¿Qué quieres encontrar?

24
Malasmadres on tour: ¿escapadas sola o en familia?

Malasmadres on tour: ¿escapadas sola o en familia?

Seguimos con la casa en cuarentena, menudo virus hemos cogido… Solo me apetece recuperarme y marcharme a una isla desierta coco en mano. Como de momento me parece que no es posible, una escapada antes de Navidad sí que me apetecería, con el buenpadre y a un lugar donde no haya cobertura, rodeada de naturaleza por ejemplo. Hoy tomo nota de los destinos que nos propone Sandra de Homeaway España, ¡No os perdáis este post y contadnos vuestras sugerencias!

sandra garcia del rio

¿Qué tal habéis pasado el veranito?

Espero que hayáis disfrutado un montón y recargado pilas para todo lo que nos espera… Yo como ya os comenté, este verano, he optado por Ibiza como destino para pasar las vacaciones familiares. Nos lo pasamos genial, descansamos (unos más que otros), y sobre todo aprovechamos el tiempo para hacer cosas juntos, que como ya sabéis, el resto del año es bastante complicado. Ahora, ya de vuelta y metida en la rutina del día a día, el trabajo, la casa, y lo mejor de todo: ¡la vuelta al cole!

¿Qué me contáis de este trauma postvacacional?

Vuelve de vacaciones, vacía los armarios, compra la ropa del cole, descarta lo que ya no les vale, vuelve a ordenar los armarios, busca las mochilas y saca lo que se quedó olvidado dentro en junio, prepara los libros y espera con paciencia ese que aún no ha llegado, reza porque el código de los libros sea exactamente igual al que pidió el colegio, no los forres hasta que lo confirmen, y cuando lo hacen empieza a sudar peleándote con el plástico que deja infinitas burbujas, por no hablar de las actividades extraescolares y la logística que conlleva, y todo esto mientras tú estás intentando superar la vuelta al trabajo y dedicas tu tiempo a leer emails infinitos intentando recordar en qué consistía cada tarea o proyecto. En resumen, una maravilla de días.

MALASMADRES_VUELTAALCOLE-01

Escapadas para superar la vuelta al cole

Así que he decidido que necesito una escapada aprovechando alguno de los próximos puentes (eso sí económica, que después de tanto material escolar y ropa no da para mucho más), para descansar de este período de vértigo y no morir en el intento. Así que como de costumbre os propongo algunos destinos para “escapadas anti vuelta”, ¡espero que disfrutéis de la terapia!

Destinos nacionales

1. Cantabria

Este destino es ideal para recargar pilas, repleto de naturaleza, cultura y playas, aunque no sea tiempo de bañarse un buen paseo por la playa siempre es perfecto para desconectar.

En Santander la península de la Magdalena, regalo de Alfonso XIII a la ciudad, es un espacio natural maravilloso para visitar y disfrutar en familia. Un pueblo con mucho encanto y repleto de edificios históricos es Santillana del Mar, además hay un Zoo con un jardín botánico en el que se pueden ver especies en peligro de extinción como los orangutanes o los tigres de Sumatra. El Parque de la Naturaleza de Cabárceno es un espacio increíble que ofrece un plan de educación ambiental, ¡un plan más que perfecto!

Llevadles a ver las impresionantes formaciones geológicas de las múltiples cuevas, a destacar la Cueva del Soplao.

Y como no, para ver la naturaleza en todo su esplendor acercaros a Fuente Dé, dentro de los Picos de Europa, si hace buen tiempo incluso y aún está abierto, podéis coger el teleférico y admirar el paisaje a más de 1800 metros de altura.

*Puedes ver los alojamientos aquí.

2. Grazalema, Cádiz 

Este pueblo forma parte de la Ruta de los Pueblos Blancos, está situado en la zona de reserva del Parque Natural Sierra de Grazalema y cuenta con el índice de pluviosidad más alto de la mitad sur peninsular. Dentro del parque podéis disfrutar de rutas de senderismo y del contacto con la fauna y la flora en su entorno privilegiado.

