¿Qué quieres encontrar?

95
Diario de bimalamadre: el viajar es un 'placer'…

Diario de bimalamadre: el viajar es un 'placer'…

CMM_quienessomos_01

Crónica del último viaje en familia:

Poneos en situación: día 8 de enero, temprano, muy temprano, dos buenashijas, una maleta, dos maletas, tres maletas, una bañera plegable, una hamaca, una bolsa con esterilizador de biberones, biberones y chupetes, juguetes para entretener a la benjamina y un arsenal de regalos traídos por SSMM los Reyes Magos componen el ‘ligero’ equipaje’ que el buenpadre, con cara de pocos amigos porque nos retrasamos en la salida, y el buenabuelo han decidido meter en el maletero, sí o sí. Hasta los topes íbamos… A esto le añadimos una buenabuela con el semblante triste, una buenahija, la mayor, que no se quiere ir y una servidora que a moco tendido se mete en el coche rumbo a casa. ¡Adiós tierrasanta, cada vez me cuesta más despedirme de ti!

malasmadres_opel_enero

Lo único que me apetece en esos momentos es evadirme al son del coche en la carretera y no volver a conectar el cerebro hasta pasado Despeñaperros que es cuando la tristeza se va mitigando y voy asumiendo que tengo que volver a la capital. De reojo, veo a la buenahija1 que ha tenido que subir con su nueva muñeca, una ‘Barbie’ y su correspondiente coche, regalo los magos de Oriente y que no para de charlar contándole a su nueva amiga lo bien que se lo van a pasar en su nueva vida juntas. Debajo en el suelo, un cubo y una toalla de playa venida a menos por si el momento vomitona hace acto de aparición para felicidad de los presentes.

La buenahija2 parece callada. Procedo a la desconexión mental. ¡Ja! Medio nanosegundo después y tras solo 10 kilómetros transcurridos, la buenahija1 lanza la pregunta más importante en su vida cada vez que viajamos: “mamá, ¿cuánto queda para llegar?…”. Con calma le explico que queda bastante, que antes tiene que tratar de dormir un poquito y que luego cuando paremos y nos comamos el bocadillo que nos ha hecho la buenabuela llegaremos a casa.

A los 5 minutos vuelve a lanzar la misma pregunta, imagino para ver si así hay suerte y llegamos antes, le explico que no, que Madrid está lejos y que quedan 500 kilómetros. Antes de que vuelva a preguntar y a riesgo de que los dibujitos me martilleen el cerebro saco la tablet, ese oscuro objeto de deseo que ayuda a la salud paterna. Se la doy y la segunda pregunta más temida: “¡mamá, no funciona… Mamá, no funciona!”. Por supuesto, se nos ha olvidado descargar las películas, infinita alegría la nuestra. Intento desesperadamente hacer lo propio con el móvil pero no hay cobertura, sacó el brazo por la ventana e intento pillar algo de 3G para que visualice algo y es tarea perdida, la cobertura va y viene y la pregunta de “¿cuánto queda?” vuelve a salir de su boca.

Lógicamente mi querida hija pone cara de póker y se calla así que rápidamente le propongo que cantemos unas canciones para amenizar el viaje, con lo mal que canto… Yo quería desconectarme, ¿no? Pues ahí me veis cantando el hit de Frozen, ‘Suéltalo’. El buenpadre parece estresado, no me extraña. ¿Os he contado alguna vez que el buenpadre conduciendo es hombre de pocas palabras?

Después del recital musical, volvemos en bucle con la preguntita: “mamá ¿y ahora cuánto queda?…”. Debe ser que cantar hace que se le pase el tiempo más rápido de lo normal. Entonces la buenahija2 comienza a soltar alaridos cual sirena de ambulancia y la buenahija1 hace amago de vomitar, después vomita, no le da tiempo a coger el cubo y pone a la Barbie y su lindo coche para meterlos en la lavadora. El buenpadre busca la estación de servicio más cercana y paramos, solo hemos recorrido 50 kilómetros. Una vez aseados todos, la buenahija y Barbie, volvemos todos al coche. Antes de subirse a su sillita, mi querida hija me dice que seguro que ya no queda nada para llegar… Claro que sí. Entonces decido meterme en la parte de atrás, apretujadad entre las dos sillas de las buenahijas y allí afrontar todo el camino. Un monumento me deben poner. ¡El viajar es un placer…!

Venga, ahora os toca a vosotras, contadnos qué sois capaces de hacer para entretener a los buenoshijos en un viaje. Seguro que me dais ideas hasta que mi coche sea un coche con wifi 4G*. Las mejores de las anécdotas se llevarán 3 agendas de Malasmadres para comenzar el año con buenos #antipropósitos.

malasmadres_opel_enero_teaser

* Opel es el primer coche con wifi 4G que te permite hasta 7 dispositivos móviles conectados… En el coche fantástico Opel el silencio no es un sueño. Viaja con wifi. 
#OnStarstories

* Post en colaboración con nuestra marca amiga Opel.

Han comentado...

  1. Además de cantar, escuchar música y jugar al veo veo de colores… Les gusta mucho sumar matrículas, hacemos sumas con los números de las matrículas de los coches que vamos adelantando. Hay veces que hay que adecuarlas segun la buenahija 1 o 2. Pero les gusta y se entretienen bastante y, de paso, repasamos matemáticas.

  2. De momento me siento privilegiada, yo soy de Madrid y mi familia vive también aquí. Pero si que toca al menos dos viajes largos al año: uno a Córdoba, hogar de los bisabuelos y tías abuelas paternas, y el otro a Oropesa, lugar de vacaciones de los buenosabuelos a donde me toca empaquetar a la buenahija una parte de las vacaciones de verano. Para viajar, como no, Frozen a tope en el coche, veo veo de colores en bucle infinito y siesta, porque si, soy de las afortunadas malasmadres cuya buenahija cae roque pasados los primeros 50 km. Y encima no vomita!!! Sólo espero que la buena suerte me acompañe con el que viene de camino!!

    1. Qué suerte que no vomite, nosotros cuando salimos no podemos ni darle de desayunar a la buenahija1, la buenahija2 no vomita al menos.

