¿Qué quieres encontrar?

45
El puerperio

El puerperio

Hoy contamos con una nueva colaboración, la de Gara Bourgón Rodríguez, licenciada en biología, enfermera y matrona que resolverá muchas dudas y aclarará temas concernientes al embarazo, parto y postparto y sus cuidados. Para comenzar, Gara ha elegido el puerperio y sus cuidados, una etapa en la que a muchas malasmadres nos surgen muchas dudas. Os dejamos con este primer post que esperamos os guste.

*Podéis seguirla en twitter y en su BLOG.

Hoy vamos a hablar del puerperio, ese período desconocido e ignorado mientras estás embarazada que se puede convertir en una sobrepasante situación que te da de bruces cuando das a luz y tienes las hormonas en pleno apogeo. Durante el embarazo, parece que todo va a ser color de rosa una vez pase el momento del parto. Tendremos a nuestro bebé, habremos pasado lo “peor” y ya no nos importará nada. Y eso es verdad… en parte.

¿Qué es el puerperio?

También llamado postparto o cuarentena, son las 6 semanas posteriores a dar a luz. Durante este tiempo ocurren en nuestro cuerpo muchos cambios que van a volver a poner ‘todo’ en su sitio. Bueno, todo, todo no. Muchas de nosotras probablemente nos quedemos con algún (o algunos) kilitos de más; tengamos considerables cambios mamarios, especialmente si estamos con lactancia materna, o quizás experimentemos también molestias a nivel sexual… Pero aunque nuestro cuerpo nunca vuelva a ser exactamente el que fue, en esas 6 semanas sí es cierto que iremos volviendo poco a poco a la normalidad.

En el postparto ocurren multitud de cambios tanto a nivel físico como psicológico, pero, probablemente, la transformación más espectacular que sufre el cuerpo sea la ocurrida a nivel genital, así que vamos a centrarnos en esto. Recuerdo que al día siguiente de parir, mi hermano vino a verme al hospital. Tras darme un abrazo y ver a su querido sobrino, me mira de arriba a abajo y con cara de extrañado me dice: “¿y esa barriga?”. Él es así de sincero, qué le voy a hacer. Pues oye, era verdad.

La ilusión de quedarnos con el tipín que teníamos antes del embarazo una vez sale el bebé, es eso, una ilusión. Eso sin contar toda la grasilla que se haya ido alojando confortablemente en nuestra zona abdominal durante esos nueve meses. Además de esto, probablemente notaremos una especie de “pelota dura” que llega a la altura del ombligo. Pero tranquilas, eso sí desaparece fácilmente. Se trata del útero, que tarda unas 4 o 5 semanas en volver a su sitio de forma gradual.

Además, aparecen los loquios, que es una secreción similar a la regla que, por lo general dura más tiempo y en cantidad mayor. La duración de los loquios es variable en cada mujer; pueden durar desde unos pocos días, hasta 5 o 6 semanas. Lo que debemos tener en cuenta son las características de los mismos.

Los loquios van cambiando de aspecto a medida que pasan los días. Pasamos del flujo sanguinolento, al marrón-rosáceo, después al amarillento-blancuzco hasta que finalmente desaparecen o se transforman en el flujo habitual. Además, van disminuyendo en cantidad. Si esta evolución no ocurre así, y de pronto notamos que sale una gran cantidad de sangre roja, coágulos muy grandes, membranas, etc., debemos consultar con la matrona o ginecólogo.

También debemos consultar si el olor que desprenden es fétido, porque puede indicar que hay una infección.

 ¿Y los cambios a nivel vulvo-vaginal?