A 5 minutos en coche está la fábrica de mantas donde se realizan de forma artesanal y un poco más lejos la fábrica de queso Payoyo dónde los niños pueden ver cómo se elabora y degustarlo.

También muy cerca se encuentra Ronda, ciudad monumental con sus murallas y puertas islámicas, la plaza de toros reconocida como una de las más antiguas de España y el Tajo de Ronda, una garganta de 500 metros de longitud y 100 de altura que ofrece unas vistas impresionantes.

Como veis este es otro destino perfecto para disfrutar de la naturaleza y desconectar.

*Puedes ver los alojamientos aquí.

3. Valle del Baztán, Navarra

Volvemos al norte de España y a un lugar ubicado en plena naturaleza que para mí es perfecto para recargar pilas y disfrutar de su gastronomía… ya habrá tiempo para dieta después. Este valle está situado en el norte de Navarra, conocido como la Suiza Navarra, con un paisaje más que idílico y repleto de pueblos y caseríos.

Podéis realizar varias visitas guiadas a las queserías Kortaira y Jauregia, al Palacio de Jauregia, al Molino de Amaiur y a los lugares que Amaia Salazar recorre en la Trilogía del Baztán de la escritora Dolores Redondo.

No dejéis de visitar lugares tan espectaculares como el Infernuko Errota, los embalses de Leurtza, las Cuevas de Sara, la Cascada de Xorroxin, de Urdax y de Zugarramurdi (conocida por la famosa película de las brujas), el Mirador de Ziga, y realizar un viaje en el tren de cremallera de Larrún que te lleva a la cima de la montaña: esde arriba se puede ver el País Vasco, Navarra, la costa francesa y hasta Inglaterra, un sitio ideal para ir con niños.

Y con tanta visita estaréis hambrientos, así que disfrutad de la maravillosa gastronomía de la zona que os lo habréis merecido.

*Puedes ver los alojamientos aquí.

4. Tenerife, Canarias

Si todavía te quedan ganas de calorcito y playa, este es vuestro destino.

Llevar a los niños a los tiempos en que las costas canarias estuvieron bajo amenazas de piratas y corsarios y llevadles a ver las múltiples torres defensivas y los pequeños castillos que se utilizaron para defender las playas y los puertos como el Castillo de San Felipe o el de San Miguel donde también encontraréis una exposición sobre la histórica erupción volcánica que destruyó el pueblo. Otro plan de lo más espectacular es navegar entre ballenas y delfines entre la costa sur de la isla y la Gomera en uno de los barcos autorizados para ello.

Para que sientan como gigantes llevadles a Puerto Chico, un parque temático que dispone de una selección de maquetas para guiaros por un recorrido por el archipiélago. En Loro Parque podréis disfrutar de una exhibición de fauna y su conservación, impresionante el acuario y el hábitat antártico con sus pingüinos. Otro parque famoso por su programa de aves rapaces es el Jungle Park. Y para viajar a las estrellas y descubrir planetas visitad el Museo de la Ciencia y el Cosmos de la Laguna.

Y como no, visita obligada a la montaña más alta de España, el Teide. Allí se sentirán como auténticos vulcanólogos descubriendo parajes sacados de otro mundo. Y no os preocupéis, hay un teleférico para que pueda subir toda la familia en unos minutos.

*Puedes ver los alojamientos aquí.

Destinos internacionales

1. Alentejo, Portugal 

En Alentejo encontramos múltiples pueblos de interior que son perfectos para desconectar, podemos pasear por sus montes y navegar por sus ríos y embalses alquilando una embarcación sin necesidad de tener licencia. También podéis acercaros a la costa para ver el Atlántico en toda su magnitud.