  3. Buenas, cuando las buenashijas 1 y 2 eran pequeñas y los viajes eran largos a ser posible los haciamos o por la noche o a la hora de la siesta, asi “a veces” nos salia bien la jugada y se dormian y no daban mal y no vomitaba la buenahija2. Pero si esto no podia ser o no funcionaba teniamos varias tretas…..
    Poniamos a los “titiriteros de Binefar” y a cantar y a hacer como si estuvieramos en un concierto de ellos (esto duraba como mucho 5 minutos, nunca les gustaba la misma cancion a las dos y por lo tanto discusion)
    Jugabamos a adivinar el color del coche siguiente que nos encontrariamos por el carril contrario (esto funciona por carreteras, por autovias es un tanto mas complicado jijii)
    Tambien les ponia peliculas en el dvd portatil pero como no tampoco les gustaba a las dos la misma pelicula (mis hijas son muy complicadas nunca nunca nunca se ponen de acuerdo en nada)
    Pero la mejor solucion es…….”crecen” ahora viajamos, ellas con sus moviles o tablets ya no necesitan a nadie mas, eso si, procurar llevar baterias auxiliares si el viaje es muy largo porque con 12 y 17 años si no estan entretenidas siguen dando el “coñazo”, “quita la radio, pon nuestro pincho, pasa esa cancion……” y por supuesto al buenpadre no le gusta la musica de las buenashijas, yo me adapto, pero el es “heavy” hasta la medula y empiezan las movidas y entonces llega mi momento “enchufo mi tablet, leo, juego hago lo que quiero y desconecto, paso de estar en medio de una discursion a tres bandas

  4. Buenas, nosotros viajamos mucho. Siempre vamos cargados con un montón de juguetes pequeños, de seos que cualquiera diría que mas que juguetes son “chorradas” tipo pegatinas, plastilina o un huevo kinder por montar… y parece ser que funciona. Pero el verdadero truco, lo que de verdad funciona… es viajar en tren, bus, avión… vamos cualquier trasporte que no sea el coche, así será el buenpadre quien se dedique a entretener al buenhijo. ¿Que te parece? jeje

  5. Yo, SIEMPRE SIEMPRE SIEMPRE que viajamos, lo primero que preparo es el KIT SALVAPADRES: DVD portátil regalo del banco por un sorteo en el que no recordaba haber participado + Pen de 8G hasta la boca de Cantajuego, películas y series de dibujos. Se me pueden olvidar el bañador, las toallas… pecata minuta, eso tiene arreglo, teniendo dinero en la cartera y buscando un chino en destino… pero el kit salvapadres no es negociable, va lo primero al coche sí o sí. Si además escogemos la sobremesa para iniciar el viaje, hacia la media hora buenhijo se queda frito. Tampoco sufrimos ni vómitos ni mareos… ¡¡Ahí, dando envidia!!
    Eso sí, no pasan 24h de estancia en destino para que buenhijo comience a repetir cual mantra “¡Hecho mucho de menos mi casita de Sevillaaaaa!” y se quiera volver al hogar, dulce hogar… ¡¡Nos ha salido casero el crío!!

  6. Una vez superado el momento vómito del peque, que siempre se produce a los 45 minutos exactos de comenzar el viaje, (¿cómo lo hará?, aunque es una gran ventaja conocer el momento)nos relajamos y empezamos a cantar,cuando el repertorio no da para más jugamos al típico veoveo o a la cadena de palabras. Eso sí, debo decir que es porque no les ponemos la tablet, no sé en qué momento pensé que quería que viajaran como lo hacíamos mi hermana y yo de pequeñas #enqueestabapensando

  7. A nosotros nos salva la Biodramina infantil y las “televisiones” del coche, es decir los reproductores de DVD. La primera discusión empieza para decidir quién se pone delante de la pantalla en la que se pincha el pen drive con todas las películas. Hay que tener en cuenta que quién esté delante de esa pantalla es el que tiene el poder de decidir qué película ver y cuándo. Una vez decidido esto, nunca en son de paz por supuesto, empezamos viaje con la previa revisión para prevenir faltas de memoria: bolsas, toallas, cojín, juguetes, agua, chuches, comida…
    Empezamos viaje. Las pelis son una salvación pero como los dvds no son muy modernos ya cada vez que se para el coche o se desconectan la película vuelve a empezar. Así que imaginaros cuántas veces empieza la película de moda del momento. En un viaje de 800 Km sólo terminamos de ver “Buscando a Nemo” y un trocito de “Frozen”. Así que no se si es más tortura escuchar “Cuánto queda?” que la fina voz de Dori y su memoria de pez.

  8. Jajaja! Me suena todo! Lo de las vomitonas, afortunadamente, solo me ha ocurrido una vez, aunque ha habido pises varios. Mi mayor logro en un viaje fue, cuando solo existía el buenhijo, conseguir darle teta en marcha sin sacarle del maxicosi. Vamos, contorsionismo supremo (obviamente no conducía yo. Eso habría sido para circo del sol total..y para cárcel!).

  9. Yo soy una suerte da porque tengo unos buenoshijos que jamás se marean, a los que les gusta mirar por las ventanas o dormirse. Por otro lado tengo un buen padre que se ha encargado de encontrar unos cabezales de asiento con aparatos integrados con todo un mundo multimédia en el que pueden ver pelis diferentes (aunque suelen coincidir) y cascos inalambricos. Nos hemos hecho hace nada 3800 km en 3 días, tengo tres hijos que no me merezco jajaja

  10. Os pongo en situación; aquí la malamadre al buenhijo de 14 meses todavía le da el pecho y lo lleva en el coche en silla de contrasentido; al buenhijo el coche para un rato bien pero para más… lío (aunque tengamos los Cantajuegos a todo volumen). ¿Y que hace la mendas cuando sus bramidos vuelven ya loco hasta al buenpadre (que por supuesto es el que conduce)? Se saca la teta y sin quitarnos ninguno de los sistemas de seguridad y con mucha pericia pone al niño al lío, que le consuela mucho y con un poco de suerte hasta le duerme y tenemos un rato de calma y tranquilidad en el coche para escuchar la música que nos gusta al buenpadre y a mí.

  11. Ainx!! Me siento tan reflejada con este post!! (snif, snif… mi tierrasanta…).
    La preparación del viaje empieza el día de antes… Aparte de las maletas, cochecito, trona de viaje y biberones, no podemos olvidarnos de muñecos, coches, zumos, comida (galletas, fruta…).
    El camino hasta tierrasanta antes se hacía más llevadero porque dormía las 3 horas, pero ahora que es más mayor mis recursos son:
    – Cantar los grandes éxitos de ayer, hoy y siempre (los payasos de la tele, disney, patrulla canina….) ¡lo que me echen! Tengo al buenpadre frito, aunque a veces consigo que se una….
    – Jugar a color-color (decimos un color y el resto de pasajeros tienen que decir dónde lo ven).
    – Contar camiones. Si queridas malasmadres… Es lo que tiene tener un hijo… ve camiones por la carretera y se vuelve loco!! Y si además es de los que trasporta coches….¡¡FIESTA GORDA!!
    Este próximo fin de semana pondremos a prueba el nuevo regalito de SSMM los Reyes Magos de Oriente: un DVD portátil para el coche!! Debieron pensar que ya era hora que la malamadre deje a un lado su repertorio de canciones infantiles para que el buenpadre no acabe con dolor de cabeza!! jaja…

  12. Pues nuestros viajes a tierrasanta se hacen eternos, y eso que sólo son 250 km. La buenahija mayor suele vomitar una, dos o tres veces, ya la tenemos tan entrenada que coge la bolsa ella solita, el problema es que a veces (muchas veces) la bola tiene agujero y no sirve el.entrenamiento. La buenahija peueña odia profundamente el coche y sobretodo la silla, si no se duerme se pega todo el viaje llorando como si no hubiera un mañana y no hay forma de callarla, excepto cuando paramos y la sacamos del coche, pero así no avanzamos. Pero a veces, algunas veces, la peque va dormida y podemos jugar con la mayor, jugamos al veo veo, cantamos y hasta hemos jugado al escondite!!! Cualquier cosa por un viaje en calma, si hay que echarle imaginación se la echamos!! Pero el juego que más jugamos últimamente es al moco verde, que consiste en cantar una cancioncilla que dice que hay un moco verde debajo de un puente y que el primero que hable se lo come, mano de santo!!(durante unos segundos, claro!)

