¿Qué quieres encontrar?

26
Con la jornada laboral a cuestas

Con la jornada laboral a cuestas

Tic, tac, tic, tac… Corre que te corre… ¡Rápido…!

Desde que nos levantamos y nos enfrentamos a nuestra jorndada laboral tenemos un reloj que juega en nuestra contra, las largas jornadas laborales no nos ayudan a sentirnos mejor y el estrés va en aumento. Sientes que no llegas a todo, sientes que te pierdes momentos, atardeceres, ratos con las buenashijas, conversaciones con el buenpadre… Y todo por una conciliación que no existe y por muchos factores que rodean a nuestro horario de trabajo.

Trabajar, ser productivo y disfrutar de la vida no deberían ser incompatibles. Actualmente, estamos lejos de una conciliación real y compaginar vida laboral, personal y familiar se convierte en una utopía, en algo costoso en el que siempre hay alguna desventaja, en mi caso personal se tradujo en renuncia.

En el Club de Malasmadres luchamos por alcanzar esa ansiada conciliación que tiene que pasar necesariamente por jornadas más racionales y flexibilidad horaria por eso nos unimos a la iniciativa Wooohooo de Corona, un nuevo movimiento que quiere animar a los trabajadores españoles a salir de la oficina a su hora para disfrutar de los atardeceres y desconectar de la rutina. A esta iniciativa se han sumado ya 15 empresas. Su compromiso: poner en marcha medidas de conciliación laboral para sus empleados tales como comunicaciones internas, organizaciones de afterworks y otros incentivos para que sus empleados salgan de la oficina a las 19:00h como tarde.

1 de cada 3 españoles se siente culpable por salir a su hora del trabajo

El presentismo laboral o lo que muchos llaman popularmente calentar la silla es un lastre más en nuestro camino hacia la conciliación, los datos del estudio que ha elaboradora la marca de cerveza mexicana así lo señala: 1 de cada 3 españoles se siente culpable por salir a su hora de trabajar.

No me sorprende nada este dato, lo he vivido en mis propias carnes, he sufrido la culpa, la ansiedad de saber que el trabajo ocupaba toda mi vida, llegaba tarde a lo importante y sentía que me dejaba a diario parte de mi vida. Me pasó durante mucho tiempo tiempo, me sentía mal por dejar mi trabajo a mi hora después de haberlo realizado con responsabilidad y cumpliendo mis objetivos, me sentía culpable si la buenahija1 se ponía enferma y tenía que ausentarme del trabajo… hay mucho que cambiar aún, la productividad no aumenta por echar horas de más.

View this post on Instagram

La flexibilidad me parece el paso fundamental que tienen que dar las empresas y las personas para avanzar en conciliación en el mercado laboral. Durante mucho tiempo me sentí culpable por irme a mi hora de la oficina. Durante dos años me sentí culpable cuando la buenahija1 se ponía enferma o cuando pedía entrar más tarde o salir antes para poder solucionar imprevistos que surgen con la maternidad. Me perdí el primer día de la guarde y momentos importantes para mí. Salía corriendo, llegaba asfixiada y eso no era vida. Ahora tengo la responsabilidad de tener un proyecto donde tanto yo como mi equipo podamos conciliar. Y para ello LA FLEXIBILIDAD ES LA CLAVE, que no solo consiste en adecuar los horarios a las necesidades de las personas, sino también en tener un equipo comprometido y responsable, autónomo y con ganas de luchar por un sueño compartido. Porque si eres feliz y el trabajo te permite disfrutar de otros usos del tiempo eres más productivo. ¿De verdad parece que cuesta tanto entender esto? Parece que sí. Porque "9 de cada 10 españoles piensa que se pierde cosas importantes en su vida por culpa de su trabajo", según el estudio realizado por @corona que ha creado el movimiento #WoooHooo que os anima a todos y todas a salir de la oficina a vuestra hora para disfrutar de la vida. ¿Qué te parece? ¿Cómo lo vives tú, Malamadre? . Os cuento que para premiar a los que intentamos conciliar cada día @corona te regala el pack de 6 que compres en cualquier establecimiento entre las 18 y 19 horas. Solo tienes que subir el ticket a la web cervezacorona.es y en unos días os contaré más de este estudio porque me ha parecido muy interesante. (Las tomas falsas de la foto en stories 😆).

