¿Qué quieres encontrar?

15
La infertilidad, cómo acompañar y romper tabúes

La infertilidad, cómo acompañar y romper tabúes

En 2012, un grupo de mujeres que vivíamos la infertilidad en la soledad de nuestras casas, pensando que éramos las únicas, nos encontramos en internet. Buscábamos soluciones y consejos a nuestros problemas, y lo que hallamos fue el apoyo incondicional de otras mujeres que saben por lo que estás pasando.

Encontrarnos y reconocernos juntas como pacientes infértiles, fue un soplo de aire fresco, un regalo que nos hizo la vida. Y desde el principio sentimos que eso no podía quedarse ahí, en un grupito de amigas ni en un foro. Teníamos que devolver a la sociedad ese regalo que la red nos había hecho y compartir todo lo que teníamos para ofrecer en materia de infertilidad. Éramos pacientes luchadoras, que queríamos dar voz a mujeres como nosotras, con derechos y sentimientos, hambrientas de apoyo e información sobre nuestro problema, en busca de un reconocimiento social de una enfermedad como es la nuestra.

La infertilidad, cómo acompañar y romper tabúes

*Podéis seguir a la Asociación Red Nacional de Infértiles en Facebook, Twitter, Instagram y en su web.

El nacimiento de la Asociación Red Nacional de Infértiles (RNI)

La Asociación Red Nacional de Infértiles (RNI) nació para dar visibilidad a la lucha de cientos de miles de parejas que transitan cada año este camino en España. Aspirábamos a ser el agente social que faltaba en la ecuación. Teníamos médicos, científicos e instituciones, pero nos faltaba la voz de las pacientes.

Costó poner todo esto en marcha porque tuvimos que romper muchas barreras, la primera la del tabú, pero hoy miramos atrás con el orgullo de haber acompañado a muchísimas mujeres en un camino que es igual de angosto pero más llevadero, con el apoyo del entorno y de una conciencia social que intentamos generar.

Red Infértiles es una asociación nacional de pacientes con problemas reproductivos que trabaja por visibilizar la infertilidad, una enfermedad de la que se habla mucho pero siempre desde un prisma ajeno.

Sabemos que un importante porcentaje de la población tiene problemas para tener hijos, pero nunca pensamos que podemos formar parte de ese puñado. También hay una tendencia a pensar que, si eso sucede, iremos a una clínica de Reproducción Asistida y saldremos de allí con un bebé y no es así.

Uno de los grandes objetivos de nuestra asociación es acompañar a las pacientes en este camino largo, duro e incierto en el que normalmente, la pena, el enfado, el miedo, la tristeza o la rabia te te acompañan, siendo muy difíciles de gestionar por una misma.

Otro de los grandes objetivos, la divulgación y la difusión de este problema cada vez más extendido en nuestra sociedad. Es necesario romper barreras y acabar con todos los tabúes que existen sobre la infertilidad. Esta enfermedad existe y hay que hablar de ella con naturalidad.

Información y prevención, la asignatura pendiente de la fertilidad

La sociedad afortunadamente ha evolucionado y, con ella, el rol de la mujer. Actualmente estudiamos, trabajamos y tenemos otras prioridades antes de tomar la decisión de ser madre. Pero esta evolución no es la misma biológicamente. Los científicos dicen que a partir de los 35 años la fertilidad de las mujeres disminuye drásticamente, y a los 40, tendrá menos de un 5% de posibilidades de tener un hijo.

A pesar de que estos datos están más que probados, la sociedad vive de espaldas a esto, pensando que las mujeres podrán afrontar la maternidad de forma natural cuando se lo propongan. En los institutos nos enseñaron, en aquellas charlas, a cómo no quedarnos embarazadas, pero se les olvidó explicarnos cómo hacerlo, llegado el momento.

Desde nuestra asociación nos parece fundamental la información sobre todo lo que rodea a la fertilidad, para que una mujer pueda posponer su maternidad, pero de forma responsable. Es decir, preservándola mucho antes o planificando de otra manera su proyecto reproductivo.

La infertilidad, cómo acompañar y romper tabúes

Universalización del tratamiento de la infertilidad

Por otro lado, en Red Infértiles trabajamos para que nuestras asociadas puedan acortar la brecha de acceso a los tratamientos, así como para allanar un camino de muchos obstáculos a las pacientes que se encuentran con un problema de fertilidad que les impide cumplir su sueño de ser madres.

