¿Qué quieres encontrar?

14
Manual de supervivencia a las vacaciones con dos buenashijas

Manual de supervivencia a las vacaciones con dos buenashijas

CMM_quienessomos_01
Ya huele a mes de agosto y muchos cogeremos carretera y manta para visitar a la familia. En principio todo es alegría y algarabía, sobre todo, si hace dos semanas que no ves a la buenahija1. En la mente, días de sol y playa yaciendo plácidamente en una tumbona y con un daikiri en la mano, buenahija1 correteando por la orilla y buenahija2 dormida en casa de los buenosabuelos, todo es felicidad. La realidad es bien distinta y requiere de unas normas o reglas de manual para que la concordia reine y la tranquilidad caiga sobre nosotros si es posible.
Cualquier periodo vacacional de una malamadre es un momento sin igual para compartir unos ‘ratillos’ en familia la mar de agradables. En la mía somos muy intensos, chillones y nos encanta una disputa más que comer con los dedos, una especie de familia a la italiana que nunca está de acuerdo y se dice la cosas a la cara cada vez que puede. Pero nos queremos, ojo, y mucho, es un contigo ni sin ti continúo que nos deja los nervios de punta, es un empacho con ganas de más. Así somos nosotros.
Malasmadres-manual
Allá van mis consejillos veraniegos como manual de supervivencia a las vacaciones con dos buenashijas… y más:

1. Llévate un bolso de mano. Si no quieres vivir la pesadilla de empaquetar la casa para un mes. Sé practica y haz un equipaje ligerito, que después en vacaciones siempre acabamos poniéndonos el mismo vestido vuelta y vuelta, y echa el resto en lo que necesiten los buenoshijos, que la última vez se te olvidaron las bragas de la buenahija1.
2. Comparte la maternidad con los buenosabuelos. Mejor asentir a todo, por experiencia propia sé que al final consentirán a los nietos, harán lo que quieran con ellos. Así que ya te tocará a ti amansar a la fiera asalvajada a la vuelta a casa. Porque si no lo harán a escondidas y eso es peor.
3. Olvídate del glamour. ¿Qué es eso?, ¿alguna vez me acerqué a ello? A la playa o a la piscina ligerita de bártulos, el buenpadre y tú claro porque ya tendrás que llevar todo el arsenal de los buenoshijos. Mejor aprovechar carrito si aún usas para poner tu diminuto neceser con tres cosas que después no te dará tiempo ni a usar. Yo ya ni llevo toalla, total para no sentarme.
4. Escápate siempre que puedas. Huye lejos, como si te apuntas a clases de vuelo en globo, invéntate una excusa para perderte por ahí y tomar aire fresco. Lo necesitarás, la vuelta a la rutina y a la realidad están ahí mismo. Yo he decidido este verano darme a las caminatas y recorrerme la Costa del Sol de punta a punta.
5. Apaga el móvil y mételo en un cajón. Primero por salud mental y desconexión y porque los buenoshijos no te dejarán ni a sol ni a sombra entre “hazme un castillo de arena” o “mira cómo hago la voltereta”. Segundo, y más importante, porque lo que faltaba es que se cayera el móvil al agua, mientras twitteas con una mano y con la otra evitas que la buenahija se beba todo el agua del mar.
6. Es hora de convertirse en zen que las vacaciones son de una intensidad elevada, e igual que nos queremos mucho la discusión asoma la nariz por la puerta cuando menos te lo esperas. Amor en estado puro. Para esto agénciate unos buenos tapones o tómate una tilita antes de los grandes momentos.
7. Baja el nivel de disciplina. Total dirá “a” y el buenabuelo, el buentío dirán “b”. Mejor no estresarse. Que si un día come más patatas de la cuenta, se toma dos helados y se acuesta a las 12 tampoco va a ser el fin del mundo. Ya llegará septiembre con sus normas germánicas y ¡todos en fila!
8. Hazte la dormida cada vez que puedas. El que no corre, vuela. Y las siestas en verano son sagradas. Métete en la cama mientras el buenpadre está jugando con el buenhijo y pon el cartel de “no molestar”.
9. Tómate un GT. Quien dice un GT, dice un ron o cualquier cocktail que te haga soltar lastre y disfrutar de la vida. La horchata también ayuda y el helado de stracciatela te hace ver la vida más dulce.
Puede ser que cuando vuelvas sientas que necesitas otras vacaciones para descansar de las vacaciones, será lo más probable. Bienvenido al maravilloso mundo del verano en familia cuando se es madre. El año que viene me voy sola al Caribe.
Y ahora os toca, ¿qué consejo me dáis o cómo sobrevivís vosotras?