A post shared by Malasmadres (@malasmadres) on

Y, ¿cuál es la sensación que tienes tú?

La sensación que tienes como trabajadora es que no disfrutas de la vida, no disfrutas de la familia… en definitiva pierdes calidad de vida y sientes que no llegas a nada. “9 de cada 10 españoles piensa que se pierde cosas importantes en su vida por culpa de su trabajo”, es otro de los datos que revela el estudio de Corona del que os hablábamos. Seguro que lo has pensado en algún momento porque 1 de cada 2 trabajadores renunciaría a parte de su sueldo por tener más tiempo libre.

Observa los datos del estudio, ¿te sientes identificada?

infografia-corona

Y vosotras Malasmadres, ¿qué medidas creen que se deberían tomar para lograr que disfrutar de nuestro ocio quede relegado a un segundo plano?, ¿os sentís identificadas con los datos de este estudio?

Han comentado...

  1. Hola!

    De verdad que hay gente que se siente culpable por salir de su trabajo a las 19:00? Las 19:00 es muy tarde! Si al horario laboral sumamos el tiempo de los desplazamientos, salir a las 19:00 equivale a no hacer otra cosa que trabajar. No me extraña que todos queramos ser funcionarios! Es una barbaridad. Tenemos que seguir forzando el cambio de mentalidad. Trasladar la culpa a la empresa que sabe que sus empleados trabajan horas extras (gratuitas) que no quieren trabajar. Son los directivos y los empresarios que defienden esa política los que se deberían sentir culpables y con razón. Así que sí, hay que salir a la hora porque trabajamos para vivir y no al contrario. Y por favor, racionalización de horarios ya. No podemos pasarnos el día trabajando, es la manera más rápida de acabar insatisfechos y enfermos.

    1. Disculpame Vanesa, pero me ha dolido un poco tu comentario respecto a los funcionarios. Soy profesora de FP de Imagen y Sonido, funcionaria y madre de mellizas de 7 años. Es cierto que el tiempo que paso en el Insti es menos que cualquier jornada laboral, a pesar de que dos días salgo a las 22 horas!!!!, pero lo que casi nadie nunca ve es el trabajo en casa (las clases hay q prepararlas, hay q corregir, hay q reciclarse y mucho en mi especialidad, etc). Y encima es más dificil explicarles a las hijas q estás en casa pero…. tienes trabajo. Estoy cansada de q casi todo el mundo piense q por ser funcionario todo es más fácil, y de verdad q a mi también me cuesta mucho conciliar. Un saludo

    2. El comentario de “no me extraña que todos queramos ser funcionarios” sobra. Los funcionarios también trabajamos nuestras horas, algunas hacemos guardias, turnos de noche, fines de semana, etc. Ya está bien. A ver si ponemos en valor todos los trabajos, no solo los de la empresa privada. Así nos va.

      1. Yo creo que Vanesa no hace el comentario desprestigiando a los funcionarios, simplemente destaca el horario que tienen muchos funcionarios de oficina que les permite salir a las 15:00 y que desde luego es muy deseable para poder compatibilizar la vida laboral con la personal. Pero no está diciendo que trabajen menos ni nada similar. Al menos es como yo lo interpreto. Aunque entiendo que se ha hablado tan negativamente sobre los funcionarios durante tanto tiempo que ya cualquier cosa moleste.
        Sería maravilloso que todos pudiésemos acceder a jornadas continuas. Lo otro es vivir para trabajar. Saludos!

