¿Qué quieres encontrar?

7
Ellas hablan: malasmadres ♥ Rocío Ramos-Paúl

Ellas hablan: malasmadres ♥ Rocío Ramos-Paúl

Rocío Ramos-Paúl es nuestra invitada en el blog y no podemos estar más contentas. Licenciada en psicología y educadora de menores, muchas la conocéis por el programa ‘Supernanny’ donde nos enseñaba a dar pautas y corregir determinados comportamientos y hábitos de los buenoshijos. Hoy nos hablará de ‘La pareja en familia’, su último libro, y nos dará consejos para afrontar el cambio que supone la maternidad/paternidad en el seno de la pareja. Como apunta en él: “es fácil si sabes cómo disfrutar del cambio”. Y, además tendremos ‘Un gin con Rocío’, al final os lo contamos todo. ¡Os esperamos el próximo jueves!

Convertirse en padres nos cambia y cambia la relación de pareja, ¿qué nos sucede?, ¿qué juega en nuestra contra?

– De repente tenemos que reorganizar nuestra vida y hacer muuuchas cesiones. Principalmente de tiempo, del nuestro y por ende de las actividades que nos gustaba hacer y tenemos que sacrificar. Ahora pasamos el tiempo en el parque o leemos cuentos por la noche o programamos menús para toda la semana y es un triunfo encontrar un hueco para ir al cine o quedar a tomar algo con amigos un día de diario.

Defendemos en el club que tener hijos no significa dejar de tener nuestro tiempo, en pareja y a solas, ¿cómo podemos distribuir este tiempo sin malas caras?

– Con mucho esfuerzo por parte de los dos. A pesar del cansancio un miércoles está bien abrir un buen vino y tener una conversación (que no sea sobre los niños). Se puede salir a correr por la mañana a cambio de recoger a los niños por la tarde, mientras la pareja va a su grupo de tertulia…

– La negociación es fundamental en la familia, ¿qué consejo darías a aquellas parejas que no logran llevarla con éxito?

– Que lean el libro y lo pongan en práctica. Si somos capaces de negociar durante el día con el jefe, ¿por qué no con la pareja? Muchas veces simplemente nos dedicamos a discutir intentando dejar claro que tenemos razón, en vez de buscar soluciones a lo que nos ocurre.

Muchas veces pecamos de discutir sin llegar a buen término delante de los hijos, ¿cómo les puede afectar?

– Todas las parejas discuten, la que no lo hace es que no convive o no se comunica. Es interesantísimo evaluar cómo hacerlo: controlarse cuando el enfado contesta por nosotros, elegir qué temas son los que realmente merece la pena discutir, utilizar estrategias de comunicación dirigidas a resolver el conflicto…

Sólo cuando la discusión es tan frecuente que forma parte de la dinámica familiar tenemos un problema. Los hijos entienden que los padres discutan, aunque no les guste, existe un ejercicio estupendo para paliar los efectos que tuviera la disputa sobre los hijos: que vean la reconciliación de los padres. Cuando el hijo presencia la discusión pero también es testigo de la reconciliación y disfruta de la solución aprende a manejar situaciones de conflicto.

Las tareas del hogar es fuente de conflicto importante, esa búsqueda de la corresponsabilidad se hace muy complicado, ¿cómo hay que plantearlo?

– Siempre con negociación, es lo que toca. Solución: un Excel donde cada cual elija aquellas tareas que prefiere hacer (no olvidemos incluir a los hijos) y las que queden descolgadas, las más ingratas, habrá que sortearlas.

Eres seguidora del club, ¿en qué me momento te has sentido malamadre?, ¿qué anécdota has vivido que te haría merecedora de un tip del día?

– Muchas veces, por eso os sigo. Hacer el DNI al pequeño y que empiece a gritar y correr por la comisaría mientras la funcionaria me dice, es que a esta edad son terribles y pienso: “menos mal que no me ha reconocido”.

Y por último, una palabra que defina a la familia.

– El mejor proyecto vital en común que puedes plantearte.

Ahora un cuestionario rápido:

1. ¿Para qué comprarías el tiempo? Uff… para hacer las mismas cosas pero más despacio (y un rato para dedicarme a dividir el átomo sentada en el sofá).