Han comentado...

  1. Me alegro que ya estés contando las horas de las vacaciones.
    Nosotros ya hemos vuelto, y por fin hemos tenido vacaciones después de 3 años!!
    Para nosotros las verdaderas vacaciones son cuando estamos nosotros juntos (buenpadre, buenhijo y malamadre) que es cuando descansamos y hacemos lo que realmente queremos

  2. Pues a mí me espera una semana intensa con una familia propia a la italiana tal cual la tuya y luego una no menos intensa semana con la familia política. Menos mal que luego viene la escapadita pre vuelta al cole en la que intentaremos descansar lo que el terremoto/buenhijo nos deje. Yo creo que la clave es tener actitud de buenpadre, que ellos nunca se estresan por nada y lo hacen todo mucho más fácil, porque no se complican la vida como nosotras.

  3. Todos los consejos a la practica ya!! Hemos estado una semana con los buenosabuelos maternos disfrutando del fresquito del norte y ahora 10 días con los otros buenosabuelos en las playas Alicantinas!! A descansar se ha dicho y que la buena hija disfrute (y nosotros Descansemos jejeje)
    Felices vacaciones!!

  4. Que envidia me das por poder irte en agosto. Esta malamadre empaqueta buenahija a tierra santa mientras sigo currando como una posesa. Esto es lo más parecido a vacaciones que tengo, porque como me toca cogerlas en meses como mayo o noviembre al final acabamos en casita o como mucho visitando familia en Córdoba. Aún así me apunto los consejos por si algún día la conciliación se hace realidad y puedo disfrutar de vacaciones en familia.

  5. Aaaaiiisss que recuerdos!!!! lejanos ya, gracias a Dios. Yo ya pasé por eso y recuerdo los veranos playeros con mis dos retoños como un agobio continuo, cargada cual sherpa tibetano, sombrilla, nevera, mega bolsa como para sobrevivir a una ecatombe nuclear, las peleas territoriales para poder plantar la sombrilla sin molestar y robar territorio a los mayores que ya bajaron a tomar posesión a las 7 de la mañana…., y la recogida oootra odisea, arena en el carro, arena en el coche, arena en casa aaggghhhhh!!!! y siempre juraba que era el último día, y siempre volvía al día siguiente cual día de la marmota. Lo de la family, yo me identifico contigo Laura, lo que pasa es que como nosotros todos vivimos en la misma zona costera, cuando empiezan a surguir las discusiones, cada mochuelo emigra a su olivo y nunca mejor dicho, pelillos a la mar.
    Ahora todo es diferente, sombrilla, cada uno su toalla y el que quiera llevar algo más, que apechuge él mismo…., todo llega y todo pasa.-

  6. Gracias por tus sabios consejos. Tomo nota!!!! Este año. .. pues estoy ya de vacaciones con mi buenhijo de 3 años, el buenpadre y mi panzon de 8 meses….. me está funcionando mucho el hecho de no llevar ni reloj ni móvil. Pasando de los horarios! Y qué bien sienta dejar de decir ‘vamos que es la hora de comer’ ‘vamos que es la hora dormir’ etc…. como dices tu ya cogeremos el ritmo germánico en septiembre. … y ahora libre albedrío! Dejar de controlar los horarios y los menús está siendo de lo más liberador…. Casi ni me reconozco! Feliz verano!