  2. Totalmente de acuerdo con este artículo,en general en España se valora mucho más al que se queda por la tarde hasta las mil sin valorar a qué hora a entrado por la mañana,se ve más si estás o no por la tarde que por las mañanas…hablamos de horarios de oficina claro….
    Trabaje en tres empresas grandes y solo la primera era un ejemplo en flexibilidad horaria,si entrabas pronto salías pronto,hacías tus horas,nadie miraba mal a nadie…las otras dos dicen que si lo ofrecen ,pero aún es más en papel que en hechos…y en la que estoy ahora está cambiando un poco pero aún queda mucho por hacer….
    Responsabilidad yaaa que todos somos mayores,esto ya no es un cole y más uso de tecnología y menos presencionalismo,esto último también arreglaría temas de movilidad sobre todo en grandes ciudades, así como más cumplir jornadas laborales eficientes,no por estar más produces más….!!

  3. Hola!
    No es que me sienta identificada, es q parece que el estudio está hecho para mi…
    Yo trabajo en consultoría, antes trabajaba en una empresa cuyo horario oficial era de 9 a 19, pero el horario real que hacía yo era de 9:30 a 22, a 23 o a 4 de la mañana… vamos, que no había límite. A veces ese horario tenía sentido, por “fuegos”, pero la gran mayoría de las veces era por pérdidas de tiempo, mala organización, reuniones infinitas, etc. Me cambié hace unos meses, el horario oficial es el mismo (me sigue pareciendo una barbaridad), pero hay más flexibilidad, existe la posibilidad del teletrabajo, y sobre todo, hay menos calentamiento de silla innecesario.
    ¿Cuál es el problema? Que una persona puede decidir no “comulgar” con ese calentamiento de silla, pero frente a todas las que sí que lo hacen, al final tienes que justificar por qué te vas a tu hora, aunque hayas hecho tu trabajo y alcanzado los objetivos. Sales peor en la foto y luego repercute a nivel profesional y salarial. En mi caso, además, era la única madre y claro… peor aún.
    Nunca me cansaré de deciros: muchísimas gracias por la gran labor que hacéis Malasmadres!

  4. Leo las 7 horrorizada. Pero en fin.
    Esto solo se arregla con educación para que los buenoshijos de ahora que serán los jefes del futuro no vean mal ser mamá y trabajar. Y a corto plazo con regulación, que se tomen medidas serías para que las 6 sea el fin de la jornada, cómo es en Europa. Yo estuve en la carrera y vi a Pedro Sánchez. Esperamos resultados y respuesta cómo se comprometió

      1. Totalmente de acuerdo…..se sale de trabajar a las 5pm. Aquí en USA también, y se rinde igual trabajando de 9 a 5 que de 9 a 7 con parada de 2 horas.
        Hay que cambiar muchas cosas…..y esos horarios son inhumanos.

  5. Yo antes me sentía culpable, pero pensémoslo bien… Cuando firmamos un contrato con la empresa firmamos un sueldo y unas horas semanales. Si ellos no me pagan ni un céntimo más de ese sueldo porque sí, ¿por qué voy yo a echar horas porque sí?

  6. Leido parece increible pero vivo en un entorno que por desgracia salir a las 19h es el horario normal y cumplirlo esta mal visto. Yo que con mi buena hija ya lo veo con otra prespectiva me parece marciano pero os aseguro que muchos años por desgracia he seguido a la mayoria. Saludos!! Y gracias Malasmadres

  7. Hola estoy totalmente de acuerdo con el artículo de la conciliación. Yo soy madre de familia numerosa, y propietaria de una empresa familiar de tercera generación. Os podréis imaginar el tiempo que tengo libre entre semana. Mi jornada termina a las 8. Eso sí a las 8.10 estoy en casa. Y a las 10 todos a la cama porque los niños son pequeños. Entre semana no tengo vida como aquel que dice solo trabajo y lo que me da tiempo cuando llegó. Pero el viernes a la una normalmente he terminado y intento estirar el fin de semana haciendo cosas en familia todo lo que puedo. En fin es muy bonito ser la hija del jefe pero como en todo tiene sus ventajas e inconvenientes. No sé si sería más o menos feliz en otro trabajo, pero como hoy en día estoy aquí intento llevarlo de la mejor manera que puedo.

    Un saludo a todas las malasmadres

  8. Cierto es, que, mientras siga habiendo jefas, que creen que renunciar a su maternidad ha sido lo que les ha hecho progresar en su vida laboral, la conciliación se va a ver atacada por las de nuestro propio género.
    Lo he sufrido en mis propias carnes, y he tenido que luchar por mis derechos, porque con la empresa no había problema, pero tuve que lidiar con la peor jefa del mundo para conseguirlo.
    Hasta verme embarazada en la oficina suponía oírme comentarios cada vez que me acercaba a la máquina del agua junto a su despacho ” cada día te veo más gorda”.
    No te digo nada cuando reduje 1 hora mi jornada laboral tras el nacimiento… Me tuve que oír que era una handicapada (minusválida) y que mis compañeros se tenían que quedar a terminar el trabajo porque yo me iba a mi hora …. Pero ella martes y jueves por la tarde no venía porque tenía gimnasio.
    Hoy me siento una triunfadora por no haber cedido, por no haberme rendido y cambiado de trabajo. Hoy siento que he puesto mi granito de arena para que en un futuro, espero no muy lejano, las próximas generaciones, hombres y mujeres sepan conciliar, y dejar conciliar.

  9. Efectivamente me siento identificada. Mi horario empieza a las 9 pero siempre intento estar ya en la oficina sobre las 8:45, pero es llegar y ya empezar a trabajar para ir adelantando mi faena. Pero lo cierto es que cuando llega la hora del fin de jornada si quiero salir puntual me siento mal, como si estuviera dando la imagen de que quiero huir, cuando la realidad es que cada dia ya hago de media mas tiempo del que me pertoca, pero es como un sentimiento que llevas arraigado ahi dentro y aunque se que no deberia sentirme asi, al final siempre salgo de la oficina mas tarde de mi horario. Entonces eso me conlleva a ir corriendo porque entonces no llego a todo lo demas, casa, niña, marido…. Y entras en una espiral en la que ves pasar los dias deprisa con la sensacion de que no los disfrutas plenamente…

  10. Leo esta frase y me horrorizo “poner en marcha medidas de conciliación laboral para sus empleados tales como comunicaciones internas, organizaciones de afterworks y otros incentivos para que sus empleados salgan de la oficina a las 19:00h como tarde.” En una misma frase no deberían salir las palabras “conciliación y como tarde a las 19” porqué salir a las 19 que tipo de conciliación es?? En mi caso, mi bebé de 11 meses desde que ha empezado la guardería a las 19 quiere cenar… Salir a las 19, cuando en horario de oficina se dan 2-3 horas para comer obligatorias me parece ridículo. Habrá gente que le irá bien porqué así come con los peques en casa, y otros que trabajen lejos y prefieran comer rápido y salir antes… Necesitamos que las empresas entiendan que no por estar más horas se és más productivo. Necesitamos plantarnos y pedir conciliación real, no sentirnos mal por hacer nuestras horas de manera responsable. Hace unos días salió esta notícia… a ver si llegamos a esto!! https://www.elperiodico.com/es/economia/20181003/semana-cuatro-dias-laborables-nueva-zelanda-7069235

  11. Hola,

    Yo llego media hora antes para poder salir a una hora adecuada ya que mi trayecto de casa a la oficina y viceversa es de 40 minutos. Hay compañeros que me miran mal por salir a las 6, pero ellos no están aquí a las 8.30 como yo todos los días. Me siento culpable y cada vez que me voy digo la coletilla “ala pa casa que desde las 8.30 ya tuvo bueno”. Deberían incentivar la jornada continua y algún día incluso el teletrabajo. Así trabajariamos mejor seguro y ganariamos en productividad.