Si tenemos la suerte de no haber sufrido desgarros o episiotomías durante la salida de nuestro bebé, no vamos a tener muchos problemas en este punto. La vagina tras el parto está más flexible y distendida, pero en torno a las 3 semanas postparto vuelve a su estado normal. Sin embargo, son muchas las mujeres, especialmente las que tienen su primer parto, que se desgarran o a las que se les hace episiotomía. Si esto ocurre, aparece la incomodidad añadida de tener que vigilar los puntos y condicionar ciertos movimientos por el dolor de la herida. La parte “positiva” de todo esto, es que esta zona suele cicatrizar muy bien y muy rápido. Aunque no lo creamos, volveremos a tenerla bastante parecida a como era, e igual de funcional 😉

¿Qué tenemos que tener en cuenta con los puntos?

– Es necesario el lavado diario de la zona con agua y jabón. No hay que añadir ningún antiséptico, sólo mantener la zona bien limpia y seca.

– Debemos evitar los lavados continuos y la inmersión de la zona, por lo que las bañeras, piscinas o baños en el mar, durante este tiempo están totalmente desaconsejados.

– Cambio frecuente de compresa para evitar la humedad y facilitar la cicatrización.

– Muchas veces se recomienda el uso de secador con aire frío, pero personalmente creo que es más adecuado el uso de un abanico si queremos que los puntos queden bien secos. El aire del secador siempre es más agresivo.

– Conviene vigilar el aspecto de la herida y de los puntos. Podemos usar un espejito o decirle al buenpadre (o la buenamadre) que lo haga. Si observamos que la zona está muy inflamada, muy roja, duele más de lo normal o tiene secreción maloliente o purulenta, debemos consultar con un profesional sanitario.

Y por último, ¿cuándo se reanudará la regla? Pues esto es muy variable. Si no damos teta, puede reanudarse de forma normal a las 8 o 10 semanas tras el parto. Si estamos con lactancia materna, especialmente si ésta es exclusiva y a demanda, la menstruación puede tardar muchos meses en llegar. Peeeero…. –y hago una pausa por lo importante del asunto- señoras y señores, ¡no nos equivoquemos! El que la regla no haya aparecido no significa que no haya ovulación y, por lo tanto, ¡¡no significa que no podamos quedarnos embarazadas!! No seríamos ni las primeras ni las últimas que se encuentran con esta “sorpresa”. Éste es un mensaje fundamental que debemos tener en cuenta cuando nos apetezca reanudar las relaciones sexuales con penetración, así que hay que considerar qué método anticonceptivo vamos a emplear. Recordad que si dais pecho, estáis más limitadas en opciones, pero haberlas “haylas”. Y siempre, ante cualquier duda, consultad con vuestra matrona o profesional sanitario de referencia.

Y vosotras, ¿cómo habéis pasado o estáis pasando el puerperio? Y si tenéis alguna duda Gara os la resolverá.

Además, esta tarde tendremos a nuestra colaboradora en facebook atendiendo a todas vuestras preguntas. La cita, a las 18.00 horas.

Consultorio-matrona

 

Han comentado...

  1. Te has olvidado de las que tienen a sus buenoshijos por “la puerta grande” (o sea, por cesárea)…

    1. Hola! Tienes razón, no he hablado de la cicatriz de la cesárea! 😉
      En el caso de cesárea, la cicatriz igualmente hay que tenerla bien limpia (lavarla bien durante la ducha diaria), y desinfectada con lo que os hayan recomendado en el hospital (clorhexidina, por ejemplo).
      El resto de recomendaciones e información es muy similar si hemos dado a luz por parto vaginal o por cesárea, y debemos vigilar las características de la herida de igual manera.
      Además, con la cesárea, debemos tener una movilización precoz para evitar riesgo de trombosis, y evitar hacer esfuerzos y coger peso. Saludos

  2. Te has olvidado de las que tienen a sus buenoshijos por “la puerta grande” (o sea, por cesárea)…

    1. Hola! Tienes razón, no he hablado de la cicatriz de la cesárea! 😉
      En el caso de cesárea, la cicatriz igualmente hay que tenerla bien limpia (lavarla bien durante la ducha diaria), y desinfectada con lo que os hayan recomendado en el hospital (clorhexidina, por ejemplo).
      El resto de recomendaciones e información es muy similar si hemos dado a luz por parto vaginal o por cesárea, y debemos vigilar las características de la herida de igual manera.
      Además, con la cesárea, debemos tener una movilización precoz para evitar riesgo de trombosis, y evitar hacer esfuerzos y coger peso. Saludos

