¿Qué quieres encontrar?

31
Ponte delante del espejo y mírate

Ponte delante del espejo y mírate

Cada día me levantaba e intentaba no mirarme. 
Me veía, me lavaba la cara, me pintaba la raya del ojo, me echaba antiojeras para no asustar al prójimo y me marchaba. Ni una mueca fingida. El rostro de alguien transparente que no se detiene a mirarse. Y así cada mañana. Como autómata, dejando pasar la vida ante mis ojos. Sin detenerme a mirarla, acariciarla o vivirla. Dos años. Por la noche con suerte veía a labuenahija el rato suficiente para bañarla, darle de cenar y acostarla, deseando que ese tiempo, el único que pasaba con ella, pasara volando para seguir trabajando. No tenía tiempo.
La rueda no dejaba de girar. Y pensaba que mejor que no se detuviera, así me dejaba llevar sin pararme a pensar. Sin mirarme.
Un día te levantas y te miras. No te reconoces. Eres una copia falsa de ti misma, con la que te has acostumbrado a convivir. Y ese día es el primero de una nueva vida. Vuelves a nacer. Porque aquello no era vida, era crónica de una muerte anunciada.
Hace un par de semanas me invitaron a Ideas en femenino, un proyecto precioso de Charo Moreno. Un proyecto lleno de mujeres con grandes ideas o de grandes mujeres con ideas. Querían que contara mi proyecto en Málaga. El proyecto del club, que no es mío sino de todas.
malasmadres_ideasenfemenino
¿Qué proyecto? Me detuve a pensar. Esto no es un proyecto, es mi vida, que se ha convertido en una idea, en una comunidad, en mi día a día. Y allí delante de gente maravillosa, en su mayoría mujeres con ganas de cambiar el mundo, empezó a temblarme la voz. Con mi capa reluciente de anti superwoman, la sonrisa me temblaba. Allí estaba delante de todos queriendo contar mi proyecto, mi historia, mi vida en los últimos meses y me tembló el pulso. Respiré profundo. Pero era emoción, felicidad porque allí delante de todos me di cuenta de que había dejado atrás todo aquello que no me gustaba, ese tiempo del que tanto había aprendido, pero que no era para mí, en el que no creía.
Todos tenemos que trabajar nuestro yo interior, hacer nuestro viaje interior para forzar un cambio, que muchas veces es esencial para seguir, para avanzar, para hacer aquello que nos hace felices. Esta búsqueda al interior de cada uno es lo que nos contó en primera persona Leonor Cabrera (fundadora de Viventi), su viaje interior que dio un vuelco total a su vida y que podéis conocer en este post. 
Y la palabra PASIÓN apareció por primera vez en dos semanas.
Ayer volví a escuchar hablar de la PASIÓN, de boca de uno de los publicistas que más admiro: Tony Segarra, que ayer, ante la cara de poco amigos de Risto, decía como es preferible: “trabajar por menos, que trabajar toda la vida en algo que no te gusta”. Hablaba de como seguro que hay 4 o 5 cosas que nos gusta hacer, pasiones, trabajos que nos hacen felices. Y por los que hay que luchar.
Y hoy de nuevo la pasión, de boca de mi querida Mavi de Mammaproof. La pasión y la coherencia. Con eso me quedo de su charla en la primera sesión de Campus for Moms. Me encantó cómo contaba que tenemos que fijarnos unos valores, una meta, unos objetivos por el que movernos. Que si intentan cambiarnos nuestro plan para llegar a esa meta, ¡estupendo! Estaremos toda la vida cambiando el plan, repensándonos, volviendo a dibujar el camino, pero nunca cambiemos nuestra meta, a donde queremos llegar. Por mucho que nos ofrezcan, por muy bonito que nos parezca, hay que ser coherentes con uno mismo y hacer aquello en lo que creemos, aquello que realmente está movido por la PASIÓN.
El jueves pasado estuve en el Inspiration Day, congreso de mujeres profesionales de Womenalia, un evento lleno de energía positiva y de esperanza de que el futuro para la mujer en el ámbito laboral puede cambiar, poco a poco, pero es posible. De todo lo que me inspiró, sin duda, me quedo con la charla de Juana Erice. Ella nos habló de cómo es fundamental luchar por aquello que queremos, nos habló de cómo afrontar el miedo, de cómo cada día hay que reflexionar y rectificar, de cómo es importante sentirnos bien con nosotros mismos. Y sobre todo de que lo más importante es ACTUAR.  Pero comenzaba su ponencia con estas preguntas:
¿Qué he hecho en mi vida de lo que me sienta orgullosa?
¿Qué me hace feliz?
¿Qué es lo que deseo?
Y si el dinero no importara, ¿qué harías?