Por eso, además de tener acuerdos con muchas clínicas de nuestro país, la Asociación ha creado un “grupo de apoyo secreto” en el que muchas mujeres [y hombres] comparten experiencias y sentimientos para sentirse más acompañados.

Además, Red Infértiles cuenta con un servicio de psicoterapia, algo muy necesario cuando se está pasando por un proceso con tanto coste emocional.

Nuestros Cafés de los Sueños son seguramente nuestra herramienta más popular. Son encuentros absolutamente informales, donde no hay ninguna regla, ni charla programada, sólo queremos encontrar un momento de relax para hablar entre personas que han sufrido o sufren de infertilidad.

Madres Invisibles: cara a cara con la infertilidad

Las madres invisibles somos madres de la ilusión y la esperanza. Madres de cada negativo, de cada vuelta a empezar; de la fuerza que vuelve sin saber de dónde, madres de cada mirada triste y de cada «ya llegará». Madres de todo el amor que siempre espera.

“Madres Invisibles” es nuestro último y ambicioso proyecto en la asociación. Se trata de un largometraje documental que recoge, a través del testimonio de una mujer, el relato de muchísimas mujeres que han sufrido o siguen sufriendo esta enfermedad.

La infertilidad es una enfermedad como cualquier otra, pero la sociedad no la acepta como tal. Esto debe cambiar. Eliminemos estigmas, visibilicemos y demos difusión a la infertilidad.

Y vosotras Malasmadres, ¿os ha parecido interesante este post?

Han comentado...

  1. Gracias por el post.Es muy importante sentirse acompañada en este proceso, poder leer que no eres la única y que este proceso acarrea un tremendo desgaste emocional, físico y económico.

    En mi caso llevo desde los 32 años en diversos procesos FIV sin éxito, con una enfermedad autoinmune a cuestas y sufriendo 3 embarazos ectopicos..ahora con casi 40 años he llegado a un punto en el que no se si todo esto ha merecido la pena o si merece una oportunidad más, quizás la última..

    En fin..animo a todas!! Y gracias

  2. Yo he sufrido lo q se llama infertilidad secundaria. Mi primer hijo llego mas o menos rápido y casi sin pensar pero el segundo ha tardado 3 años en llegar. Abortos, embarazos ectopicos, inseminaciones, in vitro sin ningún embrion sano tras dgp,… creo q me ha pasado prácticamente de todo pero finalmente lo he conseguido y mi milagro tiene casi 11 meses.
    En estos 3 años de ansiedad, desesperacion, lloros,…, me he sentido tremendamente sola porque parece q eres menos mujer por no conseguir lo q las demás consiguen casi sin pensar. Me acomplejé bastante con esto y no soy una mujer especialmente insegura pero cuando estas en reuniones y todas se van quedando menos tú, con toda la mochila q llevas detrás y sin poder decir nada por vergüenza o porque pocas t entienden, es muy duro. He buscado un millón de veces, comentarios en internet para sentir q yo no era la única q tenía estos sentimientos de necesitar tener un segundo hijo, me sentía culpable porque hay muchas mujeres q no pueden tener ninguno pero no podía evitarlo y anhelaba y esperaba algo q no existía. Las experiencias de otras q estaban en mi misma situación era lo único q me ayudaba, porq como he leído por ahí, los comentarios, eran bastante desafortunados, en su mayoría por desconocimiento, gracias a Dios, pero te dejaban tocada igualmente. Me prometí que si alguna vez lo conseguía, iba a escribir en alguno de esos foros para ayudar a otras mujeres q estén pasando por situaciones como la mía, o para intentar dar un rayito de esperanza entre tanta tormenta. Me quede embarazada recién cumplidos los 43 con ovulos propios así q si se puede. Ánimo a todas, no estáis solas!

  3. La realidad es que hay muchos casos y la mayoría no lo saben hasta que se ponen a por los hij@s.. el problema actual es que por trabajo, ritmo de vida, etc. se intenta tener hij@s cada vez más tarde, reduciendo las posibilidades y como digo si tienes problemas y lo desconoces muchas veces ya se llega tarde…

    Buen artículo…

    Besos!