  13. Nosotros también vivimos en Madrid y somos de Málaga, tenemos tres hijos y les hemos convencido de que si se duermen llegamos antes, siempre lo intentan sin dejar de avisarnos antes de que cojamos el camino corto en lugar del largo ¿¿??

  14. Parece que nos estabas espiando…en la primera rotonda ya escuchas a la buenahija1 cuando llegamos?? Mi “truco” para entretenerlas un rato es llevar movidas varias para comer,galletas, gusanitos, zumo, petis de chupar. En esos momentos importa más que estén calladas, a pensar como va a acabar el coche, todo sea por un rato de tranquilidad…

  15. Yo, malamadre macho al volante, reconozco la inestimable ayuda de la buenamadre, que se encargaba de los 2 buenoshijos desde la parte de atrás, y su capacidad innata para quedarse dormida en cuanto escucha el motor del coche, alguna vez incluso antes de arrancar. Eso es dar ejemplo …
    Mis peques, con solo 10 kilómetros aguantando mi conversación con monosílabos terminaban cansados (o aburridos si me daba por explicarles algo que quisiera que aprendieran) se quedaban fritos, dejándome solo contra la carretera (no me importaba, yo era motorista), inmune al ronroneo del motor gracias a los ronquidos a tres voces (mi coche no tenia “dos volumenes” sino un solo volumen mas dormitorio).
    Si no conseguiamos ese momento zen el viaje era una pesadilla de vómitos y peleas, tanto que el único equipaje obligatorio era una caja de bolsas de congelación

  16. Los míos solo se marean si llevan algo en las manos y se dedican a jugar con ello. Así que o DVD con pelis, o cd de Fito para cantar a grito pelao, o jugar al veo-veo…
    La última vez que buenhijo vomitó en el coche resulta que llevaba toda la tarde diciendo que le dolía la tripa. Estábamos con buenahija en un cumple y como el niño no dejaba de quejarse le pedí a otra mamá que me llevara a la niña a casa al terminar. Así que subí a buenhijo en el coche para un trayecto de ¡3 km! y a mitad de camino, vomitona. Para lo que quedaba, ya seguí hasta casa, aparqué, le saqué del coche como pude, le di un baño y a la cama… y me olvidé del coche. Al día siguiente…os podéis imaginar 🙁

  17. Yo aterrorizada ante la idea de conducir sola (!!!) con las dos buenashijas hasta mi tierra Santa que está a una hora más lejos que la tuya, me preparé un “kit para viajar sin molestar a mamá” en serio, lo tengo publicado en el blog, con un itinerario para que supiesen contestar a la pregunta eterna “¿Cuánto queda?, libreta, chuches, tarjetas concurso para encontrar cigueñas, toros de Osborne, autobuses verdes, etc… tarjetón con las reglas del coche (imprescindible) y hasta comodín de la llamada, que podían utilizar cuando el aburrimiento fuese mortal :-). Fue todo un éxito y ya no viajo sin él, eso sí, las buenashijas tienen que saber leer…
    Y si no, siempre quedan las amenzas “como no paréis de gritar me paro en la próxima gasolinera y me tomo un café de tres horas” (leáse con grito de los Morancos) y oye, mano de santo, nada le asusta más a un niño que el viaje pueda durar todavía más 🙂

  18. Tierrasanta del padre, Tenerife. Tierrasanta de la madre, Cádiz. Viviendo en Madrid con buenahija1 buenahija2, de 3 y 1 año.
    Con Tenerife, obviamente no se puede elegir y vamos en avión. Y a casa de los abuelos del Puerto, solo nos hemos aventurado una vez en coche, y fue porque perdimos el tren. Nuestras niñas son muy movidas y no se pasarían el viaje viendo pelis, y durmiendo, así es que de momento, el dinero del tren o el avión, a cambio de un viaje algo más pacífico, nos parece bien invertido, y nos estamos convirtiendo en expertos en pillar ofertas, sacar billetes con meses de antelación…Tampoco es que sea un camino de rosas ir en tren o avión con dos enanas, pero en nuestro caso, mejor que el coche desde luego.
    Eso sí, la emoción que tienen los niños con los transportes en general ellas no la tienen, porque están más que acostumbradas a ir en tren y avión, lo ven como normal del todo…mi hija mayor hizo su primer viaje en tren con una semana y el primero en avión con un mes, así es que imagínate!

  19. Primer viaje largo en coche con el buenhijo 1, de dos años y buenhijo2 que solo tenia un mes de vida. La ida razonable. duermen bastante, el capitulo de MIckey se repite hasta la saciedad en la tablet…20 paradas…lo normal. La vuelta: esta malamadre había pasado los últimos días de vacaciones con 40 de fiebre en la cama y seguía regulera….arrancamos, a los 10 min inician los llantos a duo, que intensidad….contorsionismo para poner chupetes, cantos, parada teta, parada gusanitos, parada tablet, parada pañal….llevamos 30 km. bien! solo quedan 400! siguen llorando. Buenpadre me anima a que seamos pacientes y lo tomemos con calma. cantamos, nada. cortan la autopista, atasco monumental! siguen llorando….un policía nos hace gesto de “menuda llevais encima”, al buenhijo1 le sube la fiebre….quedan 390 km. despues de un buen despliegue de payasadas, mil paradas y unos cuantos tacos llegamos a casa 12 horas despues!!!! nunca más. Todos los siguientes viajes los hacemos con parada y pernocta en punto intermedio. Asi, por ejemplo, Madrid-Gijon es un viaje de 48 horas. Una maravilla!!

  20. Pues en mi caso dejar que os de envidia, pero el coche es un somnifero ideal para mis 2 buenas hijas desde bebés (ahora 9 y 4 años) es montarlas y a dormir.Y si por casualidad se despiertan antes de 2 horas de viaje les digo todavía queda un rato a dormir y otra vez a dormir.
    Viajes de 4 horas de un tirón, el buen padre queriendo parar a estirar las piernas pero nada que sino hay que despertarlas y ahí si viene el problema, porque son muy dormilonas pero no he visto peor despertar en mi vida (bueno sí al buen padre).

  21. Aunque mis buenos hijos ya no son bebes, todavía vivimos con pánico el momento vomitona del pequeño que hizo 9 años ayer. La criaturita vomita cual niña del exorcista y además sigue preguntando cuando llegamos. Yo he hecho todo lo que decis, lo ultimo les he dado un concierto cantando canciones de los 80 incluida la canción “Este amor no se toca” de Yuri, y ellos me graban con el movil del mayor para reirse durante y después… Otro juego encontrar capicuas en la matriculas, el que lo encuentra atiza al de al lado y digo atiza por que buen hijo pequeño no tiene medida….

