¿Qué quieres encontrar?

4
La culpa fue de la fatiga pandémica

La culpa fue de la fatiga pandémica

He decidido que todo lo que me pase malo a partir de hoy mismo será culpa de la fátiga pandémica. A mí lo de declarar a los cuatro vientos que soy Malamadre y “no soy superwoman” a estas alturas de pandemia ya no me sirven.

Que me levanto descentrada mandando a la porra la disciplina positiva en dos minutos cuando mis hijas no me hacen caso al “levántate ya” o “lávate los dientes”, culpa de la fatiga pandémica.

Que me miro al espejo y me veo más mala cara que los pollos del pryca, culpa de la fatiga pandémica.

Que llega la noche, el padre me hace arrumacos y yo me hago la dormida, culpa de la fatiga pandémica.

Que llega la noche y solo sueño con huir y que mis hijas se independicen, culpa de la fatiga pandémica.

Probadlo Malasmadres, me está funcionando en estas horas que llevo despierta. Uy! Un relax, una paz interior, un qué sé yo… Alguien tenía que asumir la responsabilidad de este cansancio extremo y estas ganas de que lleguen los extraterrestres DE UNA VEZ y nos lleven para siempre, solo a las madres claro. No estamos para compartir el más allá con nadie.

Pero bueno, como me da que esto de echarle la culpa a la fatiga pandémica no me va a durar mucho tiempo porque yo necesito ponerle cara al culpable, hoy me he puesto el disfraz de coach venida arriba y os voy a compartir mis secretos inconfesables de supervivencia, el elixir de que no esté encerrada en un manicomio y siga viendo la luz y hasta me levante cada día con energía y positividad.

Mis consejos de Malamadre

Consejo de Malamadre Jefa número 1:

No dejo el bueno para el final, para no haceros sufrir. El primer consejo de todos. La Reina de los consejos es: “reírte de ti misma”, Malamadre. De verdad, esto funciona. Porque libera carga y te hace fluir.

Consejo de Malamadre Jefa número 2:

Este lleva una técnica depurada. Al principio te notaras rara, pero luego le coges el gusto, ya verás. “Ponerte los cascos y hacerte la ocupada”. Que a lo mejor estás escuchando el podcast de Malasmadres o “la nada”, pero ojo que funciona. Porque cuando tus hijas te llamen, tú no tienes ni que hablar, señalas las orejas, ellas ven que tienes los cascos y que estarás en una llamada o escuchando un audio importante. A la quinta vez, ya ni te preguntan, ven los cascos puestos y se retiran… Vale, no siempre funciona. Pero si de 20 veces, funciona una, eso que te llevas para la buchaca.

Consejo de Malamadre Jefa número 3:

“Tirar la basura”. Este acto de fe ha pasado de ser el causante de conflictos nocturnos a ser un acto de liberación. Entre el reciclaje de vidrio, cartón, orgánico… Tienes todas las noches asegurado tu paseo nocturno. Coges la puerta sin mirar atrás alegando que eres la responsable del reciclaje en esta santa casa. Y adiós. Importante: alarga el paseo, vete al contenedor del barrio contiguo. Y respira.

Consejo de Malamadre Jefa número 4:

“Sufrir estreñimiento”. Sí, Malasmadres, para las que lo sufrimos en silencio es un horror y no es algo que te haga sacar pecho y gritar: “yo, estreñida”. Pero con el tiempo y la práctica del consejo número 1 acabas viéndole a todo hasta lo positivo. Tu familia tiene que estar implicada en el problema, haz una convocatoria en el salón para explicarles la hora al día que necesitas para estar bien. Nadie quiere convivir con alguien estreñido de por sí porque el humor cambia y la disciplina positiva no dura ni los dos minutos del “buenos días” por la mañana. Cuando lo consigues imagina la de cosas que es capaz de hacer una Malamadre estreñida encerrada en el baño una horita entera.

Consejo de Malamadre Jefa número 5:

Dice Borja Vilaseca que los eneatipos 1 cuando estamos a tope, nos da por limpiar. “Pasar la mopa” es mi hit, no soporto ver pelusas, así que el sábado por la mañana es un momentazo. Café en mano, cascos puestos y a disfrutar mientras le dices al padre: “juega con ellas tú que hay muchas pelusas. No, no me esperéis. Yo otro día”. Ya lo sé, vamos por el quinto consejo y estáis perdiendo la fe en mí, lo entiendo.

