¿Qué quieres encontrar?

9
Diario de malamadre: resacón en el parque de bolas

Diario de malamadre: resacón en el parque de bolas

fichas-ameliabaena

Un fin de semana de Rodríguez con niño y buenpadre a cientos de kilómetros trabajando, ha acabado con un resultado demoledor: una resaca de las que hacen época. Y no bebí, que conste, que esta malamadre lo es mucho pero no bebe Gts. La agenda venía completa con la coincidencia de que tenía el combo súper el sábado: comida familiar+cumpleaños en parque de bolas con críos de no más de 3 años. Y sin buenpadre para hacer escapismo o activar la modalidad ‘madre pasota me siento a charlar y me hago la loca’ mientras el buenpadre suda la gota gorda deslomándose en la entrada del recinto bolil. No hubo suerte y las malas lenguas dicen que el pater family celebra en silencio que le tocara trabajar justo este fin de semana.

Niño, carrito, maleta de viaje (con mudas, mi muda, zapatos y mil y un coches de juguete más el kico nico a cuestas). Un delicia. Calor y humedad acariciando mi cuerpo y un pequeño gran hijo que a veces no quiere andar… Y sin buenpadre, repito, mi total admiración por las familias monomarentales y monoparentales y por las familias numerosas.  En el mejor momento de  la comida familiar, ese momento en el que el niño ha abandonado su timidez y se va con todos menos contigo, ese momento en el que aprovechas para hacerte la maceta mortecina en una de las sillas café en mano, ese momento en el que miras el reloj y hay que salir pitando para el cumpleaños. El bucle comienza de nuevo.

Con ganas de dejar al niño allí e irme al cumple sola (como lo oís), llevar el regalo y parlotear, la decadencia de esta malamadre no tiene límites, al final mi corazoncito me pudo y salimos como pudimos y bien arreglados en plan sherpa para el local con bolas. Local en el que lo pasé en grande hablando con todas las madres, eran malasmadres y nos reímos y nos atiborramos de cocktail de frutos secos como si no hubiera un mañana y quejándonos de lo cansadas que estábamos, que la queja sirve de catarsis y tiene mucho de positivo. Por suerte, el recinto de bolas en concreto no era apto para niños de la edad de Francisco y aunque el lloraba a través de la malla queriendo entrar, yo suspiraba de tranquilidad.

Cuando llegamos a las 0.00 horas a casa como dos Cenicientas tranochadas, un carrito, un globo y una maleta de viaje, el mando del garaje no abría, tuve que abrir la puerta a mano, pero ya nada importaba, estaba anestesiada. Metí al niño rebozado en chocolate y con la ropa en la cama, me desplomé en la mía y juré no envalentonarme tanto la próxima vez , aunque todos sabemos que habrá más próximas veces. ¡

FELIZ VERANO MALASMADRES y que la fuerza os acompañe!

Y vosotras, ¿còmo se os presenta el verano y las vacaciones si las tenéis?

Captura de pantalla 2016-07-24 a las 20.49.52

Han comentado...

  1. Moder main que jornada. Y ya le echas valor para volver a las 12 de la noche, que ya sabemos que ellos se levantan a la misma (puñetera) hora por tarde que se acuesten. Al menos tuviste tu ratito de malamadreo. Ya es lunes, descansa ????

    1. Me pillo en uno de esos días en los que uno se viene arriba y como dices al día siguiente después de un día sin siesta ni nada que se le parezca, arriba a la misma hora. Hoy puedo decir que estoy más descansada, ayer fue la muerte. Un beso y feliz lunes.

  2. Este fin de semana y tras colocar a los tres: el mayor con el buen marido, la mediana con la buena hermana y el pequeño con la buena madre he disfrutado de un fin de semana con las amigas. Algo que hicimos por primera vez el año pasado para celebrar nuestros 40 aniversario y que nos gustó tanto que lo hemos establecido como regla. Lo mejor las risas… lo peor cada vez que mi hijo mayor de 6 años le quitaba el móvil a mi marido y me llamaba para pedirme que volviera que su padre le estaba agotando las piernas…. ahora esperar a que pase un añito más y repetir y sentirte más malamadre que nunca!!

  3. Cada dos por tres ósea cuando en nuestra bendita Asturias hace sol me suelo venir arriba y me lanzo yo sola a la playa con el buenhijo. Toallas, Ropa de cambio, sombrilla, juguétes, merienda, etc. Siempre acabo renegando y recordando cuando sólo necesitaba una toalla y un libro y ahora tengo que convertirme en sherpa. ????????????

  4. Buena hija de cuatro años en camping sin tele ni wifi ni megas.malamadre llora sin consuelo

  5. Jajajaja! Me he reído mucho con tu post, es así la cosa, lo cuentas fenomenal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X

La web del Club utiliza cookies para mejorar tu experiencia y hacerte ganar unos segunditos. Haz click en aceptar si estás de acuerdo. Aceptar Leer más