  22. De esto hace ya unos tres años porque mis dos buenas hijas ya son mas mayores…un viaje cortito del pueblo a la ciudad…45 minutos…el buenpadre fue en moto( primera y ultima vez) asi que conducia yo,siempre llevaban chuches para comer porque no se marean y películas para ver….empezamos el viaje bien, a los 5 minutos se han zampado todo y se aburren con la peli…empieza una buenahija a llorar y la otra le sigue..intento calmar sin mirar atrás pero no hay forma, de repente la pequeña me lanza el chupete y me da en la cara.. Les da un ataque de risa y a mi de nervios…luego me lanzan un juguete, una zapatilla,otra zapatilla…..empiezo a gritar y ellas mas se ríen…todo esto sin dejar de mirar a la carretera…cuando pude parar les quite todos los objetos que pudiesen lanzar como artillería(ya quedaban pocos)… El resto del viaje llorando a moco perdido con vomitona al final….cuando llegamos,vino el buenpadre..y al ver el panorama ni me pregunto…no volvió a irse solo..

  23. En verano normalmente visitamos a los buenosabuelos, unos en Extremadura y otros en Jaén, así que ya os podeis imaginar el porrón de km que hacemos saliendo de Barcelona.
    Por suerte, nuestro buenhijo no es de marearse ni vomitar, y suele entretenerse bastante mirando por la ventana además de dormirse algún rato.
    Pero siempre hay algún momento de crisis. Con dos años que tiene todavía no se entretiene con dibujos así que los trucos para llevarlo mejor en esos momentos son algo para picar: palitos, patatas, galletas, etc.; contar y señalar los autobuses que nos vamos encontrando por la carretera, contar y señalar las motos y los coches Audis i Wolkswagen que nos encontramos (no me preguntéis porque pero le encantan los logos de estas marcas ;), poner música “de la que le gusta” y como último recurso dejarle nuestro móvil porque le encanta mirar fotos y vídeos suyos.

  24. Con un buenhijo de 3 años, otro de 6 meses, y unos buenosabuelos a 150kms y los otros a 500kms, los viajes son pura rutina para nosotros!!! El buenhijo2 queda perfectamente encajado en su maxicosi desde el primer momento y a dormir a pierna suelta!! Y para el buenhijo1 tenemos playmobil en cualquier rincón del coche, mikado (le vuelven loco), canciones hiperactuales descargadas por el buenabuelo de su época de buenpadre, repasamos los planes que nos esperan en tierrasanta como unas 10 veces, jugamos a imaginar de qué van “rellenos” los camiones, y ya, cuando nada funciona y como último remedio, sacamos la maravillosa tablet, que nos ayuda en ese último ( y un pelín desesperante) tirón!! Puro relax y tranquilidad, oiga!!!

  25. El truco es madrugar y muuucho, les pones ropa cómoda para dormir, a eso de las 4/5 de la mañana preparas el coche y dentro, con suerte apenas se despiertan y la mayor parte del viaje la hacen dormidos. Madrid /Coruña…. Paramos lo justo. Así, incluso cuando el buenhijo tenía 12 días. A veces no queda otra que dislocar el brazo intentando buscar algún juguete caído o poner chupetes, adelante gadgetobrazos!!pero es que, Laura, mi culo no entra entre las dos sillas!!!

  26. Con la buena hija de 8 meses tuve que conducirme 100 kms cantando las mismas tres canciones de Marisol para que no fuera llorando y mientras el padre roncando en el asiento de copiloto.
    Cuando llegue a casa compre el pack de los más vendidos de amazónica de soporte para tablero de coche y cargador del mechero y desde entonces nunca más.

  27. Un viaje muy parecido al mío de estas navidades, también cruzamos Despeñaperros.
    Tengo un niño de 5 años que también pregunta continuamente ” ¿cuánto falta para llegar?” y que le entretuvimos con el veo veo, y jugando a adivinar de que color va a ser el siguiente coche que nos adelanta, a la niña de un año que afortunadamente tiene un gran apetito, la atiborré de galletas y colines.

  28. Buff!! Los viajes… tema temazo. A mi hija pequeña no.le gusta nada el cinturón de seguridad así que cada trayecto es una “aventura” en la que hay que improvisar. Yo también soy de las que canta, cuenta cuentos y hasta hace el mono si hace falta!!

  29. El buenhijo y yo viajamos en tren, cuatro horas y media de trayecto, y con dos y tres años era un paseo continuo tren arriba tren abajo solamente descansando en el cuarto de baño y en la cafetería diez minutos. Llegaba reventadita. Ya con cuatro se aficionó por fin a los dibujos animados y con el portátil, que se puede enchufar en el tren, y pelis de Disney, de lujo. Un rato jugar, un par de horas peli, que si el bocata… y listo. Y ahora con cinco que maneja juegos del móvil, para trayectos de metro o tren de media hora o una hora, descanso absoluto. Bendito móvil. Lo que de verdad me cuesta es tenerlo entretenido ¡para andar! que sin coche vamos a pata a todas partes, super, centro comercial, colegio, etc. y echa de menos su sillita que ni te cuento. Y yo, y yo…

  30. El viaje más divertido que yontive que padecer fue el primero. Si como lo oís bien, nuestro primer viaje en coche fue para recordar. Nos ponemos en situación. Yo abierta en canal después de una cesárea, nos vemos en el coche, para meter al niño con su mega faldon en el huevito ya fue una odisea, pero hay Dios cuando lo atamos vaya manera de llorar el angelito. El buenpadre de los nervios, la malamadre ósea una servidora como el buenhijo a moco tendido hasta que el magnífico Mark Knopfler. Se hizo el silencio

  31. El buenhijo tien dos años. Le gustan mucho los animales asi q cuando empieza a ya ponerse modo chucky lo entretenemos buscando animales. Le devimos miras una vaca y hacemos todos muuuu, un caballo…. Y cuando no hay animales??? Pos mama siempre ve elefantes, leones… El pobre los busca pero aunq no lo ve emite su sonido y tan feliz!!! algun dia me dira…. Mama como va a ver elefantes y leones aqui ?? Jajaja o lo peor quizas me encierre x loca!!!

  32. Mi sr. marido y yo, que somos muy vintage, descargamos un par de horas audio con cuentos… nada de tablets ni teléfonos, sencillamente la llave conectada al radio del coche y la carpeta con los cuentos puesta en loop. Cuando nos cansamos de los cuentos, pasamos a las anécdotas familiares, que para mi hija son como cuentos de la vida real. En la cajuela llevamos un “servicio” portátil por aquello de las emergencias de la enana.
    De anécdotas, hemos tenido pocas, pero la más célebre fue cuando la enana pidió usar el servicio en medio de una calle desértica, en pleno verano, sin rastro de una sombra a kilómetros, bajo el sol inclemente de la 1 pm y una temperatura ambiental de 32 grados centígrados. En esas condiciones tocó detenerse a la orilla de la carretera, ponerle su servicio portátil al lado e intentar hacerle sombra con mi propio cuerpo y un pareo por alrededor de la media hora que duró la pobre desalojando el contenido pestilente de sus intestinos.