  12. Voy a contar mi experiencia para dar un poco de aliento demostrando que sí que se puede y sobre todo para convencer a los empresarios y directivos de que conciliación y flexibilidad se traducen en compromiso y productividad por paradójico que pueda parecer. Yo lo he comprobado en mis carnes. Cuando nació mi primer hijo hace 12 años tuve que pelear con mi empresa con abogados de por medio para poder acogerme a mis derechos de licencia sin sueldo, reducción de jornada y demás pero lo hice y además empecé a salir a mi hora todos los días desde entonces. Demostré que mi productividad no bajaba a pesar de trabajar solo 4 días a la semana y salir a mi hora y lo más importante abrí el camino para que muchas otras madres dejasen de tener miedo a ejercer su derecho. 10 años después con el nacimiento de mi segundo hijo la situación y la normalización de medidas de conciliación en la empresa eran muy diferentes a entonces. Yo he ocupado puestos de dirección y mucha responsabilidad trabajando 4 días a la semana y saliendo a mi hora y he demostrado que se puede y que la productividad era la misma. He dirigido equipos con mayoría femenina y he comprobado que la flexibilidad, la confianza y la libertad que siempre les he dado me la devolvían con dedicación, compromiso, responsabilidad y resultados que al final es lo que importa. Y esto es así. Necesitamos que los empresarios españoles entiendan que cuanto más feliz y respetado se siente un trabajador más se compromete y más rinde y que intentar controlar tiene el resultado contrario. Como con nuestros hijos vamos… 😉 Al fin y al cabo todos somos personas y nos gusta ser respetados y tener la libertad de autoregularnos.

  13. Totalmente de acuerdo. Yo me siento pionera porque pedí reducción de jornada cuando mi hija tenía meses y ahora tiene 17 años. Y todos los días tenía que recordar con una sonrisa que por favor no me pusiesen reuniones por la tarde y nunca me iba a mi hora porque me sentía culpable. Desde hace años ya tengo horario normal y llego pronto y me voy intentando no estar más de medía hora de más y con una sonrisa (que me cuesta) me despido hasta mañana de mis compañeros que, algunos, por cierto, han entrado una hora y media después que yo. Porque aunque parece que tenemos que asumir que nuestros hijos sólo nos necesitan cuando son pequeños, también tenemos que estar presentes en la adolescencia. Muchas gracias Malasmadres porque visualizais la realidad que aunque sigue siendo igual por lo menos tomamos consciencia de la situación y nos da fuerza para reivindicar que no por calentar la silla más horas se es más eficiente.

  14. Me siento Totalmente identificada…!!!
    Soy madre de tres hijas(8 y 6 años y un bebe de 4 meses…) y me parece triste que tengamos que llevar a cuestas el lastre de sentirnos mal.., aveces se llega a convertir en dolor… pareces que te escaqueas del trabajo, que trabajas menos o que tienes menos derechos que tus compañeros… no ven la responsabilidad y la carga que conlleva trabajo-familia….
    Me parece fantastico el trabajo que haceis desde el club de malasmadres.. nos haceis saber que no estamos solas y que queramos seguir luchando por una conciliacion real, y por demostrar que se puede ser madre y profesional con su trabajo… y que ser madre no implica renunciar.. sino ser mas fuertes y luchadoras…!!!