  3. Han pasado ya 9 años desde mi última cuarentena, pero la verdad es que las llevé bastante bien (lo peor han sido las lactancias), eso si, lo primero que he hecho tras los dos partos, ha sido llegar a casa y mirarme la episiotomía con un espejito, yo si que aplicaba el secador flojito y me fue muy bien, en cuanto a los kilos, he tenido suerte de perderlos bastante rápido ya que he cuidado siempre mucho la alimentación y sólo cogía unos 9 ó 10 kilos, con el mayor me costó más, pero con el pequeño a los 15 días ya me ponía mi ropa de antes del embarazo, bueno la parte de abajo, la de arriba con la lactancia materna no me cabían las lolas en las camisetas y blusas…., 😉

  4. Yo la cuarentena la lleve muy bien, los puntos los secaba suavemente con una toalla y me ponia blastoestimulina, aunque al segundo dia de parir ya me sentaba en plan indio en la cama que las visitas se exaltaban pero eracomo mesentiamas comoda…
    El tema regla… Yo feliz pensando en años de lactancia sin su presencia pero no yo tenia que ser especial… Y al mes de terminar la cuarentena vino de visita como siempre y aqui la tenemos que ni con lactancia me deja tranquila, ademas desde que tuve a la nena es mas abundante y para rematarla durante las ultimas semanas de embarazo empeze una incompatibilidad con las compresas y ahora como lleve mas de tres dias ni que sea salvaslips me pongo con unas irritaciones…por suerte he descubierto la copa menstrual

  5. Estupendo post.
    Gracias Gara por tu post y por tu ayuda y cariño en mi parto.
    Siempre te recordaré como compi de facultad pero sobre todo por acompañarme en ese momento tan especial.
    Creó entender que has sido mamá. Disfruta de la mejor experiencia. Muchos besos.

    1. Hola Miriam!! Qué sorpresa! Muchas gracias guapa! Para mí fue un placer acompañarles en ese momento tan especial. Seguro que Mateo está enorme y precioso 😉

  6. Estupendo post.
    Gracias Gara por tu post y por tu ayuda y cariño en mi parto.
    Siempre te recordaré como compi de facultad pero sobre todo por acompañarme en ese momento tan especial.
    Creó entender que has sido mamá. Disfruta de la mejor experiencia. Muchos besos.

    1. Hola Miriam!! Qué sorpresa! Muchas gracias guapa! Para mí fue un placer acompañarles en ese momento tan especial. Seguro que Mateo está enorme y precioso 😉

  7. Puf, yo lo recuerdo con horror… A la semana del parto una endometritis, antibióticos, legrado, se abren los puntos de la episiotomía, total que a mi la zona no me ha quedado igual ni parecida, aun sigo rehabilitando el suelo pelvico y lamentándome de no haber suplicado una cesárea. Espero que tengais mas suerte que yo!

  8. Puf, yo lo recuerdo con horror… A la semana del parto una endometritis, antibióticos, legrado, se abren los puntos de la episiotomía, total que a mi la zona no me ha quedado igual ni parecida, aun sigo rehabilitando el suelo pelvico y lamentándome de no haber suplicado una cesárea. Espero que tengais mas suerte que yo!