Cuando decides, cuando cambias, cuando arriesgas o cuando actúas, te dejas cosas en el camino, sientes vértigo, miedo y dudas, pero te sientes bien contigo mismo. Yo me niego a vivir sin pasión, a trabajar sin pasión… Pero ojo que la pasión conlleva muchas cosas a la que hay que estar dispuestos. Jornadas que nunca acaban, decir que no a cosas que te ilusionan, pero te impiden seguir tu camino, equivocarte, volverte a levantar, empezar de cero, pedir perdón, ser sincero contigo mismo y con los demás y seguir luchando. Y muchas más cosas, pero si algo no te gusta, cámbialo.

Esos sueños, estarán ahí fuera esperándote.

Han comentado...

  1. No sólo es que me haya gustado sino que lo necesito.Necesito un cambio,problemas de trabajo,problemas económicos y gente a la quequiero enferma.un besazo

  2. Si, preciosas palabras y hay que decir que es de valientes dejar lo que uno tiene para luchar por su sueño…
    Pero de valientes por dejar su zona de confort, no por otra cosa.
    Creo, que si no tienes dinero, un buen colchón económico o una pareja que gane una pasta, es imposible dejar un trabajo para luchar por un proyecto que, por muy bonito que sea, cuesta dinero.
    Yo también necesito un cambio, tengo un montón de ideas, pero no puedo permitirme dejar el trabajo, ni mi marido tampoco, tenemos que pagar hipoteca y el buenhijo come que se las pela asique no todo es cuestión de “luchar”, hay luchas que solo pueden permitirse unos cuantos.
    Un besito.

    1. Hola Verba, para dar un cambio, por supuesto hay una época de transición. Yo estuve un año trabajando por las noches para poder sacar proyectos personales y buscar un plan B. No fue nada fácil, quizás el peor año de mi vida. Pero intenté sacar los suficientes proyectos como para ver la luz. Eso sí, para nada para ir cómoda económicamente o poder despreocuparme. Es decir, ahora con más problemas y más complicaciones soy más feliz que antes, cuando todo era más fácil.
      Yo creo que sí se puede. ¡OJO! Hay que esperar el momento, que a veces llega antes u otras veces llega después. Yo no dejaría en un cajón todas esas ideas que tienes. Pero te entiendo perfectamente porque he vivido lo mismo que tú hasta que un día me decidí o pude decidirme.
      ¡Besos y gracias por pasarte a comentar!

    2. No lo veas así mujer, la mayoría no tenemos marido potentado ni otros ingresos y sí hipoteca y facturas. Con calma y perseverancia (y mucho sueño) encontrarás tu momento, estoy segura 🙂

  3. A veces nos estancamos en lo que llamamos comodidad o zona de confort, pensando que es lo mejor, pero a la vez nos quema y nos pasamos el día quejándonos de nuestro trabajo, la casa que tenemos, los sitios a donde no vamos… sin mover un dedo para cambiar esa situación. ¿No será mejor al menos intentarlo? Gran post amiga!

  4. Opino como Verba, pero se que sucederá como dices tu, solo hay que esperar el momento.

  5. Me he perdido el inspiration day, y yo creo que me hubiese ayudado mucho. Es obvio que no todos podemos permitirnos dar ese portazo de pronto, pero sí podemos dar un portazo interior, decidir qué es lo que queremos en realidad, dibujar las líneas maestras…. Porque el cambio no es algo que decides en un día, no es algo que el 99% de las #malasmadres podamos hacer (sea por dinero o por responsabilidad), pero no hay que olvidar que ese cambio es interno fundamentalmente. La búsqueda de la satisfacción personal. De la asunción de nuestros NO-SUPERPODERES. De gustarnos como personas, en el amplio significado de la palabra. Y para eso hace falta estar motivada, creer en una misma, y decidir que lo que no te gusta hay que eliminarlo. El cómo es la cuestión…..
    Este Club a mí me ayuda a eso. Veo mujeres que deciden dar ese cambio, que me inspiran. Veo una comunidad con unas sinergias brutales, reales y potenciales. Veo una lucecita de esperanza para mí….

  6. Has escritos palabras muy verdaderas, que me han llegado directas al corazón por lo sinceras que son. Yo también hice un gran cambio, coincidendo con mi matenidad, cambié de trabajo y abrí mi empresa (Bumoon) : ahora me encuentro exactamente en lo mismo que describes, menos fácil todo lo material, pero un gran bienestar interior, que además se propaga a mi hija, marido y amigos…
    Entiendo muy bien también lo que dice Verba, es verdad, hay que poder lanzarse.
    Pero creo también que lo fundamental aquí es la actitud ante la vida: no se trata de cambiar siempre y por completo nuestra propia vida, sino de tener los ojos siempre abiertos y la mente despierta, quererse mucho y nunca olvidar que de vida sólo hay una: con este cocktail en la cabeza seguro que las oportunidades de cambio (grande o pequeño que sea) se cruzarán en nuestro camino.
    Es un poco como el dicho: cuando el alumno está listo, el maestro aparece. Así va la vida, y cuando confiamos en ella, ella nos abraza con cariño.
    Un beso a todas!