  15. Hola malasmadres
    Estoy en el trabajo y os estoy leyendo.He entrado a las 11.30 y no saldré hasta las 20.00.Incluso hoy viernes. Tengo un addolescente de 16 y una niña de 8.Cuando llego a casa apenas tengo tiempo de disfrutar de mis hijos y mi marido está haciendo la cena,duchando a la pequeña o con los deberes de alguno de los dos.Comparto mesa con mi compañera que tiene un horario de 8 a 16 que le permite conciliar de maravilla(es soltera y no tiene
    hijos)y que jamás ha querido cambiarme el turno ni un solo dia.( como veis compañerismo= 0)El dia 21 de Diciembre es el festival de Navidad en el colegio de mi hija y tampoco podré asistir.Me entristezco solo de pensarlo.Por favor flexibilidad y conciliación real YA!

  16. Gracias por el gran trabajo que estáis haciendo con el tema de la conciliación. Queda mucho por conseguir pero creo que vamos por buen camino. Gracias Laura! Y a todas por compartir vuestras experiencias que me hacen sentir que no estoy sola.
    Tengo un peque de 3 años.
    Yo trabajo a turnos. O por la mañana de 9 a 15h o por la tarde de 15h a 21h. Soy Responsable de Recepción de un camping. Y trabajo al lado de casa, a 5 min de trayecto. Eso sí, da igual que sea domingo o navidad o 12 de octubre o cualquier otro festivo nacional en el que medio país está de puente. Yo tengo mis 30 días de vacaciones al año y punto pelota. Ni me compensan económicamente los festivos trabajados, ni me los dan como día libre. Esa es mi lucha en estos momentos con mi empresa. Y no es fácil. Son mis derechos, me “protege” la Ley, el Estatuto de Trabajadores, pero…te amenazan, te dicen que no puede ser…Ahí estamos.

  17. Cada persona es un caso y no se puede generalizar, pero en mi empresa lo hemos logrado con la implicación de los trabajadores . Cuando nació mi primer hijo hace 13 años fui la segunda persona en la empresa en coger reducción de jornada y me supuso muchos conflictos durante años , pero mis compañeros continuaron pidiendo reducciones y ahora somos la mayoría . Y lógicamente con la consecuente pérdida salarial , pero las tardes enteras que paso con mis hijos no lo cambio por nada del mundo

  18. MI CONCILIACION ES MI SUEÑO EN LA VIDA
    Es muy complicado ser madre y trabajar al mismo tiempo
    Es más complicado aún ser familia uniparental y trabajar al mismo tiempo
    Es más complicado aún que la única persona que te ayudaba tenga un accidente y se vuelva dependiente
    Es más complicado aún compaginar el cuidado de un niño, el cuidado de una persona dependiente y trabajar.
    Es más complicado aún si ese niño tiene TEA (trastorno del espectro autista)
    Pero lo verdaderamente complicado es encontrar a alguien que entienda toda esa situación sin juzgarte.
    A veces todo eso me supera, grito, me enfado, me frustro y me tiraría por la ventana.
    Todo el mundo pregunta por mi hijo, ¿Cómo esta, como lleva la terapia, se ve mejoría?
    Todo el mundo pregunta por mi madre ¿Cómo esta, hace rehabilitación, anda ya?
    ¿Y YO? ¿Cómo estoy yo?
    Estoy cansada, muy cansada
    Estoy cansada de que una use su dependencia solo para quejarse y pedir y no poner nada de remedio
    Estoy cansada de que para mi hijo todo sea tan complicado sin saber muy bien cómo ayudarle
    Estoy cansada de estar todo el día corriendo, todo el día pensando en el minuto siguiente.
    Y que cuando pido 5 minutos para mí, solo para mi me tachen de egoísta.
    Es una situación que me ESTA SUPERANDO DE VERDAD.
    No gano suficiente como para permitirme comprar un extra (ni una cocacola), no puedo cambiar de trabajo porque no encuentro ninguno con un horario de pueda compaginar con el cole, el comedor, las terapias del niño, el centro de dia, etc etc.
    Mi única salida en este momento ese trabajar de noche, aunque eso signifique no dormir ni de noche ni de dia.
    SOLO ESPERO SOBREVIVIR.