  33. Un ovillo de lana de colores, con trozos que yo misma he ido liando, deslia, lia, deslia, lia eso en el primer trozo de trayecto, seguno trozo pegatinas y libro, busca arbol,pega arbol, busca bolso pega bolso.Ultimo trozo de trayecto tablet y asi se queda durmiendo un rato………uf que paz

  34. Mis viajes a tierrasanta son de mas de 900 kms (lo que es recorrer la península de sur a norte, literalmente), con buena hija de casi 2 años y buenperro de casi 40 kgs, todo ello en un coche “3 puertas”, toda una odisea!
    Hay tramos de tablet, otros de los grandes hits (cantajuegos, frozen, pablo alborán (el ojito derecho de la peque) incluso miliki!), charlas con varios muñecos, … pero lo mas entretenido (para ellos, no para mi y mucho menos para el buenpadre cuando va de copiloto) son los juegos que se traen buenahija y buenperro. Al principio era desesperante, toallita húmeda en mano e intentar que se hagan el menor daño posible, pero al tercer viaje ya acabé resignándome a que la buenahija llegaría de babas hasta el pañal, el buenperro con medio kilo menos de pelo y el buenpadre y yo con cada vez más ganas de conseguir trabajo cerca de casa…

  35. Después de probar con mil CD de música infantil, contar, cantar, lo que mejor funciona con mis 2 buenoshijos es….el ROCK!!! y es que lo llevan en la sangre, es ponerles Rock Fm, al Pirata y su Banda y sólo piden más fuerteee!”!!! y cuando se necesita tranquilidad un poco de Reagge!! Eso sí cuando lo que interesa es que no se duerman antes de llegar a casa, no hay nada mejor que ser escatológico y hablar de pedos y hacer ruidos!! Se mueren de la risa y…objetivo conseguido!!!!

  36. Tablet,palabras encadenadas,buscar Toros de Osborne,adivinanzas…. Se hace cualquier cosa y aún así,como no duerma un trozo,viene el “Cuanto falta?” o ” el pueblo está muy lejos” acompañado de lagrimones y vomitona Uffff que pereza viajar en coche!!!

  37. Nosotos no llevamos DVD,ni canta juegos. Aunque lo hicimos en su momento, tengo que reconocer. Ahora nuestros viajes son de 600 kms y, aunque hay una parte de siesta (siempre hay uno que se queda dormido) suelen pedirnos que les contemos cosas de cuando éramos pequeños o cuando empezábamos a salir su padre y yo. Entre eso y curiosidades históricas, los “cuánto falta” no es que no los haya, es que se oyen menos…..
    Besos

  38. Yo que soy de Málaga pero vivo en Madrid las escapadas a mi tierra son al menos 4 veces al año, y bueno, mi buenahija ahora de 3 años, desde el mismo momento que nació parece que le cogió fobia vomitona al coche, da igual la distancia que sea, desde 500km hasta 5km, vomita.
    Yo soy toda una experta ya en quitar la funda de la silla de coche, perdiendo la cuenta de las veces que ha vomitado, vaya donde vaya, si de compras al super de al lado, de visita a los abuelos paternos, de comida con la familia, vomita, vomita y vomita.
    Para los viajes cortos parece ser que la tablet acoplada al coche funciona, para los viajes largos la única solución es la Biodramina infantil, que en serio, no se si solo le pasa a mi buenahija, pero es dársela y ponersele los ojos como platos y no dormir durante todo el trayecto. Incluso una de las veces llegamos a Málaga y se puso a correr por todo el pasillo diciendo que había dragones ¡yo flipaba!, no se que le echaran a la biodramina, pero alucinar, alucina.

  39. Tierrasanta del buenpadre a 700 km!!! Empieza viaje con ilusion absoluta por compartir 24h cn los (buenos)suegros-abuelos primerizos de hijo unico, por suerte no me da tiempo a pensar en ello! Últimos viajes saliendo a las 5 de la madrugada, asi cuando el buenhijo se despierta cn suerte solo kdan 500 km!! Tablet, cuentos, juguetes, canciones y… COMIDA!! Cn un gloton como el buenhijo1 indispensable!! Ningun entretenimiento sufuciente para distraerle mas de 2h seguidas! Asi q nos conocemos a la perfeccion todas las estaciones de descanso del camino! Ahora ha aparecido el buenhijo2, tiene una semanita:-). Verems k tal el siguiente viaje! Me apunto el truco de la teta in itinere 😉

  40. Yo suelo viajar dos veces al año a Galicia… 800 kilómetros a tope con la buena hija… Como son 8 horas de viaje me llevó de todo… Aprovechamos la bandeja del asiento y jugamos a la plastilina.. Odio la plastilina, pero mucho mucho… Odio a quien la ha inventado y a Don Play Doh… Pero a la buena hija le encanta, así que acabó haciendo bolas de plasti y ella destrozándolas… Lo mejor es la decoración que se queda en la alfombra… La abeja maya estaría encantada de vivir en un sitio tan multicolor… Como he escarmentado no he vuelto a llevar la plastilina… Ahora sobrevivimos con la tablet, el móvil de la ama y escuchando en bucle durante 8 horas canciones en euskera… Un horror! Y siempre el mismo CD!!! Es pensar en el siguiente viaje y me dan escalofríos… Y además será con el recién llegado buen hijo… No se si cortarme las venas o dejarmelas largas… Ah y otro truco… Cebar a la buenahija a base de ositos de gominola, gusanitos, lacasitos y guarrerías varias! No falla!
    😉

  41. Pues sintonizamos una emisora que se llama Megastar y que pone música bacaluti a tope y nos ponemos a bailar hasta perder el sentido, el peinado y la decencia, mientras los buenoshijos muertos de risa nos miran fascinados!! Y los conductores cercanos más que fascinados horrorizados y así pasamos un buen e intenso viaje!!

  42. Nosotros viajamos mucho porque las familias están cada una en una provincia. Así que un día le di el gps, “hasta que no veas la banderita no hemos llegado”. Mano de santo, se queda encantada viendo el caminito azul y diciendo ahora por aquí ahora por allá. Eso sí, eso ha evolucionado a que necesitamos mapa para todo. Hoy mismo hemos ido a un bar y hemos tenido que esperar a que hiciera un mapa para llegar. Pero eso se lleva mejor que el ” cuánto queda?” cada dos segundos.