2. Ese momento de la semana, para ti sola… (¿qué haces?) Cuidar mente y cuerpo.

3. Ese sueño/ meta que siempre está ahí y que algún día conseguirás… Jubilarme frente al mar.

4. Un lugar donde te perderías una y otra vez… Cádiz.

5. ¿Cómo te ves dentro de 20 años cuando los buenoshijos se independicen (esperemos)…? Recuperando mis hobbies/aficiones esos que abandoné cuando aparecieron los hijos y “reinventando” mi vida en pareja con nuevos proyectos.

6. Un consejo para esas madres que se culpan por no llegar a todo… La culpa no sirve, no deja avanzar. Llega hasta donde puedas, porque lo que te dejes seguro que no era tan importante.

Y vosotras malasmadres, ¿cómo llevásteis el cambio de pareja a familia?, ¿con qué obstáculos os encontrásteis?

‘Un Gin con Rocío Ramos-Paúl’

Rocío Ramos-Paúl será la encargada de protagonizar el próximo JUEVES 5 DE MAYO a las 19.00 HORAS el segundo encuentro ‘Un gin con…’ en el que hablaremos de la pareja en familia, de cómo afrontar el cambio cuando llegan los buenoshijos, de negociar, de distribuir el tiempo… ¿TE LO VAS A PERDER?

Y mientras aprendemos de Rocío y charlamos con ella podremos disfrutar de:

– Un delicioso catering a cargo de ‘Mission Wraps’ , deliciosos rollitos para disfrutar comiendo sano, perfectos para malasmadres sin tiempo. Cuidado porque son adictivos.

– Y por supuesto de un Gin o un cóctel riquísimo preparados por el nuestro bartender Óscar de Molina. ¡Por fin un gin-tonic rico que nos lo merecemos!

SI QUIERES APUNTARTE solo tienes que escribirnos a hola@clubdemalasmadres.com

Han comentado...

  1. Me ha encantado la definicon de familia que ha hecho rocio, no puedo estar mas de acuerdo.
    En mi caso con mi primer hijo nos costó a los dos mucho adaptarnos a nuestra nueva vida y nuestra nueva relacion. Pero a dia de hoy, recien venido al mundo nuestro segundo hijo, todo esta siendo taaaan distinto. Ya conocemos la situacion, sabemos como desenvolvernos, ahora somos complices de la nueva estructura familiar y la disfrutamos juntos formando equipo.
    La esperiencia es un grado!!
    Me encantaria acudir al gin con rocio, se pueden apuntar tambien los buenos padres?? Voy a ver si encontramos la manera de poder ir.

  2. El agotamiento, la falta de sueño la incertidumbre…hay que aprender a mirar a la pareja cada día con ojos nuevos. Aprender a levantarse, olvidar la mala cara que pusiste (o que puso él) ayer y plantearse el nuevo día como equipo. Es todo un reto pero merece la pena. Creo que la faceta de padre complementa a la de marido con el que un día me casé e intento recordármelo y recordárselo 🙂

  3. Es una pena porque no puedo ir, estoy segura de que va a ser super interesante.

    Un abrazo y felicidades por el.libro!

    Paula

  4. Compraré el libro! Para mí ha sido lo más difícil de la maternidad. Buen padre y yo, muchos años en pareja, con miles de hobbies comunes e individuales.. llega nuestro buenhijo al que adoramos pero ha sido complicado.. casi éramos compañeros de piso! Uno salía, otro entraba, uno cuidaba al hijo, otro hacía los recados, encima buenpadre perfecto malamadre total..discusiones..etc. y me daba una pena infinita! Hoy, casi 3 años después, es distinto, vivimos en familia y sacamos tiempo para nosotros solos.. para mí es fundamental, Gracias Rocío por tocar este tema, se habla poco de él!

  5. Jo! me encantaría ir… pero trabajando y con niños entre semana me es imposible (las 19h es la hora a la que llegamos a casa los niños y yo, el buen padre más tarde…). ¿Por qué no lo hacéis en finde para las malasmadres que tenemos jornadas laborales eternas de lunes a viernes?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X

La web del Club utiliza cookies para mejorar tu experiencia y hacerte ganar unos segunditos. Haz click en aceptar si estás de acuerdo. Aceptar Leer más