  19. Buenos días malasmadres:
    Después de leer vuestros comentarios me gustaría dar el punto de vista de la jefa malamadre. Yo soy empresaria y tengo trabajando conmigo 4 mujeres.
    Creo que es necesario un cambio en la mentalidad de los empresari@s, si cierto es que mi empresa es pequeña y quizás por eso puedo permitirme hacer lo que hago.
    Nosotras tenemos jornada intensiva a elección de las trabajadoras. De esta forma a las 3 estamos todas saliendo. En mi empresa se respeta al trabajador y soy de las empresarias que creen que los trabajadores se tienen que sentir parte del proyecto empresarial. De esta manera todas remamos al unisono y si bien es cierto que ellas tienen trabajo gracias a mi, yo tengo empresa gracias a ellas que día a día con su esfuerzo hacen que podamos seguir hacía adelante.
    A mi me gusta saber qué tal se sientes mis trabajadoras y si tienen algún problema que sepan que están respaldadas para tomarse libres las horas o los días que necesiten.
    Creo firmemente en que la mejor forma de trabajar es crear un clima de confianza mutuo. Para ello desde el punto de vista empresarial tienes que tener la suerte que he tenido yo de dar con trabajadoras como las mías que se dejan la piel por la empresa cuando es necesario.
    Hay que darle libertad al trabajador para que se organice. Para ello la mejor forma de trabajar es por objetivos e incentivar a las personas cuando realizan un buen trabajo para que se sientan valoradas.
    Yo por mi parte no tengo jornada laboral. Me organizo para poder estar con mis hijas y trabajar. Esto implica trabajar muchas veces fines de semana y a deshora pero me siento una privilegiada porque tengo la libertad de organizarme mi tiempo y nadie me tiene que dar permiso si tengo una función de mis hijas un miércoles a media mañana y quiero ir (por ejemplo).
    A la conclusión que llego después de años como empresaria es que para llegar a una conciliación real tiene que existir no solo un compromiso por parte del empresari@, sino también por parte de los trabajadores, en fin, la conciliación pasa por una confianza reciproca.

  20. Estoy de acuerdo con el articulo. Nos queda muchisimo para poder tener una conciliacion real. Y eso que yo tampoco puedo quejarme mucho ya que la empresa en la que estoy, si que esta llevando planes para poder conciliar. Personalmente me he acogido a aquellos que me vienen bien, como cambiar la jornada partida por la continua. Pero aun asi, no es bastante. En mi caso, falta tiempo para llegar a cumplir todos los objetivos y creo que la causa es mas una falta de recursos. Ya que si quiero cumplir objetivos al final la jornada la hago continuada pero en mi casa, sumando tardes, noches, madrugadas y fines de semana…cosa que es muy complicado explicar al buenpadre y a las buenas hijas.

  21. Yo empecé hace 10 años en una oficina cuyo horario era de 8 a 15.00h. Al tiempo cerraron esa oficina y me pasaron a otra en la q el horario era hasta las 17:00h, partido, pero a mi me mantuvieron el mío. Aun asi yo empiezo a las 7.30 y salgo a las 15.30 (para que nadie me reclame nada y muy ajustada para recoger a mis dos buenoshijos).9 años después seguía escuchando “bromas” sobre mi horario y lo “bien que vivia”. Y esfuerzos de algunas compañeras por intentar que me fastidiaran mi horario. Cada día me marchaba a mi hora con la cabeza baja y sintiéndome fatal. Es incomprensible, mi trabajo hecho, mi jornada más que cumplida, trabajo en casa y aún así me siento mal. El presentismo, aunque sea de gente improductiva, esta sobrevalorado. Hoy ya no estoy en esa empresa y creo haber pasado a mejor vida…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X

La web del Club utiliza cookies para mejorar tu experiencia y hacerte ganar unos segunditos. Haz click en aceptar si estás de acuerdo. Aceptar Leer más