En Évora, la capital del Alentejo, se encuentran los restos del templo romano de Diana, diversos Palacios, la Catedral y el empedrado de calles y plazas, y el Café Arcada, una pastelería de la que vuestros hijos no querrán salir.

Monsaraz destaca por sus casas blancas, por su Castillo y por el Pantano de Alqueva, el más grande de Europa.

Badoca Safari Park, en Santiago de Cacém, es una especie de reserva habitada por diferentes especies de animales. Aquí podréis ver cebras, jirafas, tigres, linces, búfalos, jabalíes o canguros como si se tratara de una auténtica sabana africana.

Y sobre todo disfrutad de las tradiciones locales y de una buena comida en una de las plazas de los pueblos. Si tenéis ocasión de acercaros a la costa, los atardeceres son incomparables.

*Podéis ver los alojamientos aquí.

2. Dublín, Irlanda

Dublín fue fundada en el siglo IX por los vikingos, es cuna de grandes escritores y destaca por su gran actividad cultural y musical, así que no os aburriréis, eso os lo aseguro.

El Museo Leprechau está dedicado a los gnomos celtas que habitan en los bosques, pelirrojos y con sus trajes verdes. Para conocer las raíces de la ciudad acercaos a Dublinia, una exposición interactiva que explica la historia desde la época de los vikingos. Otra opción es realizar un tour celta para conocer las ruinas antiguas abadías y todas sus historias y leyendas.

Podéis descansar un poco en el parque St. Stephen’s Green y ver el gran lago con sus cisnes y gaviotas y luego ir a Merrion Square donde encontraréis los museos de Historia y arqueología, de Historia natural y la Galería Nacional. En el Phoenix Park se encuentra el Zoo, considerado el más grande de Europa. También tenéis la posibilidad de realizar un pequeño crucero por el río Liffey para ver Dublín desde el agua y subiros a la noria para verla desde el aire.

Y ha llegado el momento de las compras, no dejéis de visitar 0’Connell, Grafton Street y Temple Bar. Para terminar, una Guiness para los papis no estaría mal…

*Podéis ver los alojamientos aquí.

3. Lyon, Francia

Lyon está situada en el sureste de Francia y la atraviesan dos ríos el Rhone y el Seone, uno verde y el otro marrón

Es la ciudad perfecta para ir en bicicleta, está llena de carriles bici y es bastante llana. Hay bicis públicas que te costarán 1 euro al día aproximadamente, este plan es para niños no tan pequeños. En el Vieux Lyon se puede coger el funicular que sube a la Basílica de la Fouvière, desde dónde disfrutaréis de unas magníficas vistas de la ciudad y ¡sorpresa! al lado hay un teatro romano en el que volveréis atrás en el tiempo.

El Museo de las Miniaturas y del Cine los niños se quedarán con la boca abierta con la colección basada en técnicas de efectos especiales de películas, sólo deciros que hay un C3PO de Star Wars en la entrada…

El Parque de La Tête d´Or es impresionante, con su lago y sus ocas y patos donde se pueden alquilar barcas de pedales, también hay un jardín botánico y un pequeño Zoo lleno de fauna africana, y lo mejor, es gratuito. Los fines de semana en este mismo parque se puede disfrutar de espectáculos de guiñol, aunque también os recomiendo un pequeño teatro llamado La Ficelle en la Croix-rouge, os divertiréis todos como enanos.

*Podéis ver los alojamientos aquí.

4. Nápoles, Italia

Y si todavía te apetece un poco de bullicio y conocer la cuna de la pizza, este es tu destino.

En la Piazza del Pebiscito podéis ver el Palacio Real, la Basílica de San Francisco de Paula, el Palacio de la Prefactura y el Palacio de Salerno, y después podéis sentaros a descansar y a comer un helado en la plaza. El Cristo Velato de Sanmartino se encuentra en la Capella Sansevero, repleta de símbolos esotéricos y misteriosos. Para tener una vista panorámica del Golfo de Nápoles id al Castillo dell´Ovo y subid hasta la Terrazza dei Cannoni, la vista del Vesuvio es espectacular. Para conocer el auténtico Nápoles perdeos en la Spaccanapoli, es la zona que divide la ciudad antigua entre norte y sur, allí os encontraréis con el Duomo on su Tesoro di San Gennaro, la Basílica di San Domenico Maggiore o Piazza del Gesú, y veréis la vida cotidiana con sus artistas, artesanos, los niños que juegan al fútbol y las motos.

