¿Qué quieres encontrar?

La Bridget que llevo dentro

La Bridget que llevo dentro

fichas-laurabaena

Hora de despertar: 6 am.
Número de interrupciones en la noche: 23.150…
Número de buenoshijos: 2.
Calorías extras ingeridas: 1.135 procedentes de las sobras (media galleta, medio zumo, una bolsa de chuches robada a las buenashijas…).
Prenda fetiche: el legging, negro para más señas.
Ganas de huir al Caribe: infinitas.
Me siento la Bridget Jones del Club de Malasmadres, Malamadre jefa y exagerada como la protagonista de la saga. Si antes de ser Malamadre, en alguna que otra ocasión, me veía envuelta en historias rocambolescas, el surrealismo adquiría tintes más contundentes desde que me convertí en madre. Y es que Bridget todas sabíamos que acabarías siendo Malamadre de manual, ¿o qué me decís de no saber quién es el padre de su futuro hijo? ¿Mark o Darcy? ¿Qué no habéis visto aún Bridget Jones’ Baby? Pues ahora no tenéis excusa porque ya está disponible en DVD y Blu-ray (lee hasta el final).
Sin llegar a esos extremos de desconocimiento del progenitor de mi descendencia, recuerdo mil anécdotas relacionadas sobre todo con el nacimiento de la buenahija1. Porque no nos engañemos la experiencia es un grado y con el segundo ya sabemos qué tipo de Malamadre somos, es decir, hemos pasado por la fase yo puedo con todo y todo lo hago (o me creo que lo hago) a priorizar y ser la madre que llevas dentro. El desastre está asegurado, pero también la tranquilidad de saber que una no es súper woman.
Llevar a la buenahija1 vestida como si fuera al Polo Norte era uno de mis hits de su nacimiento, no sé por qué pensaba que tenía que ir bien abrigadita. Y allí iba mi pequeña esquimal envuelta en mil ropajes. Ni que decir tiene que me convertí en un ser vestido con legging negro (no, no es una leyenda urbana) y con el pelo recogido en una cola que no atinaba con esto de la crianza y que se pasaba el día dando vueltas intentándose aclarar sin éxito. Ahora la cosa ha cambiado y con dos buenashijas el trabajo se multiplica pero la sabiduría también y la perspicacia malamadrera hace que me tome las cosas con más relax y que no me alarme al mínimo sollozo de la prole. ¡Keep calm amigas! Es mi nuevo mantra…
Así que mientras trato de darle la patada al legging negro tan cómodo en este invierno tan ‘fresco’, las calorías antes ingeridas en comidas y cenas románticas con el buenpadre o de encuentro con las amigas, se ha convertido en migajas de galletas, restos de purés y chuches robadas a las buenashijas que me como con nocturnidad y alevosía y que disparan mis comidas diarias. ¡Qué le vamos a hacer! Me he convertido en el camión de la basura como siempre le oí decir a la buenabuela.
Todas llevamos una Bridget Jones dentro que seguro olvida el disfraz del buenhijo o lo disfraza cuando no toca, que de eso ella sabe mucho; que intenta hacerse la madre alfa y prepara un bizcocho con sal en vez de azúcar o que intenta llevar la maternidad a la excelencia y acaba fracasando. Pero y lo que nos divertimos por el camino… Eso es lo importante.
bridgetjones_DINAMIZACIÓN

Ahora te toca a ti…

Y tú Malamadre, ¿cuál ha sido tu anécdota a lo Bridget de la maternidad? Recuerda cuál fue aquella historia digna de nuestra protagonista y cuéntanosla.

  • Entre todos, elegiremos los más divertidos para ser protagonistas de un genial vídeo a lo “Bridget Jones’ Baby”.
  • Además el mejor se llevará un súper pack de la trilogía, que incluye la nueva película “Bridget Jones’ Baby”.
  • Comparte tu anécdota en Facebook, Twitter o Instagram con el hashtag #YoTambiénSoyBridget.
  • Puedes participar hasta el miércoles 25 de enero a las 23.59 horas.

¡Os esperamos!

bridgetjones_SINOPSIS
*“Bridget Jones Baby”, ya disponible en DVD y Blue Ray aquí.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X

La web del Club utiliza cookies para mejorar tu experiencia y hacerte ganar unos segunditos. Haz click en aceptar si estás de acuerdo. Aceptar Leer más