    Anabel

  4. Hola Malasmadres,
    Muchísimas gracias por este y otros posts que he leído. Me he sentido muy identificada con lo que ponéis. Toda la vida crecemos pensando en cosas tipo “cuidado que antes de llover, chispea…”, o con un descuido se quedó embarazada.. Y cuando llega el momento ves que no es tan fácil. En nuestro caso siempre fui un mar de dudas, nunca tuve el “instinto” que supuestamente tenía que sentir. Pero conforme fue pasando el tiempo, nos paramos seriamente a pensarlo. Pasados los 30 teníamos decidido que sí, aunque laboralmente y personalmente no fue el momento (pasé por un trastorno adaptativo mixto por muchas razones) y primero quería estar bien. Cuando nos pusimos al lío ya tenía 33 y pandemia de por medio. Fue pasando el tiempo y me planté con 35 sin éxito y con una miomectomia de por medio (según el ginecólogo ve todo normal, pero es lo único que podría generar infertilidad). Es verdad que todo el mundo dice que lo normal es tardar más de un año.. Pero la espera se hace larga, ves que va pasando el tiempo y que nada es como lo imaginabas, que no es tan fácil como toda la vida llevas pensando que es. Y que además, es la primera vez que me hacen sentir vieja en la vida. A partir de los 35 eres ya otra franja de edad, otro tipo de mujer… Escuchas muchos comentarios de mujeres de tu alrededor: “si es que no teníais que haber esperado tanto” o “nunca es buen momento, es mejor ser joven”. Pero para mí, mi momento fue cuando lo decidimos, fue cuando me encontré bien, fue cuando quise más que nunca formar una familia. No sé cuánto durará mi proceso ni a lo que me tendré que enfrentar, solo sé que no quiero sentirme culpable cada vez que me viene la regla. No nos enseñan a esperar y a disfrutar de un proceso que en tu mente no era tan largo ni tan estresante. Mucho ánimo a todas. Gracias por este espacio.

  5. Gracias. En mi caso es raro y creo que también de alguna manera importante… y es que yo no soy infértil. Pero “no puedo tener hijos” porque mi marido es infértil. Y es algo que choca mucho y no parece… aceptado por la sociedad. Cuándo comentamos en nuestro grupo cercano que no podíamos tener hijos todos me miraron a mí, me dijeron cosas como “bueno vete a esta clínica y ya está, en tres intentos seguro que te quedas”, “sólo tienes que dejar de pensarlo” “una noche loca” y cuando dijimos que era mi marido el que era infértil aún me miraron a mí (como si eso fuera inaceptable) y me dijeron “pues date prisa porque se te pasa el arroz”… ni más que decir que hemos intentado ya un par de métodos, aconsejados por los doctores, pero nada. Nos queda el in vitro por intentar pero con Corona estos dos años ha sido complicado donde resido. Y luego está el comentario de “pues adopta” como si adoptar fuera también tan sencillo 🙂 Supongo que sabéis de lo que hablo. Algunos me han hasta dicho que me vaya de juerga sin decírselo a mi marido o.O En fin… cada mes cuando llega la roja es una llorera.
    Gracias por dar voz. Lo cierto es que en nuestro caso nos hemos encontrado muy perdidos, muy cansados y muy tristes. Y poco comprendidos en general. Como si fuera un tabú. Duele.
    Así que gracias por dar voz.

  6. Me sorprende…ayer dejé un mensaje y hoy no está…y el caso es que al principio de este post se indica…”la infertilidad, cómo acompañar y romper tabúes”.

    Creo que no están queriendo romper tabúes, están queriendo ganar lectores. MAL “malasmadres”.

    1. ¡Hola, Malamadre!

      Cuando publicas un mensaje automáticamente tú lo ves pero hasta que nosotras no lo validemos no será público, es posible que eso es lo que haya pasado.

      Normalmente hacemos públicos los comentarios que no son despectivos, sin faltas de respeto, sin publicidad engañosa, sin nombrar a doctores o doctoras, sin teléfonos, mails, etc. Si tu comentario cumple con alguna de estas situaciones es posible que por eso no lo veas.

      Por último, a veces tardamos un poco más en validarlos todos, es que hay muchos y necesitamoss nuestro tiempo, supongo que lo entenderás 🙂

      Igualmente, mil gracias por participar, seguro que tus comentarios son de gran ayuda para otras Malasmadres.

      GRACIAS!!

  7. Me encantó este post, demasiado acertado y muy importante divulgar que el tema es muy amplio y sumamente necesario de tener en cuenta

  8. Me ha impresionado el piloto. Está plasmado a la perfección. Enhorabuena por el proyecto. Yo soy una de esas personas a las que ayudasteis a través de Twitter a sentirme menos sola y superar cada paso. Todo mi apoyo.
    Gracias malasmadres por visibilizar algo que marca la vida de muchas de nosotras

    1. ¡Qué bien! Muchas gracias a ti por seguirnos y por dejar tu comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *