último, me parto de risa por no llorar cuando oigo: “No te quejes que tú por lo menos estás viendo crecer a tu hijo” o “es lo que elegiste” ….., haciéndome sentir la peor madre del mundo.
    Nos queda mucho camino por recorrer. …….

  6. Buenos días Malasmadres,
    Como os entiendo ..y especialmente a ti Ana, porque soy compañera ( madre de una pareja de niños preciosa) y conozco las dificultades que tiene esta profesión, …y la opción de la oposición es durísima con una familia…, lo que sin duda mas lo complica es que como somos autónomas, ( o cuando estás estudiando), parece que tenemos un horario flexible, capaz de adaptarse a las necesidades de todo el que nos rodea…a excepción de las nuestras.., pero quiero mandarte ánimos pues verás como encuentras algún centro deportivo que reúna la posibilidad de simultanear tú actividad física con la de tus hijas,. yo en mi ciudad ( Murcia) lo he encontrado…sigue luchando por lo que quieres conseguir y con esfuerzo, y mas o menos comprensión a tú alrededor, lo conseguirás!!!
    La única manera de avanzar es dando ejemplos de superación, aprendemos de lo que vemos, y nuestras hijas/os seguirán nuestro ejemplo,
    Besos a todas mis malasmadres queridas!!!

  7. Soy una privilegiada, he tomado tres años de excedencia con cada una de mis hijas, tengo tres. La última tiene dos meses. Aún así no llego a todo, la casa, el cole, lactancia a demanda y demás. Si me pudiera a trabajar tendría que d dictar mi sueldo íntegro, trabajo menos de media jornada por la tarde, a contratar a alguien que estuviera con mis buenas hijas por la tarde hasta que llegara buen padre. Solo las vería en la cena para acostarla y poco más. Así que me dedico a ellas que me trae más a cuenta. Me quito el sombrero por todas aquellas malas madres que no pueden elegir quedarse en casa y criar a sus hijos a tiempo completo porque es una gran carga y encima siempre con el sentimiento de culpabilidad acechando. Pero es cierto que esta sociedad no cubre las necesidades de las malas madres actuales. Por cierto, para hacer deporte, salgo a correr muy temprano antes de que el buen padre se vaya a trabajar y las niñas aún duermen.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X

La web del Club utiliza cookies para mejorar tu experiencia y hacerte ganar unos segunditos. Haz click en aceptar si estás de acuerdo. Aceptar Leer más