  7. Tomó nota pero lo de prescindir del móvil, como que no. Es mi ventana al mundo! No puedo estar TODO el tiempo pendiente de niños. De vez en cuando un whatsapp de desahogo con amigas, por favor!

  8. Muy buenos consejos, yo cuando voy a vacaciones hago exactamente eso, el objetivo es vivir por unos días sin estrés, que a la vuelta, como dices, ya tocará domar a las fieras para volver a meterlas al redil, jeje. Un besito!

  9. Me ha encantado el post. Desde luego que cuando llegan las ansiadas vacaciones hay veces que se convierten en un auténtico infierno y al final lo que era descansar no es sino volver derrotada.
    Yo siempre me llevo libros para desconectar y mientras el buenpadre hace castillos yo me hago la loca super interesada en la lectura en la que estoy sumergida… jajaja!!! Además aprovecho la primera hora de la mañana para tener mi hora zen y me marco una sesión de running por la playa. El resto del día ya no existe para mi, todo es para mi buena familia!!! Así que ese ratito es sagrado.
    Que tengas unas buenas vacaciones.
    Besitos!!

  10. Tengo un buen truco. Al buen padre y a los 2 buenoshijos (de 11 y 6 años) les encanta ponerse la mascara y pasar horas mirando pececillos. Y yo taaaaaaaan feliz en la toalla con un buen libro!!!!! Pero no os créais que todo el monte es oregano……..Soy exclava de la cocina, el buenhijo2 no come casi nada si no soy yo (o la buenabuela) la que cocina…… Paciencia!!!!!!! Felices vacaciones a todas!!!!!!!

  11. Un mes llevo ya conviviendo con mi familia política por culpa de las olas de calor. Es una maldición divina para que purgue todos mis pecados invernales, está claro.
    De momento llevo 2 kilos perdidos porque todas las tardes me voy a andar. Es eso o me pongo a gritar y es peor.
    Deseando que llegue septiembre y largarme con el buenpadre y los buenoshijos a un hotel con pensión completa y playa cerca a llevar la vida del cerdo: comer, dormir y rebozarse en la arena.
    ¡Señor, llévame pronto… a ese hotel, por favor!

  12. Tras 7 años veraneando con la familia propia y la política este año decidimos que nos íbamos fuera de España y así no había problemas. A los niños los dejo con mis padres en la playa el mes de julio (a 700km de mi), que casualmente tienen casa al ladito de mis suegros. Así que los niños consentidos doblemente y encima con “rencillas” entre abuelas. Tras muchos años de “vacaciones familiares estresantes” lo mejor que hemos podido hacer ha sido decidir escapar je je. Ni con unos ni con otros. No creo que volvamos a tener vacaciones con la familia. En beneficio de nuestra salud mental ja ja ja. Que os vaya bien 😉

  13. Hola chicas Creo que todavía no sois malas madres del todo y por eso os quería dar un par de pistas. A saber: los cacharros de playa para hacer castillos, gamberos y demás juguetes están para cogerlos prestados de la madre- coraje de la sombrilla de al lado. Hay que pasarse a las toallas pareo que además de compartirse son muy ligeras. En cuanto al traje de baño o bikini ponte el que más te guste porque total en la playa desde que desembarco el topless nadie se fija en lo que asoma por culpa de nuestros Buenos hijos. Feliz verano

  14. Jajajaja Amelia, mi tierra santa ES el caribe, y creeme q cuando estamos todos somos casi un pueblo a la italiana 😉
    Lo cierto es q me alegro por tus merecidas vacaciones y espero q lo pases bien. Esta malamadre se queda en tierra hasta septiembre (espero q antes :-o).
    Lo bueno q tierrasanta este tan lejos es q se planean las vacaxiones d navidad 😀 y… A freirse en invierno, q alla es verano. Espero podamos ir este año.
    Pasalo bien en tus vacaciones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X

La web del Club utiliza cookies para mejorar tu experiencia y hacerte ganar unos segunditos. Haz click en aceptar si estás de acuerdo. Aceptar Leer más