  7. Yo en mi trabajo fui ascendiendo y a cada paso que daba me autoconvencía de que era lo mejor. Varias veces estuve a punto de dejarlo, pero siempre había algo que no me dejaba. Hasta que un día me despidieron. Me lo tomé bastante bien, porque ya no tenía excusas. Eso no quita que no estuviera un tiempo mal, pensando que había estado perdiendo el tiempo y que había sido una currante nata para acabar así.
    De eso hace más de un año y aquí sigo persiguiendo mi sueño, que aunque no estaba muy claro cuál era, se materializa cada vez más. No sé si lo conseguiré, pero yo también vi la entrevista a Toni Segarra y me inspiró. Además de que yo siempre había defendido lo que él decía, pero que nunca practiqué.

  8. Muchas gracias por compartirlo, que gran entrada!!
    Para aquellas que necesiteis un empujón, las que tengais ganas de volver a empezar en alguna parcela de vuestra vida o simplemente no querrais instalaros en una zona de confort os recomiendo el libro “Femenino sin limites” de la Editorial Plataforma. Una lectura imprescindible para marcaros nuevos retos.

  9. Estoy con Paula: el cambio es interno, es pasar del sentir que no puedes al poder con todo, aunque tu vida sea exactamente igual. Lo difícil es encontrar esa fuerza, esa inspiración, ese momento mágico en que lo VES y todo cobra sentido, todo se conduce medio solo porque tú inconscientemente lo guías con tu fuerza interior.
    Es difícil, pero hay que intentarlo!
    Uno de mis posts favoritos, Laura, sin duda. Deseando pasear por los enlaces 🙂
    Un beso a todas!

  10. Hola, me he sentido muy identificada con tu post. Hace varios años dejé un trabajo en el que llevaba 10 años trabajando, no me gustaba, y pensaba que era una pérdida de tiempo todas las horas que allí pasaba. Por aquel entonces ya tenía una hipoteca, todo cambió un día, cuando de pronto me hice una pregunta: ¿estoy haciendo algo para cambiarlo? es decir, me quejaba de la de horas que trabajaba, de que no me dejaban avanzar, y un día me pregunté..por qué me quejo si no estoy haciendo nada para cambiar de trabajo…al mes ya había encontrado trabajo en otra ciudad, lo dejé, me tacharon de loca…luego volví a cambiar a un trabajo en mi ciudad y a los 6 meses mi marido me propuso ser empresaria, y comprendí que confiaba tanto en mí que no cabía tener miedo a que las cosas fuesen mal…y me dije…por qué no?? de nuevo levanté un negocio de la nada que tampoco me costó sacrificar cuando tuve a mi pequeña. Creí que merecía más la pena cuidar a mi pequeña su primer año que ganar todo el dinero del mundo, pero como mujer trabajadora e independiente me busqué mis trabajillos para hacer desde casa o impartir clases de informática para mantener mi autónomo…Ahora he tenido a mi segundo bebé y estoy con otro proyecto que se me ocurrió, Mi Platera, nada que ver con lo que he hecho anteriormente pero que despierta mi interés y me encanta…así que os animo a todas que si tenéis una idea solo tenéis que llevarla a cabo, empezando poco a poco y adaptandote a las circunstancias que se vayan presentando. No tengo ninguna titulación universitaria, pero desde los 19 años estoy trabajando y ese es mi mayor orgullo. Ayer mismo entregando un material, me dijo la chica que yo era una buscavidas a lo que yo le contesté que de lo que me sentía orgullosa era de haber tenido una idea y llevarla a cabo, sin importarme cuantas personas se dedican a lo mismo, si lo hacen mejor o peor. Siento si me he pasado contando mi vivencia pero me ha venido toda mi experiencia con tu entrada!ánimo a todas las que aún no se atreven a cambiar!!

  11. Me ha encantado esta entrada muy en linea con mi manera de pensar!!! Enhorabuena a ti por ese cambio y por encontrarte ahora en un camino que te hace mucho mas feliz, aunque sea en gran medida mucho mas dificil!!

  12. Gracias por tu post, que da mucho que pensar. Me he sentido muy identificada con lo que dices, especialmente, lo de no mirarme en el espejo. Soy muy consciente de que necesito un cambio, y soy consciente del miedo que me da.
    Pero muchas gracias por inspirar maneras de ver qué necesitamos y dónde encontrar nuestra pasión!