  43. Uufff!!! Yo tng dos… en una coincido contigo Laura. Es de hace un mes, fuimos a ver a la familia de Barcelona. Entonces ya ibamos loa 4 y a sabiendas de lo q iba a pasar, me dispuse a ir bastante apretujada entre las 2 sillas de los buenoshijos. La buenahija sabia q staria cada 2×3 pidiendome q le cambiara el cd, ahora cantajuegos, ahora frozen, ahora caillou… ahora la p… madre (uuy perdon) y el buenhijo con 3 meses q tenía, si se le caia el pete a ver quien se lo ponia… asi q ahi detras me pape el viaje!!! Un rato luego x bcn q subió el buenpadre (se habia tomado un par de birras, q suerteee) y conducía yo me dice… xo mamá como has podido ir ahi 3 horas y media??? Digoo aaaayyyy hijo mio cuanto rodaje te falta de hijosssss!!!
    Y la segunda fue hace año y medio (justa la edad q contaba la buenahija entonces) nos íbamos a Andorra y aun no disponiamos de los dvds portatiles q se cuelgan en los asientos. Asi q tomé prestado el de mi primo q no se enganchaba en ningún lado y con un par… lo lleve sujetandoselo a la buenahija hasta andorra para q viera lo q queria!!! Q te parece??? No me amputaron ese brazo cuando llegamos xq del frio q hacia lo deje de sentir del todo!!!
    Alli fue dnd decidimos coger un dvd portatil q se enganchara al reposacabezas y con mando mil chorras xa q no me molestara, lo q no contaba entonces es q la buenahija aun no llega a cambiar los cds asi q ahi tng q star con ella.
    Creo q sto no ha hecho mas q empezar, cuando el buenhijo quiera ver sus dibus y la buenahija los suyos… creo q tiraré x la ventana el dvd portatil este. Os aviso x si lo veis volando…
    Muaaks malasmadres

  44. Nosotros viajamos a Tierrasanta en avión. Desde que los buenoshijos van en su propio asiento (al cumplir 2 años) es todo más fácil gracias a las películas que les ponemos en el ordenador, se las ven de pe a pa encantados sin decir ni pío en todo el vuelo. Nunca pensé que podría volver a leer una revista en un avión! Y como echaba de menos el ajetreo, nos decidimos a tener un tercer buenhijo para amenizar más los viajes.
    Total, que en último viaje que hicimos a Tierrasanta (mellizos 3 años y buenhijo #3 de 2 meses) nos las prometíamos muy felices a la vuelta, cuando nada más cerrar las puertas del avión el buenpadre descubre que ¡se había dejado el portátil en el control de seguridad! No puedo describir el pánico que nos sobrecogió al saber que teníamos que afrontar las dos horas y media de vuelo sin nada para entretenerlos (salvo mi móvil) y con un recién nacido entre medias. Yo creo que habríamos sido capaces de secuestrar al comandante y obligarle a abrir las puertas para poder ir corriendo a por el portátil (si es que seguía allí) y tener un viaje en paz. Pero no lo hicimos, y las dos horas y medio de vuelo las vivimos minuto a minuto…
    Y recuperamos el portátil (para próximos viajes…)

  45. Siempre preparamos una maletita con actividades, pero acaban triunfando las temperas solidas y el block en el que pintamos lo que vamos a ver cuando lleguemos a nuestro destino, playa, nieve, familiares…

  46. Pues a las buenashijas de 6 y 4 años les encanta jugar a las palabras. Eligen una lletra y dicen palabras que empiezan por ella hasta que ya no se les ocurre ninguna. Entonces cambiamos de letra. Asi se pueden pasar horas!!

  47. Yo vivo a 200km de Tierra Santa, unas dos horas según el tráfico, así que lo que funciona es salir después de almorzar y que la buenahija eche una buena siesta. Cuando no ha sido posible hemos tirado de las canciones del BúhoTuo tuvo a bien pasarnos la Seño de la
    guarde. Dos horas escuchando esos hits se hacen muy muy largas, pero a la niña le gusta, así que es lo que hay.

  48. El último viaje fue un poco caótico, el buenpadre llegó a decir que hasta que los niños no fuesen adultos no iríamos a ningún lado, así que imaginaros!! El buenhijo1 se marea desde que era muy pequeño es una de las herencias que por ahora le ha dejado su santa malamadre jeje, espero que el buenhijo2 se libre. Lo de la pregunta de cuánto queda?? Creo que todos la traen en el disco duro y en modo repeat, es montarse en el coche y preguntar y así a cada dos por tres. Comenzamos con el veo veo que ves… Hasta que se agotan los objetos del coche, al menos un rato lo tengo entretenido, a todo esto el buenhijo2 empieza a llorar desconsolado porque se le ha caido el chupete, el buenhijo1 intenta sin exito desde la otra punta del coche ponerselo, el llanto cada vez es más desesperado, y el buenhijo1 empieza a gritar me estoy mareando!!! Noooo le grito espera que busque una bolsa, que para estos casos las del mercadona y el día que tienes a mano tienen agujeros… Al final tras hacer contorsionismo le pones el chupete al pequeño y le pides al mayor que mire al frente y que respire, todo esto intentando mo mirar hacia atrás porque al final seré yo la que necesite la bolsa… Cuando parece que todo está en calma decidimos empezar a contar alguna historia o un cuento, parece que funciona pero durante un ratito nada más, volvemos al veo veo es más divertido cuando el buenhijo1 decide elegir cosas del exterior, hay más variedad y se tarda más tiempo en descubrir, a veces me rindo y le digo por qué no te duermes un porquito? Lo que está claro que en casa no puede faltar la biodramina y el coche para las distancias cortas, al menos de momento.

  49. Pasarme 200km jugando a veo veo,con dos niños de 2 y 4 años, repitiendo las palabras señal semáforo y sus nombres toooodo 3l tiempo. Afortunadamente viajan mucho y muy bien.

  50. Hola, tengo la suerte de que buenhijo no vomita habitualmente. .. pero a parte de jugar al veo veo,ir cargados de juguetes,la música q le gusta, la tablet en la q tengo siempre un par de juegos descargados y no es necesario Internet y mil cosas más me ha tocado hacer de todo,algo q le gusta y le entretiene bastante es inventar cuentos entre los 3, el empieza y cuenta una parte, cuando se cansa voy yo, después malpadre y volvemos a empezar…
    Hay q rellenar 4 horas de viaje a menudo y no es fácil. ..
    Un saludo!