Consejo de Malamadre Jefa número 6:

“Hacer hipopresivos, ejercicios de fuerza, respirar, activar el suelo pélvico”. Al principio cuesta mucho, vamos que la primera vez que te dice Raquel: “siente tu suelo pélvico” no sabes de qué te está hablando. Pero la cuestión es: “agendarte contigo misma algo de deporte” y negocia con tu pareja porque ese es tu rato de mayor cuidado para ti y para ellos. A mí me da paz y equilibrio y durante ese rato desconecto de verdad, fluyo. Además luego estoy como zen y todos lo agradecemos.

Consejo de Malamadre Jefa número 7:

“Darme a los libros de autoconocimiento y desarrollo personal sin fin”. No he leído más de esto en mi vida. Os digo algunos: El hombre en busca del sentido, El monje que vendió su Ferrari, Libres, fuertes y nómadas y el que estoy terminando Los cuatro acuerdos. Voy a hacer un post solo de estas lecturas.Yo no soy nada mística, soy intensa emocionalmente, pero me ayudan a estar más positiva y agradecida a la vida, pese a todo lo que estamos viviendo. ¿Qué como leo? Pues leed consejo 2, 4 y 5. Porque yo muchos los escucho en Storytel.

Consejo de Malamadre Jefa número 8:

“Desconectar el móvil”. Me he puesto un límite de tiempo en redes sociales. No lo estoy cumpliendo la verdad, pero me hace ser más consciente y eso ya es un paso. Hay que apagar el móvil, no contestar los whatsapp al momento, algunos se me sepultan, dejar de abrir instagram compulsivamente. Y no pasa nada. Detox digital fundamental para hacer frente a la fatiga pandémica, estar presente y buscar el equilibrio. Ommm!

Consejo de Malamadre Jefa número 9:

“Huir”. Ay Malasmadres, lo que me cuesta poner un pie detrás de otro solo lo saben las Malasmadres que no corren, huyen como yo. Pero es que claro, en tiempos de confinamiento, es la única excusa posible para irte SOLA un rato. Es cansado, y más con mascarilla, no nos engañemos, pero compensa. Y si no anda. Y si puedes, sin mirar el móvil. Y si no, vete a hacer la compra en soledad o quédate un rato en el coche en el garaje cuando llegas de trabajar. Pero huye un rato. La huida es necesaria.

Consejo de Malamadre Jefa número 10:

Y por último: “quejarme”. Esto también es importante. Y liberador. Porque ante las injusticias, las incoherencias, las noticias o el día a día o te quejas un poquito o no hay manera de encontrar la paz interior. Claro, siempre podemos estar peor o siempre va a haber alguien peor que nosotras, pero hay que quejarse y no sentirse culpable con ello. Si te quejas con el consejo número 1, con humor, mejor que mejor. Y elige bien con quien te quejas. Alguna Malamadre que te entienda de verdad.

¡Ah! Que me falta un consejo, con lo bonito que me había quedado lo de 10 consejos.

Consejo de Malamadre Jefa extra

Después de este año tan intenso, de tercera maternidad, de sobrevive como puedas, la pareja ha quedado en tercer o cuarto plano y no puede ser. Buscar momentos juntos nunca fue tan difícil. Por eso hemos retomado “ver series”. Lo teníamos abandonado el padre y yo, pero ayuda a tener nuestro rato. Aunque haya días que no, es un aliciente para enfocar el final del día y ese rato en soledad. Muchas veces con Lucía en la teta, pero mira ya hemos visto “Gambito de dama” y estamos con “Antidisturbios”. Una yo, una él. La próxima of course “Los bringenton”.

Y ahora te toca a ti Malamadre, cuéntame cómo haces frente a la fatiga pandémica, culpable de todos nuestros males.

¡Resistiremos pero como Malasmadres!

Han comentado...

  1. Arriba el humor ! Y como dice Amparo con los Bringenton vas a encontrar otro ratito ( muy bueno) para ti en soledad pq eso el padre no lo va a soportar jajaja

  2. Cuidao con los “Bringenton” que el buen padre se te va a quedar frito en el sofá 😂

  3. Me encanta! Gracias por tomarte todo esto con humor y dar un poco de luz.
    La próxima, por favor, para malasmadres que no cuentan con buenpadre, ni con buenosabuelos. Que curran y sobreviven solas anhelando arrumacos que no existen. Ni de broma me hacía yo la dormida! Jajaja
    Eso sí, suerte que ya los 2 buenoshijos tienen edad para poder reciclar en soledad…:)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

La web del Club utiliza cookies para mejorar tu experiencia y hacerte ganar unos segunditos. Haz click en aceptar si estás de acuerdo. Aceptar Leer más