    1. Mil gracias a ti por comentar… A veces tarda en llegar porque es necesario ese recorrido, ese camino para sentirnos fuertes y preparados para decir “sí” al cambio. Así que estoy segura que llegará. Un besote enorme,

  13. Ayyy…
    Princess!! Cuánto me alegro de que triunfes con tu proyecto. Cuántas verdades en este precioso post!!!
    Ánimo para seguir con tu pasión y brindo porque un día nuestros proyectos se vuelvan a cruzar. Y ese día tú y yo brindaremos con otro GinTonic!!!! 😉
    Un besote enorme desde Deutschland*

    1. Ay princess!!! Pues estoy segura de eso, qué quieres que te diga. Porque tú sí que eres de esas personas que transmites pasión a raudales, que aportan teniéndote cerca y que haces que la gente se emocione contigo y con tus ideas. Eternamente en deuda. Siempre estaré aquí, aunque sea a medio gas, hasta que encuentre traficante de horas o clonación rápida. Un besazo enormísimo y GRACIAS por todo!

  14. Qué bonito Laura. Me quedo con esta frase: “Me niego a vivir sin pasión, a trabajar sin pasión”. Enhorabuena!

  15. Ole que ole Baena, ahí te he visto (…y no sólo en sentido figurado)
    Por mi profesión, acostumbrada a descifrar comportamientos, gestos, tonos -y sus temblores- no puedo más que mandarte toda la suerte del mundo porque todas hemos pasado por el trago de mirar ese reflejo pero no sé si todas lograremos ser tan valientes para sostener(se) la mirada…
    Adelante y cuando los detractores agiten las espadas, baste ese otro reflejo en los ojos de tu hija que orgullosa aprenderá de ti: ‘yo, un día, me lancé’ y ‘no te rindas nunca’
    bss

  16. Tu club y tu idea y tu pasion inspiran cada dia! Hacen parecer todo mas facil. No porque lo sea, sino porque lo ves posible. Cambiar el mundo, cambiar la sociedad, cambiar lo que nos rodea. Gracias por darme la fuerza de seguir estudiando y preparandome para conseguir mi sueño y cambiar el rumbo de mi dias, dejando atras frustración e impotencia!

  17. Hola,
    tu actitud es excelente. Es un llamamiento, un aliento para las almas desesperadas. Creo que todas deberíamos aprender de esta actitud. Pero las cosas hoy están muuuuuyyyy peliagudas y no todas las personas pueden decidirse a cambiar el rumbo de sus vidas, aunque estén deseando hacerlo. Ojalá fuese así….ojalá, pero la realidad es contrariamente aplastante.
    Por eso creo que las que lo habéis o estáis consiguiendo, debéis seguir predicándolo. Es una manera de animar y de decir al mundo que no todo es gris y oscuro…y de esta manera seguir alimentando ese sentimiento y la esperanza de que algún día llegará el momento del cambio.
    Seguro que sí.

  18. Nos inspiras jefa.
    Cuantas verdades en un post!!!
    Que importante es la pasión en lo que hacemos, aunque sea en las cosas más tontas del día a día!!
    A veces en la vorágine cuando estamos en el bucle no nos acordamos!
    La pasión mueve el mundo!
    Que gran grupo has creado !!

  19. No sabes lo bien que me ha venido este post que he leido hoy, yo estoy pensando en emprender, en algo que realmente me pasiona y me gusta, y dudo mucho, pero es verdad que el que no arriesga no gana, como dicen “Los Ojos de Brujo” esperoque tengas mucha suerte y me traspases una poquita que seguro que tendrás mucho éxito.

  20. Me ha encantado el post y estoy totalmente de acuerdo. La pasión mueve nuestra vida. Pero quiero hacer un alegato a favor de las personas que trabajamos por cuenta ajena y que nos gusta nuestro trabajo. Me da la sensación de que ahora si no eres emprendedor no puedes disfrutar con lo que haces. A mi me gusta mi trabajo y disfruto de estar en un puesto por el que he luchado y para el que me he formado mucho. Por supuesto que sí no estás a gusto, lo mejor es cambiar, pero a veces basta con valorar lo que tienes en tu trabajo actual y todo lo que te gusta. Todo esto lo digo con un miedo tremendo a apalancarme, también sea dicho, jejejeje.
    La idea del club me parece genial ¡Gracias por tener el coraje de sacarla adelante!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X

La web del Club utiliza cookies para mejorar tu experiencia y hacerte ganar unos segunditos. Haz click en aceptar si estás de acuerdo. Aceptar Leer más