  51. En nuestro último viaje a la playa,cargados como si fuéramos a cruzar el estrecho: tres sillitas detrás con tres buenoshij@s, el maletero hasta los topes y…. Un cofre que nos hemos tenido que comprar tras la llegada de los buenoshijos 2 y 3 ( mellizos), nos dedicamos a hacer campeonato de cofres, ¡el que más cuente gana! A día de hoy, la buenahija 1 con sus 5 años recién cumplidos sigue gritando COFRE cada vez que vemos uno por la calle aunque vayamos andando, ya es una tradición

  52. Tengo un par de juegos para el coche, una bolsa busca-tesoros y un cuaderno de pintar con agua. No manchan y son súper entretenidos. También tenemos un dvd con canciones infantiles y cuando no suena nada nos vamos contando nuestras vidas, jeje. Sólo tiene 3 años, pero tiene mucha conversación 😛

  53. Ver los toros de Osborne, vacas, caballos y mucha comuda, aceitunas, galletitas, chocolatinas…

  54. Mi buenhijo1 llegó al mundo odiando el coche y lo peor es que vivimos en un pueblo y a diario teníamos que conducir y él con nosotros lógicamente, se ponía moraito del genio que echaba, llegué a perder la cuenta de las veces que tenía que echar el coche a un lado y bajarme a calmarlo en un trayecto de 10kms. Cuando iba sola con él tenía que llamar a la buenaabuela con el manos libres y que el niño la escuchara por los altavoces, eso funcionó un tiempo, luego pasamos a la tablet, pese a que yo era de las que pensaba que NUNCA le pondría dibujos para comer ni en el coche, eso sí los veía en inglés para mi consuelo. Con el tiempo para salir de viaje tiene que coincidir que tenga sueño para que eche una siestecita y poder hacer un viaje medio decente. Ahora soy bimadre desde hace 40 días y es montarla en el coche y callarse! Q maravilla pero tengo q mirar 20 veces el espejito para comprobar que la niña está ahí…

  55. “Another one bites the dust”, de Queen. Canción mágica. En serio, ¡¡probadla!! 😉
    Eso y gusanitos. Muchos.
    Ay… Freddy Mercury… cuántos lloros y malos despertares me has salvado… 🙂

  56. Nosotros jugamos a todos los juegos habidos y por haber. Cuando ya se empiezan a poner pesaditos hago el juego del silencio, el qué más tiempo este callado tiene premio. Esto no dura mucho, pero te da un respiro. Y cuando ya no hay nada que hacer, ni música ni juego que les entretenga, subo la música y a palabras necias oídos sordos. Me desentiendo y qué sea lo que Dios quiera!

  57. 700 km con la buena hija. Empezamos con canta juegos, frozen, el odioso caillou…pero la batería no es eterna (por desgracia), así que sacamos la maquinaria pesada: los chunguitos. Si…le encantan…pero sólo le gusta una canción. Así que entramos en bucle a lo largo de 300 km. Porque dormir, ni de broma. Pero por lo menos no se marea

  58. He sido capaz de jugar al ‘veo,veo,¿qué ves?…desde salida de Alicante hasta pasar Albacete con dirección Ávila.y lo mejor con los lloros de la de 4 porque dice que palabras con ‘k’ no se las han enseñado en la escuela y las consabidas explicaciones del buenhermano mayor de 8 años insistiendo que por supuesto hay palabras que se ven a través de la ventanilla del coche y que empiezan por la dichosa letra ‘k’. Hasta el mismísimo ‘k…’ Y hasta los mismos ‘k…’ Pues eso, pero no las diré.
    -A ver, chicas:’veo,veo’
    -¿Que ves?

  59. Es la primera vez que escribo, y creo que no queda mucho que decir…y eso que yo viajo en coche ENTRE ALEMANIA Y ESPAñA, así que merezco la agenda solo por eso. 😉 Os sigo desde hace un tiempo y en cuanto he visto que queríais regalar una agenda he pensado: es una señal, porque como malamadre que soy, la neurona ya funciona solo en plan ralentí. QUIERO LA AGENDA DEL CLUB, sí, eso es. juas juas, y todo lo que pueda recomendar seguro que ya lo han recomendado todas las malasmadres antes, algunos comentarios los he leído porque soy de las que se sienten mejor cuando otras cuentas anécdotas iguales -o peores- de la convivencia con los buenoshijos. Sé que no voy a poder recibirla, porque como vivo en Alemania, cositas como recibir paquetes se hacen casi inviables, máxime si son regalos de blogs. Qué puedo aportar más? las canciones con gestos, que como los cuentos, nos podemos inventar e ir renovando, que calman un rato, los juegos con imán, como puzzles o piezas que forman coches, barcos, o lo que más guste a los buenoshijos, pero con imán para que no se caigan; por supuesto la tablet, como aliviadas malasmadres que somos, cargada, con películas grabadas que sabemos que les gustan, yo la pongo encajada en el asiento delante de su silla; viajar cuando pensemos que se van a dormir al menos un rato -aunque esto no siempre funcione. Ir preguntándole y relatando todo lo que podamos ver a través de la ventana del coche, animalitos, vehículos, colores, matrículas, árboles… pero en fin, todo esto ya lo han contado. Juegos de “magia” con las manos, escondiendo cositas que de repente vuelven a “aparecer”; contar con ir haciendo alguna parada en putnos estratégicos que ya conocemos, como gasolineras con parques, que se canse un poco para con mucha suerte que se duerma un ratito… en fin, poco nuevo os cuento. Tampoco es nuevo que ME ENCANTARÍA RECIBIR VUESTRA AGENDA. 😉

  60. Lo primero que hago todos los años es donar unos euritos para que algún cientifico loco, descubra por fin la TELETRASPORTACION¡¡¡¡¡¡ Lo necesito¡¡¡ os imaginais meter los datos del destino y zas¡¡¡ en cuestión de milesimas de segundo, toda la tropa, con maletas, juguetes, bolsos varios en la playita¡¡¡
    Y ahora en serio,en nuestro coche lo que funciona es la música: dichosos cantajuegos, cuanto daño han echo a la humanidad; Miliki, Parchis, Enrique y Ana, ya veis, viejas glorias. Y lo que no falta nunca son los gusanitos, luego me encuentro restos de maiz hasta en el ómbligo, pero no importa, mientras se los zampan estan tranquilos.

  61. Lo mejor seria una mampara insonorizada que separase la parte delantera de la parte trasera del coche y…deja que berreen que es lo que les gusta!!

  62. Ni canciones ni leches! Un pedazo DVD, con trillones de películas y yo conduciendo!! Que se las apañe el PadreDesastre… Jajjajajajajajaaja

  63. Nosotros tenemos tierrasanta a casi 1200km… El primer viaje en coche con buenhijo1 con 15 días lo hicimos del tirón (parando cada 2h para teta y haciendo turnos para conducir…). Desde entoncesentonces, cuando vamos en coche lo hacemos con parada a dormir porque encima buenahija2 odia el coche…
    Nosotros tiramos mucho de canciones y juegos (tipo veo, veo) y os pongo dos más:
    Uno consiste en pedirse un color cada uno: buenpadre, buenhijo1 y yo. Y se van contando los coches que (aquí puede ser algo cada vez: los que cruzan en dirección contraria, los que nos adelantan, los que adelantamos…) Gana el que primero llega a un número (10, 20, 50, 100… lo que se quiera)
    El contaje al final se vuelve un poco lío, sobre todo cuando hay mucho tráfico, así que de la concentración y el lío de sumar tres listaslistas diferentes (de memoria sin apuntar nada!) se acaba durmiendo. 🙂
    El otro juego consiste en que se dicen entre todos cosas al azar que pueda haber por el camino: “coche amarillo, camión verde, árbol, avión, casa rosa, campo de girasoles, valla publicitaria, etc”
    El primero que vea toda la lista gana (si uno ve un árbol primero, los demás tienen que ver cada uno otro árbol diferente…). Como también exige concentración también se duerme 😉