A los niños les encantará el Ospedale delle Bambole, una tienda en la que los artesanos arreglan muñecas y juguetes antiguos. Si vais justo antes de la Navidad, en la Via San Gregoria Armeno hay mercadillos de navidad que no os podéis perder.

Y como no, comed pizza y más pizza, en Nápoles se come la mejor pizza del mundo.

*Podéis ver los alojamientos aquí.

Bueno y sin más espero que tengáis tiempo para hacer alguna escapada para poder superar la vuelta al cole, ya me contaréis.

¿Tenéis prevista alguna escapada antes de Navidad? ¿Sola, en pareja o en familia? Cuéntanos tus experiencias aquí.

MALASMADRES_VUELTAALCOLE-02

Han comentado...

  1. El buenpadre y yo nos estamos planteando hacer una escapadita en el Puente de Diciembre a la playita del Caribe…Me siento mas malamadre que nunca pero por otro lado creo k lo necesito,despues de un verano donde no he podido hacer mas de una semana seguida de vacaciones…La buenahija solo tiene 18 meses….Creis que hago bien o es demasiado pequeña??

  2. Hola!
    Jejeje, mi escapada es a lo grande pero con niña, ya lo veréis en el blog. Nos vamos 15 días al país del sol naciente, y creo que descansar no voy a descansar mucho, pero me apetece que Paula veo otros sitios y otras culturas.
    Besos.

    1. Eso sí que es un pedazo de viaje! Una gran experiencia para toda la familia.

  3. Bon dia!!!
    Gran post!
    Durante las vacaciones de agosto ya pensaba en una escapada a solas con el buenpadre. Ja, ja,ja……
    Buenoshijos de 5 años y medio y 18 meses. El de 18 meses tremendooooooooooooo, noooo, lo siguienteeeeeee!!! Madreeeee!!
    Así que sin más ya tenemos 2 escapadas reservadas para el próximo año. Pim pam!
    Y de aquí a diciembre una fijoooooo…..

    El de 18 meses no duerme del todo bien….pero la necesidad de desconectar y de estar en pareja, SOLOS, es tal que ya no nos sabe tan mal (como con la primera) de dejarlo con los buenoabuelos….Por unas noches…tampoco pasa nada, verdad???

    Que tengais buen dia….

    1. No pasa absolutamente nada, yo llevo 10 años, desde que nació mi hijo mayor, reservando una o dos escapadas al año a solas con el buenpadre. No todo en la vida son los buenoshijos.
      A disfrutarlo 🙂

  4. Nosotros en otoño siempre hacemos escapada a Asturias o a Pirineos.

    El año pasado el buen padre tuvo que pasar por el hospital y no pudimos, así que justo antes de Navidad nos fuimos de viaje a la Rivera Maya. Totalmente recomendable para todos los gustos y toda la familia: playa, naturaleza, ruinas mayas, parques acuáticos, snorkel espectacular, y relax margarita en mano al atardecer jeje

    Este año volvemos a nuestras rutas de monte, y hemos elegido el Valle de Arán. Tiene muy buena pinta.

    Gracias por las recomendaciones. Este post me lo voy a guardar!!
    Besos,

    Marta

    1. El monte es genial para el otoño, super desestresante y lleno de cosas estupendas para los niños.
      Los míos se traen un montón de hojas para secar y hacer manualidades después, palos de todos los tamaños y si ha sido buen año de lluvia en verano hay setas por todos los sitios para descubrir.