  9. Ay, se me olvidaba el tema lactancia: aunque empezamos bastante bien (con un poquito de dolor eso si) e intenté continuar después del legrado, al peque no le sentó nada bien el coctel farmacológico que tuve que tomar, con 10 días empezó con diarrea y era tan chiquitín que me asusté y empecé con el bibe, yo seguí sacándome leche e intenté retomarla después pero no lo conseguí y me da mucha pena porque el recuerdo más bonito que tengo del puerperio es de la primera semana en casa cuando se quedaba dormidito en la teta

  10. Ay, se me olvidaba el tema lactancia: aunque empezamos bastante bien (con un poquito de dolor eso si) e intenté continuar después del legrado, al peque no le sentó nada bien el coctel farmacológico que tuve que tomar, con 10 días empezó con diarrea y era tan chiquitín que me asusté y empecé con el bibe, yo seguí sacándome leche e intenté retomarla después pero no lo conseguí y me da mucha pena porque el recuerdo más bonito que tengo del puerperio es de la primera semana en casa cuando se quedaba dormidito en la teta

  11. Hola, solo con la duda del millón ?como puede mi hermana aumentar un poquito más su producción de leche? Ella pone a la niña a que succione a demanda (vive con la Lola de fuera) al principio como no tenía leche le dio fórmula pero en cuanto pudo darle la misma niña ahora rechaza la botella pero por más que mi hermana quiera darle y darle pues llega un momento en que se acaba… Y he buscado como ayudarle estamos en México y la liga de la leche no me ha respondido mis emails solo ustedes Malasmadres son las que me han pasado algunos tips. Gracias de antemano la bibuena tía Karina

    1. Hola Karina, no sé si te he entendido bien. Para aumentar la producción de leche sólo hay una fórmula: poner al bebé a la teta! 😉 A mayor succión, mayor producción. La lactancia materna debe ser a demanda (es decir, cuando el bebé quiera, y todo el tiempo que quiera). Si se hace de esta manera, no hay que preocuparse, porque el cuerpo va a fabricar la leche que el bebé necesita.

  12. Hola, solo con la duda del millón ?como puede mi hermana aumentar un poquito más su producción de leche? Ella pone a la niña a que succione a demanda (vive con la Lola de fuera) al principio como no tenía leche le dio fórmula pero en cuanto pudo darle la misma niña ahora rechaza la botella pero por más que mi hermana quiera darle y darle pues llega un momento en que se acaba… Y he buscado como ayudarle estamos en México y la liga de la leche no me ha respondido mis emails solo ustedes Malasmadres son las que me han pasado algunos tips. Gracias de antemano la bibuena tía Karina

    1. Hola Karina, no sé si te he entendido bien. Para aumentar la producción de leche sólo hay una fórmula: poner al bebé a la teta! 😉 A mayor succión, mayor producción. La lactancia materna debe ser a demanda (es decir, cuando el bebé quiera, y todo el tiempo que quiera). Si se hace de esta manera, no hay que preocuparse, porque el cuerpo va a fabricar la leche que el bebé necesita.

  13. Mellizos. Semana 34. Pierdo el “famoso” tapón mucoso. Vamos al hospital. Me ingresan. “Tranquila que esto lo paramos”. JUAAAAAS! A . las 24 h estaba de parto. El anestesista era el Dr. House, de físico y de carácter. La nena: parto vaginal normal (con episiotomia). El nene: cesárea 1 h después (grapas). Por suerte me recuperé rápido pero pagaría por volver a ver las caras de las enfermeras: “vengo a curarte los puntos”. Y yo: “por dónde quieres empezar? Vagina o tripa?”
    Por cierto, no me subió la leche hasta el día que me dieron el alta (25 de diciembre, fum fum fum). Los peques en la incubadora y nosotros en el coche buscando una farmacia de guardia para comprar un sacaleches de urgencia. Un cuadro!
    Luego en casa tuve que usar el famoso espejito, porque el padre de las criaturas se me desmayaba! Hombres, tan valientes para unas cosas, pero para otras…