  64. El mío no tiene problema en coche… Otra cosa es el tren … Desde que nació ha hecho unos cien viajes!!! Y todo es poco: lo más efectivo, peppa en el ipad…. Pero no pueden faltar galletas, gusanitos, agua, leche, etc etc…. Y coches, juguetes, … En un viaje nuestro compañero de asiento se fue a la cafetería después de que le tirara un trozo de plátano… Glup

  65. Primeras vacaciones con el buenhijo de 6 meses este pasado agosto después de tres horas en el coche (con paradas, por supuesto) se dio cuenta de que eso de viajar no le iba demasiado y decidió que preferia amenizaramenizar el viaje con sus dulces lloros… Después de probar con todas las canciones que me acordaba se me ocurrió empezar con cinco lobitos tiene la loba y esa fue la tonadilla que nos acompaño durante las dos horas restantes. A los tres cuartos de hora mi malamadre salió a escena y decidí probar la grabadora del móvil y a mi hijo le gustó igual!!
    Así que pudimos hacer el resto del viaje tranquilos 😉 Eso sí, desde ese viaje de los lobitos mejor ni oír hablar…

  66. Pero…. Echando más imaginación…. Un coche con 4G está muy bien ((la casa de Quiquiiii a portillo))) y hace muuucho que hay coches con tele para que los peques vean dibus… Pero, os imagináis un autobús como las limusinas para ir de despedida de soltera pero… Con guardería en la parte de atrás!!!!! Limusinas familiares con piscina de bolas…. Hamaquitas para la siesta, cielo estrellado, dispositivo ‘antimareos’…. Y para los papis… Bar de gintonic!!! Para el que no conduzca, ojo!! No sé qué le parecerá a la DGT……… Pero soñar es gratis…..

  67. #OnStarStories Hacer el pino puente desde el asiento del copiloto hasta dónde están los buenoshijos con el cinturón abrochado (por si acaso), para callar a uno con el chupete, a otro con ganchitos y a la mayor con galletas.

  68. Q buenooo jajajaja, lo peor es cuando se queda dormido el buenhijo en la silla del coche y todavía no controla el pipí durmiendo y caes tarde….yo cuando se pone en plan desesperado q no aguanta más el viaje me pongo a hablarle sin parar tonterías, lo q vemos al pasar y me doy hasta coraje de mi misma de lo pava y pesa q me pongo

  69. Da igual si voy yo sola conduciendo con los niños detrás, o de copiloto, porque el “buenhijo de otra madre” no dice ni mú. Me toca a mi entretener a la manada.Jugamos a no decir no/si, a marcas de coches, nombres de animales, veo-veo… Pero lo que más les gusta y entretiene es el calculo mental. Tal cual lo leéis, sí: para el Bienhijo3 sumas y restas (tiene 5 años…), para la Buenahija2 (8 años) sumas/restas/multiplicaciones/divisiones y para el Buenhijo1 (10 años) lo mismo pero más complicado. Evidentemente, una debe llevar la cuenta de lo que les va preguntando… y se les pregunta en fila (y, por tanto, atendiendo al nivel de cada cachorro). Todo sea por un viaje pacífico, y por mantener mis neuronas ocupadas y protegidas contra el alzheimer… Y en clase se nota que van entrenados.
    Ya veis: conductora, alimentadora, discjockey, matemática… (que conste que soy de letras). En una palabra, MALAMADRE en mayúsculas. Y a mucha honra.

  70. Viajamos bastante, y también en coche (en verano, 800 km). Da igual si voy yo sola conduciendo con los niños detrás, o de copiloto, porque el “buenhijo de otra madre” no dice ni mú. Me toca a mi entretener a la manada.Jugamos a no decir no/si, a marcas de coches, nombres de animales, veo-veo… Pero lo que más les gusta y entretiene es el calculo mental. Tal cual lo leéis, sí: para el Bienhijo3 sumas y restas (tiene 5 años…), para la Buenahija2 (8 años) sumas/restas/multiplicaciones/divisiones y para el Buenhijo1 (10 años) lo mismo pero más complicado. Evidentemente, una debe llevar la cuenta de lo que les va preguntando… y se les pregunta en fila (y, por tanto, atendiendo al nivel de cada cachorro). Todo sea por un viaje pacífico, y por mantener mis neuronas ocupadas y protegidas contra el alzheimer… Y en clase se nota que van entrenados.
    Ya veis: conductora, alimentadora, discjockey, matemática… (que conste que soy de letras). En una palabra, MALAMADRE en mayúsculas. Y a mucha honra.

  71. Viajar…no sé si estoy más cansada a la ida o a la vuelta y siempre pasa como los partos; increíblemente volvemos a repetir.
    Con dos buenoshijos de 3 y 5 años en la parte trasera del coche dando caña, hablando sin parar, peleándose, quejándose…lo que no me explico es como llegamos sanos y salvos.
    No pueden faltar las tv portátiles, juegos como veo-veo, adivinar el color del próximo vehículo, canciones, música…algún que otro collejón y mis gritos intentando poner orden.
    La técnica del buenpadre no tiene desperdicio… “portarse bien que en esos matorrales está la policía escondida” y los enanos pasmados buscando jajajaja
    Esto es un circo!!! 😀

  72. Ir pisando durante dos horas la línea del arcén de la carretera para que hicieran ruidos las ruedas.Nosotros llegamos con un dolor de cabeza tremendo,pero el pequeño Jaime llegó mas felíz que una perdiz!!!

  73. En nuestros viajes con 3buenoshijos atrás lo típico: pelis, canciones, más pelis, veo veo, matrículas… Cuando ya queda poco (media horilla) si se ponen pesados nuestro horrible secreto para aguantar el tirón: oídos que no oyen corazón que no siente. así que música a tope y to’ pa’lante.

  74. Mi niña es pequeña y la mitad del camino lo hace dormida, pero recuerdo que cuando nosotras eramos pequeñas mi padre nos hacia buscar matriculas con números capicuas, y decir palabras que comenzaran por las siglas de la matricula, también jugabamos a las palabras encadenados o al veo-veo, la cosa era tenernos buscando cosas por las ventanillas. Con esos juegos nos hemos hecho viajes de 5 y 6 horas sin dar demasido jaleo, y los pondré en practica en cuanto mi niña crezca un poco!!

  75. Tras muchos y fallidos experimentos,tengo yabla forma perfecta…Yo,encaja tb entre las sillas de buenahija1 y buenahija2,chupete en mano derecha,masajes en la cabeza a mi lado izuierdo, y como si en un concierto dandolo todo estuviera, a cantarnse ha dicho!se suelen dormir a los cinco minutos y aguantan un buen rato. Asi,me pongo delante junto a mi marido y cruzo los dedos para que nada se tuerza y podamos disfrutar de un viaje tranquilo de esos que ya casi parecen una ilusion ficticia…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X

La web del Club utiliza cookies para mejorar tu experiencia y hacerte ganar unos segunditos. Haz click en aceptar si estás de acuerdo. Aceptar Leer más