  5. Mañana salimos pitando para Córdoba¡¡¡ qué ganas. Gracias a que tenemos a la buenasuegra complice (junto con el buenabuelo) y se quedan a los dos retoños. Me parece fundamental para la pareja hacer escapadas, nosotros procuramos hacer al menos 1/2 al año. Cuando teníamos al buen hijo hasta nos íbamos una semanita de vacaciones luego al llegar la buenahija hemos ido reduciendo días en la escapada y les dejamos como mucho 3 noches. A disfrutar chicas¡¡¡

    1. Beatriz, cuando la cantidad está limitada, hay que incrementar la calidad de la escapada, así que ¡a por ello!, que lo disfrutéis.

  6. En breve me voy con el buen padre al hotel h10 punta negra en Mallorca un par de dias. Un paraíso aquí al lado. OS lo recomiendo a todas. Dos calas preciosas, un restaurante magnifico, SPA y paisaje mediterráneo. Recarga de pilas total!

  7. este diciembre será nuestra SUPER ESCAPADA. Con mayúsculas y a lo grande. 6 años después de la última escapada en pareja, nos resarciremos a lo grande. Costa Rica, 10 dias. Un sueño hecho realidad. Casi lloro al pensarlo. Nos “patrocinan” (me ha encantdo esta forma de expresarlo) los buenosabuelos maternos 5 dias y los buenosabuelos paternos los otros cinco. Se me encoge un poco el estómago pensando en que aquí dejo a los tres retoños, que son muchos dias, y que a ellos, aunque pequeños, les encanta viajar y se quedarán mirandonos con cara de “por qué no nos llevais”….Pero, pufff, 6 años son muchos años no? Supermalamadre, lo sé. Pero podré superarlo 😉

    1. Para superarlo, te recomiendo que no les mires esa carita de pequeños chantajistas.
      Os lo merecéis, así que aprovechad el “patrocinio”, que cuando volváis no querrán volver a casa después de tanto mimo de los buenosabuelos durante 10 días…

  8. Pues yo me voy en octubre un fin de semana con mis amigas a Londres!!! es poco tiempo y el buenpadre se queda con las buenashijas…pero lo necesito…bueno lo necesitamos todas las buenasamigas!!!! Ya planearemos una escapada con el buenpadre para compensar!!!

    1. Susana, me encanta tu planazo. Hay que desconectar de todo y qué mejor que con unas amigas.
      Londres te encantará, está lleno de cosas para hacer y para ver… y de pubs para ponerse al día con las buenasamigas 😉

  9. Pues esta malísimamadre, se ha pillado el puente de diciembre para una súper escapada a Dublin con las buenasamigas, así que el buenpadre se queda con los retoños en casa, y la menda-lerenda a desconectar del todo y a volver con las pilas cargadas de cara a las Navidades!

    1. Dublín es un destino genial para divertirse con las buenasamigas y olvidarse de lo demás. ¡Aprovechad vuestro tiempo juntas!

  10. Tenia planeado también irme a una playa en mi aniversario de bodas pero buen padre se quiere llevar a los niño y yo no también me da un poco de culpa dejarlos, veo que no soy la única jaja

    1. Katia piensa que a veces se necesita tiempo en pareja, pero decidáis lo que decidáis, disfrutarlo…, y por cierto, la culpa dura los 10 primeros minutos 😉

  11. Hola, pues si me iré con una amiga a pasar un fin de semana, para desahogarnos respirar aire limpio en la sierra madrileña, tomar un café, caña o copa tranquilas din que los niños nos interrumpan, dormir del tirón y sin que nadie te despierte.
    Pasarlo bien ????

    1. Pues un planazo Beatriz, sobre todo me gusta lo de dormir del tirón, aprovechad!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

X

La web del Club utiliza cookies para mejorar tu experiencia y hacerte ganar unos segunditos. Haz click en aceptar si estás de acuerdo. Aceptar Leer más