  14. Mellizos. Semana 34. Pierdo el “famoso” tapón mucoso. Vamos al hospital. Me ingresan. “Tranquila que esto lo paramos”. JUAAAAAS! A . las 24 h estaba de parto. El anestesista era el Dr. House, de físico y de carácter. La nena: parto vaginal normal (con episiotomia). El nene: cesárea 1 h después (grapas). Por suerte me recuperé rápido pero pagaría por volver a ver las caras de las enfermeras: “vengo a curarte los puntos”. Y yo: “por dónde quieres empezar? Vagina o tripa?”
    Por cierto, no me subió la leche hasta el día que me dieron el alta (25 de diciembre, fum fum fum). Los peques en la incubadora y nosotros en el coche buscando una farmacia de guardia para comprar un sacaleches de urgencia. Un cuadro!
    Luego en casa tuve que usar el famoso espejito, porque el padre de las criaturas se me desmayaba! Hombres, tan valientes para unas cosas, pero para otras…

  15. Hola, tengo dos preguntas:
    1) mi embarazo anterior terminó en cesárea de emergencia a las 41 semanas, recuerdo que como a las 2 semanas más o menos me entraban unos “calorones”, ganas de tener sexo, obviamente entre el cansancio y la recuperación dolorosa nunca le dije nada a mi esposo como para no emocionarlo y luego dejarlo en blanco, porque vamos a estar claros, ganas tenía pero fuerzas y disponibilidad ninguna… es eso normal???
    2) estoy a dos semanas de mi segunda cesárea, igualmente se presentará este sangrado que mencionas (no recuerdo en lo absoluto cómo fue la vesz pasada)
    Muchas gracias de antemano!!!

    1. Hola Irene, he visto tu pregunta ahora. Quizás ya ha nacido tu bebé y estás experimentando ya los loquios, pero por si acaso; la respuesta es sí: aparecerá ese sangrado postparto o postcesárea. La duración y cantidad es variable, pero algo de sangrado habrá.

      Y sí, la respuesta sexual depende de cada mujer, y aunque muchas no tengan ganas de sexo en la cuarentena por el cansancio, el dolor, la alta demanda del bebé, las hormonas, etc., no significa que a otras mujeres no les apetezca reanudar las relaciones antes 😉

  16. Hola, tengo dos preguntas:
    1) mi embarazo anterior terminó en cesárea de emergencia a las 41 semanas, recuerdo que como a las 2 semanas más o menos me entraban unos “calorones”, ganas de tener sexo, obviamente entre el cansancio y la recuperación dolorosa nunca le dije nada a mi esposo como para no emocionarlo y luego dejarlo en blanco, porque vamos a estar claros, ganas tenía pero fuerzas y disponibilidad ninguna… es eso normal???
    2) estoy a dos semanas de mi segunda cesárea, igualmente se presentará este sangrado que mencionas (no recuerdo en lo absoluto cómo fue la vesz pasada)
    Muchas gracias de antemano!!!

    1. Hola Irene, he visto tu pregunta ahora. Quizás ya ha nacido tu bebé y estás experimentando ya los loquios, pero por si acaso; la respuesta es sí: aparecerá ese sangrado postparto o postcesárea. La duración y cantidad es variable, pero algo de sangrado habrá.

      Y sí, la respuesta sexual depende de cada mujer, y aunque muchas no tengan ganas de sexo en la cuarentena por el cansancio, el dolor, la alta demanda del bebé, las hormonas, etc., no significa que a otras mujeres no les apetezca reanudar las relaciones antes 😉

  17. Pufff el puerperio!que mal recuerdo,cuando piensas que todo ha terminado viene lo peor:los loquios,las hormonas revolucionadas,los puntos…y a todo esto le sumamos el cansancio del parto y el cambio a la nueva vida con nuestro pequeñ@ buenhij@ pero MERECE LA PENA!

  18. Pufff el puerperio!que mal recuerdo,cuando piensas que todo ha terminado viene lo peor:los loquios,las hormonas revolucionadas,los puntos…y a todo esto le sumamos el cansancio del parto y el cambio a la nueva vida con nuestro pequeñ@ buenhij@ pero MERECE LA PENA!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X

La web del Club utiliza cookies para mejorar tu experiencia y hacerte ganar unos segunditos. Haz click en aceptar si estás de acuerdo. Aceptar Leer más